Dic 22 2013
571 lecturas

EconomíaPolítica

Cayó el ministro de Economía uruguayo, por quiebra y subasta de Pluna

El ministro de Economía de Uruguay, Fernando Lorenzo, renunció al cargo, apenas horas antes de que la Justicia pidiera su procesamiento por “abuso de funciones”, en la causa por la quiebra y posterior subasta de la ex aerolínea de bandera Pluna.

Según anunció el presidente José Mujica, acompañado por el vicepresidente Danilo Astori, verdadero jefe del equipo económico neoliberal, mientras Lorenzo declaraba en los tribunales especializados en crimen organizado, el ahora ex ministro entregó su renuncia por propia iniciativa buscando facilitarle el camino a la Justicia.

Al comunicar su alejamiento, Mujica apoyó a Lorenzo y afirmó que el gobierno siente su pérdida y tratará de mantener las orientaciones generales diseñadas por el ministro renunciante. En esa línea, el mandatario dispuso que interinamente asuma el ministerio el titular de Interior, Eduardo Bonomi, hasta que la semana próxima se anuncie un sucesor definitivo, que podría ser el actual jefe del Banco Central, Mario Bergara, también cercano a Astori.

El ex presidente y precandidato del Frente Amplio, Tabaré Vázquez, transmitió su respaldo a Mujica por todas las decisiones que tome a partir de la renuncia del ministro. Vázquez aparece mediáticamente como si fuera quien decidiera en el país.

Conocida la renuncia, el fiscal Juan Gómez pidió el procesamiento sin prisión de Lorenzo, hombre del Frente Líber Seregni, que encabeza Astori, por presunto abuso de autoridad durante la tramitación, en 2012, de un aval bancario para que la empresa española Cosmo participara de la subasta por los aviones de la ex Pluna, quebrada en 2011.

La defensa de Lorenzo presentó inmediatamente un recurso de inconstitucionalidad sobre el pedido de procesamiento, por lo que la causa pasará ahora a la Corte Suprema de Justicia, que podría demorar meses en expedirse sobre el ex titular de Economía, quien quedó en libertad ayer por la tarde.

Lorenzo, economista, de 53 años, estaba en el cargo desde marzo de 2010 y había sido denunciado por senadores del Partido Nacional junto al ex presidente del Banco República del Uruguay (BROU) Fernando Calloia, por irregularidades en el aval que esa entidad financiera concedió a Cosmo. Calloia también se alejará del cargo, según adelantó la senadora Lucía Topolansky, esposa de Mujica.

De todos modos, Gómez solicitó también su procesamiento a la jueza Adriana de los Santos, aunque el pedido fue aplazado ya que la defensa de Calloia, funcionario de carrera del BROU, ligado al círculo de Astori, también planteó la inconstitucionalidad del planteo del fiscal, por lo que quedó en libertad hasta que se expida la Corte.

Por su parte, Vázquez le comunicó al vicepresidente del Frente Amplio, Juan Castillo, un dirigente sindical, toda la solidaridad con los dos compañeros que declararon ante la Justicia. El ex presidente le pidió a Castillo que fuera vocero de su postura. “Se trata de una situación que la Justicia está investigando, en la que todo indica a las claras que no está en tela de juicio la honestidad, porque no se habla de corrupción”, manifestó Castillo.

Lorenzo manifestó a la prensa local que su decisión de renunciar se debió a su intención de declarar sin ningún privilegio ante la jueza y agregó que si bien no esperaba el pedido de procesamiento, cuando una causa judicial llega a ciertas instancias consideraba necesario responder también a nivel político.

Además de los ahora ex funcionarios, Gómez pidió procesar a otras cuatro personas dentro de la megacausa Pluna, entre ellos al ex presidente del directorio de Pluna S.A., el argentino Matías Campiani, por estafa, según la denuncia presentada en su contra luego de la quiebra de la aerolínea, en 2011. La causa de Campiani y la de Lorenzo y Calloia son uru plunadistintas, pero a pedido del fiscal Gómez se unificaron y por eso se tomaron las decisiones esta tarde.

Gómez pidió asimismo, por falsificación de documento, el procesamiento del escribano que participó de la subasta de los aviones de la ex Pluna, Pablo Seitún. La megacausa Pluna está compuesta por tres investigaciones a cargo de la jueza y el fiscal, entre ellas la denuncia por las irregularidades en el aval en el proceso de liquidación de la ex Pluna.

También se indaga una denuncia presentada por el Partido Nacional referida a irregularidades en la gestión de la firma Leadgate, vinculada con Campiani, como principal accionista de Pluna entre 2007 y 2012.

La tercera línea es una denuncia que presentó la petrolera estatal Ancap, en la que acusó a los directivos de Leadgate de pagar combustible con cheques sin fondo. Cuando se anunció la quiebra, el 9 de julio del año pasado, Pluna operaba unos 250 vuelos semanales desde y hacia Argentina, Brasil, Chile y Paraguay, alrededor del 80 por ciento del total de vuelos en Uruguay.

El asunto de Pluna ha sido un gran dolor de cabeza para el gobierno de Mujica desde hace varios meses. El 15 de junio del año pasado, las autoridades uruguayas anunciaron un acuerdo para una salida ordenada con el Grupo Leadgate. Los legisladores uruguayos aprobaron el 17 de julio de 2012 la liquidación de Pluna, a instancias del Ejecutivo, debido a la crítica situación financiera de la empresa.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario