Oct 12 2004
329 lecturas

Política

Argentina: la Triple Frontera y los fondos de Santa Cruz

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

El diario La Nación de Buenos Aires publicó el domingo 10 de octubre trajo dos notas sobre las que conviene detenerse a reflexionar.

 
1.- “Presuntos implicados”

“En la página cuatro el articulista Jorge Elías nos informa que:
 
“… después de los atentados contra las Torres Gemelas… el Pentágono creía que  Al-Qaeda tenía una sucursal (sic), o un cuartel general, en la Triple Frontera entre (la) Argentina, Brasil y Paraguay1, desde donde enviaba fondos recaudados entre la comunidad árabe a Osama ben Laden (…) Una semana después del 11 de setiembre de 2001, el tercero en jerarquía del Departamento de Defensa, Douglas Feith, propuso una respuesta militar que contemplaba el bombardeo y la invasión a Puerto Iguazú (Argentina), Foz de Iguazú (Brasil) y Ciudad del Este (Paraguay). (…)

 
“Aquel plan (el de invadir la triple frontera), expuesto ante el secretario Donald Rumsfeld y el subsecretario Paul Wolfowitz, fue rechazado por los generales del Pentágono: no querían embarcarse en varias campañas al mismo tiempo, previendo, desde luego, que el régimen talibán enclavado en Afganistán y las armas de destrucción masiva en poder de Saddam Hussein (agreguemos que la CIA había “descubierto” esas armas, igual que “descubrió” la pista árabe-musulmana en los atentados a la AMIA y a la Embajada de Israel en Buenos Aires el mismo día en que se cometieron…) iban  a ser las prioridades.

“La comisión bicameral del Capitolio que investigó los atentados contra Nueva York, Washington y Pensilvania (se refiere al avión supuestamente abatido en ese estado) concluyó que el plan en sí, elaborado por los expertos en cuestiones militares Michel Maloof y David Wurmster, luego asesor del vicepresidente Dick Cheney, era más amplio: incluía la Triple Frontera…”

 
Reflexiones

a)- Nos salvamos porque, en ese momento, el petróleo de Afganistán e Irak era más importantes y urgente que el agua potable del Acuífero Guaraní. Observen que no dice que Irak y Afganistán serían excluyentes, sino que “iban a ser prioritarios”.
Perpetrado lo de Afganistán e Irak, ¿quién sigue en la prioridad del “pueblo elegido con un destino manifiesto”? 

b)- La Triple Frontera ha pasado a ser oficialmente parte del “eje del mal”. Conviene que ningún  argentino, y menos sus dirigentes (especialmente los “amigos” de Bush), se hagan los distraídos sobre esa evidencia incontrastable.

c)- Esta brutal confesión de los dirigentes del “destino manifiesto” y del “eje del bien” debe servir al menos para que nunca más nos tilden de fantasiosos cuando demostremos el peligro (ahora ya no tan lejano, por lo visto) que corre nuestra integridad territorial ante la voracidad de EEUU y sus socios del G7, banqueros, multinacionales y otros avaros neoliberales o fundamentalistas de algo.

 
Conclusión

Cada día se hace más notoria la similitud del drama que sufrimos los argentinos en particular y los latinoamericanos en general, con el que padecen los árabes y especialmente los palestinos, iraquíes y afganos. Conviene tenerlo bien presente y estar alertas,  porque alguna relación debe haber entre ambos objetivos sagrados en la estrategia imperial, especialmente en la del “lobby” norteamericano-israelí, cuya existencia es hoy innegable e inocultable.

 
2.- Los fondos de Santa Cruz
y la ignorancia o la indecencia reinante

 
Como todos ustedes saben, el 5 de mayo de este año, los periodistas Adrián Salbuchi y Enrique Romero, patrocinados por el Dr. Juan Carlos Iglesias y el suscripto, denunciaron ante la Justicia Federal al presidente Néstor Kirchner, al gobernador Sergio Acevedo, y a otros altos funcionarios, por la “fuga” de centenares de millones de dólares de la provincia de Santa Cruz al extranjero. Nuestra denuncia tramita desde entonces ante el Juzgado Nacional de Instrucción en lo Penal Federal Nº 7, interinamente a cargo del Dr. Jorge Urso, y lleva el Nº 6662/04.

fotoDesde su inicio, hemos presentado al menos cuatro escritos ampliatorios, ofreciendo pruebas y sugiriendo cursos de investigación, porque el Juzgado no ha hecho prácticamente nada hasta hoy, mientras se van conociendo nuevos datos escandalosos de los desaparecidos fondos santacruceños. Todo ello lo hemos informado en su oportunidad a la prensa, incluida especialmente La Nación, medio al cual se lo hicimos llegar, además,  por al menos tres de sus periodistas o directivos.

Pues bien, ayer el mismo diario La Nación nos informa en su página 17, con grandes titulares y foto de estilo, que la brava señora Patricia Bullrich presentará -el miércoles (mañana) -el lunes 11, en su edición on line, dice “el jueves”- próximo ante la justicia federal una denuncia contra el presidente de la Nación, Néstor Kirchner, y el actual gobernador de Santa Cruz, Sergio Acevedo, en las que les imputa haber violado el art. 260 del Código Penal, por depositar en bancos del exterior fondos provinciales de las regalías petroleras.

 
Luego, en un muy extenso artículo, tal como corresponde que haga La Nación cuando una de las suyas -por algo se llama Patricia Bullrich Luro Pueyrredón- denuncia algo viejísimo y archiconocido, nos da hasta los más pequeños detalles (todos copiados de nuestros mencionados escritos) de la novísima denuncia de este ejemplo de Superagente 87, que además preside la Unión por Todos (los superagentes, quiere decir), uno de los 67 partidos políticos de la Capital Federal.


 
Reflexiones

a)- Patricia Bullrich etc. necesita alguien que le informe de vez en cuando lo que está ocurriendo en el país, porque por lo visto vive en las nubes. Y si tiene los pies sobre la tierra, lo que requiere es que alguien le explique la diferencia entre la ética y la decencia y sus opuestos.

b)- En cambio, el diario La Nación, que con total seguridad conocía nuestra denuncia, requirie urgentemente alguien que le enseñe lo que es realmente la libertad de prensa, la ética periodística y, quizás, la vergüenza.

c)- Nos llama la atención que en este súbito ataque de urgencia investigadora, la señora. Bullrich etc. denuncia a Kirchner y Acevedo por el art. 260 del Código Penal -que apenas contempla una pena menor de inhabilitación y multa- y no lo haga, como nosotros, también  por los arts. 174 inc 5º, 213, 248 y 261 que establecen pena de cárcel para este tipo de delitos.

 
Conclusión

Hemos sido objeto de un robo a la propiedad intelectual, que si no llega a los estrados judiciales es sólo por una cuestión formal: la ley exige que para configurar el delito de usurpación de propiedad intelectual, el robo se haga sobre una obra inscripta en el Registro respectivo. Nuestros escritos al Juzgado no fueron inscriptos en ese Registro, porque a nadie se le ocurre que alguien intentará robarle una denuncia penal… y a muy pocos -realmente a muy pocos- se le ocurre robarla.

Decimos robo y no “mexicaneada” porque esa acción mafiosa se produce cuando un grupo de ladrones, asaltantes de caminos, o contrabandistas le birla el botín a otro grupo semejante. Y en nuestro caso, hay un grupo (el nuestro) que, con seguridad, no es ladrón, ni asaltante de caminos, ni contrabandista de nada. Tampoco vivimos en la estratosfera.

——————————

* Abogado. Puede leerse del autor Amia, el atentado interminable, en: www.pieldeleopardo.com/modules.php?name=News&file=article&sid=401

Notas

1 Sobre la Triple Frontera puede leerse:

www.pieldeleopardo.com/modules.php?name=News&file=article&sid=169 (Foro de organizaciones sociales).
www.pieldeleopardo.com/modules.php?name=News&file=article&sid=4209 (Respecto del Acuífero Guaraní, la mayor reserva de agua potable de la región).

La fotografía de Patricia Bullrich -y su actual cónyuge- fue adaptada de la entrevista aparecida en la revista argentina Noticias (www.noticias.uolsinectis.com.ar/edicion_1386/nota_04.htm).

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario