Oct 31 2007
290 lecturas

Economía

A DIARIO 100.000 PERSONAS DERROTAN AL HAMBRE: SE MUEREN

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

En su libro El Imperio de la Vergüenza –versión en castellano de Editorial Taurus, España, 2005– Jean Ziegler, abogado, llamado “el sociólogo del Tercer Mundo” y funcionario de las Naciones Unidas, describe los graves problemas que aquejan a la organización que agrupa 191 países; además devela las presiones y chantajes a que se ve sometido el Secretario General de la ONU por parte de EEUU y otras potencias y denuncia la metodolgía de tipo feudal que manejan las 500 multinacionales más poderosas de la Tierra.

“Los señores del imperio de la vergüenza organizan la escasez de servicios, de los capitales y de los bienes en función del máximo beneficio”, asegura Ziegler. El resultado es ominoso: millones de seres humanos son segados cada año, entre ellos no menos de 10 millones de niños que no sobrepasan los cinco años y mueren por desnutrición, epidemias, contaminación del agua potable y falta de servicios de salud.

Ziegler pone como ejemplo a las empresas farmacéuticas que adaptan sus precios a la situación económica del lugar. Un hecho las pone en la picota, desnudando su voracidad: de los más de 1.300 nuevos medicamentos que comercializan en el planeta, sólo 16 se desarrollaron para combatir algunas de las enfermedades “olvidadas” que afectan al tercer mundo.

“Las farmacéuticas –dice Ziegler– prefieren invertir en medicamentos que se puedan pagar a precio de oro en los países desarrollados que ofrecer medicamentos baratos para las familias del tercer mundo”.

Hambre es la tragedia

A mediados de junio de 2007 Jean Ziegler, Relator especial de la ONU sobre el derecho a la Alimentación, aseguró que el hambre, la desesperación y la incertidumbre angustiosa frente al futuro inmediato son las principales causas de las migraciones desde los países del Tercer Mundo hacia las naciones desarrolladas. Con ocasión de realizarse en Madrid, España, el II Foro Social Mundial de las Migraciones, el alto funcionario solidarizó con el reclamo de la ciudadanía universal y el derecho de las personas a establecerse –y trabajar– donde deseen.

En el mundo contemporáneo sólo los capitales y la soldadesca de los países “aliados” de Estados Unidos, o a sueldo de empresas militares privadas estadounidenses, pueden circular con plena libertad; para los ejércitos y las corporaciones no existen fronteras, situación más irritante si se considera la aparición de los denominados “ilegales” que de un modo u otro procuran establecerse día tras día en los países opulentos.

Ziegler asegura que los inmigrantes africanos no dejarán de intentar llegar a España –considerando que ese país es una de las principales puertas de entrada a Europa– pese a las trabas y el riesgo que presentan las rutas cada vez más largas que deben recorrer, porque es la única esperanza de sortear la pobreza y el hambre de sus propios países, que fueron saqueados por el poder colonial y en muchas ocasiones diseñados sin consideración alguna con las personas que en esos territorios vivían y sus culturas.

Más de 800 millones de personas padecen hambre en la actualidad y sólo en África más de un tercio de la población está mal alimentada. Jean Ziegler recordó durante el II Foro de las migraciones que cada cuatro minutos alguien pierde la vista por falta de vitamina A y que 100.000 personas mueren cada día como consecuencia directa o indirecta del hambre –cada cinco segundos un niño– y que “todo esto no es una fatalidad sino consecuencia del orden capitalista mundial, asesino y absurdo (…), ya que cuando un niño muere de hambre, muere asesinado”.

Las Naciones Unidas ante su extinción

El alto funcionario de la ONU no es optimista frente al rol que pudiera desempeñar la organización internacional de Estados para frenar esta situación, y piensa que la principal responsabilidad le cabe a Estados Unidos –su mayor contribuyente y beneficiario– porque desarrolla una política “de tortura, de secuestro y de violaciones de los derechos humanos” y tiene un “gran poder de chantaje”.

Califica de mercenarios bajo la bandera de las grandes corporaciones al Fondo Monetario Internacional y la Organización Mundial del Comercio, cuyas políticas de exigir liberalización total y privatización de las economías significa que los poderes estatales en el Tercer Mundo desaparecen dejando sin protección a sus habitantes.

Si bien el proceso de globalización –mundialización de la economía obedeciendo a pocos centros de planificación y poder– produce grandes riquezas, éstas se concentran en pocas regiones, aumentando la pobreza, según Ziegler: “como nunca se había hecho antes”.

La deuda externa es la soga que asfixia a los países en vías de desarrollo, sostiene este abogado suizo y católico, por cuanto los ingresos de las sociedades más pobres se destinan a pagar los intereses de la deuda y no se puede invertir en educación, salud, vivienda, obras públicas, etc…. Sin embargo Ziegler piensa que la Humanidad no está inerme frente al orden internacional que se impone desde el Norte: en democracia –dice– lo podemos todo si nos organizamos.

La adolescente ecuatoriana vejada en un vagón del tren de transporte público de pasajeros en la ciudad de Barcelona no padeció la golpiza y humillación en un lugar salvaje; quien la golpeó no dejó de caminar por las calles de la “ciudad condal” y nadie quiere recordar otras golpizas, otros malos tratos, las deportaciones belgas o el manoseo a mujeres latinoamericanas en los aeropuertos de España.

Los pobres son noticia cuando se mueren frente a la costa de Europa o por asfixia dentro de un vehículo abandonado a diez kilómetros de la frontrera estadounidense, hechos que permiten a las buenas conciencias apesadumbrarse por ellos y dormir en paz. Pero cuando los pobres resuelven asir su destino, como en Bolivia, se los mete en el catálogo del terrorismo. En este momento –mientras usted lee– un avión espía cruza el cielo de América para que los americanos a los que llaman latinos no osen sacudirse las esposas que los maniatan.

Fuentes

www.solidaridad.net.
– Agencia española de noticias EFE.
– Diario La Repubblica, de Roma, Italia.
www.rebelion.org.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario