Feb 9 2009
310 lecturas

PolíticaSociedad

Foro Parlamentario Mundial, legisladores en busca de otro mundo posible

surysur

Los parlamentarios de América Latina, Europa y Palestina, reunidos en Belén de Pará, Brasil, los días 28 al 30 de Enero de 2009, apoyaron la propuesta del presidente venezolano Hugo Chávez para la convocatoria de una Conferencia de las Naciones Unidas al más alto nivel para transformar el sistema financiero y económico mundial en un sistema más justo, equitativo y democrático.
 
Asimismo, convocaron a los movimiento socialaes a sumarse a la lucha por una nueva arquitectura financiera mundial,. Los parlamentarios aprobaron la siguiente declaración final y resolución sobre la crisis financiera global.
 
Afirmando alternativas para la crisis internacional
 
La Red Parlamentaria Mundial (RPM) creada con el objetivo de articular en escala global la actividad parlamentaria en una perspectiva de izquierda y socialista, reconoce la necesidad de una mayor relación entre las luchas emprendidas a nivel parlamentario y las protagonizadas por los movimientos populares, sindicales, sociales, ambientales y otros.
 
En el contexto de la reciente crisis, la protección de los espacios públicos de las políticas neoliberales es una de las principales prioridades de nuestra acción. Aunque estamos ahora en condiciones de lanzar una gran ofensiva contra el neoliberalismo, este preserva todavía una gran capacidad de incidencia en las políticas gubernamentales.
 
El Estado debe trabajar en la protección y el mantenimiento de las economías, propiciando un equilibrio sin exclusiones; trabajando para superar la competencia desleal de los países que ofrecen subsidios; no usando los recursos públicos para salvar bancas privadas; preocupándose por la “Inversión Social” y la integración regional.
 
Reivindicamos un amplio debate en el ámbito de los organismos multilaterales de integración política, social y cultural, para llegar más allá de los límites de la economía de mercado, principal responsable de la preservación y ampliación de las desigualdades sociales y regionales.
 
La RPM defiende el cierre de todos los paraísos fiscales (of-shores) verdaderos centros de fuga y evasión fiscal criminal que retira enormes recursos del uso social, a favor del uso privado de los capitalistas; esta sería una de las medidas más importantes del combate a la crisis financiera y de la defensa de la transparencia en el mundo de los negocios.
 
Es fundamental la reorganización y reorientación de las instituciones financieras internacionales, tales como el Banco Mundial, el FMI y la OMC. Rechazamos la repartija de las presidencias de estas instituciones entre los Estados Unidos y la Unión Europea. Existe mucho más mundo más allá de las grandes potencias capitalistas. La nueva correlación de fuerzas en América Latina, que hoy cuenta con un vasto número de gobiernos de izquierda, debe proporcionar nuevas recetas para un desarrollo social y económico de nuevo tipo.
 
El Foro Social Mundial está en su 9ª edición. En este momento tan importante de la coyuntura internacional, debemos avanzar con un claro sentido de organizar un programa de intervención internacionalista, con vista a ser llevado a cabo por los gobiernos progresistas, que esperamos puedan avanzar en cada vez más países. La actividad envolviendo a los cinco presidentes de izquierda en el continente (Lula, Chávez, Evo Morales, Fernando Lugo y Rafael Correa) es parte de este rico momento vivido por el continente Americano.
 
Siendo Europa un espacio privilegiado de disputa geopolítica, los parlamentarios integrados a esta red, defienden la necesidad de una política externa europea de paz y cooperación, respetuosa del desarrollo de los países con quienes establece acuerdos de cooperación, que no sean dependientes de los intereses de las grandes corporaciones privadas, ni tampoco alineada con la estrategia del gobierno estadounidense.
 
La Ley de Migraciones, llamada “Directiva del Retorno” recientemente aprobada en la Unión Europea, debe ser objeto de combate y reflexión para la Red Parlamentaria Mundial. Los procesos de integración regional no pueden estar subordinados a intereses económicos y deben tener un carácter social y de desarrollo equilibrado y solidario. Es nuestro deber generar duras iniciativas contra las recientes olas xenófobas, que en Europa acumulan victorias políticas sucesivas, mientras que en América Latina asumen una nítida expresión en la delicada coyuntura boliviana y venezolana.
 
Como parlamentarios, miembros de partidos políticos, electos por el pueblo con compromisos de desarrollar a partir de las instituciones una acción que tiene los mismos objetivos que los movimientos sociales y el FSM, entendemos que tenemos un importante papel a cumplir en el ámbito de los foros sociales. Alertamos al Consejo Internacional del Foro Social Mundial de la necesidad de integrar las iniciativas originadas en la sociedad civil con las experiencias protagonizadas por los partidos populares, coaliciones de izquierda y progresistas.
 
Los objetivos del FSM son opuestos a los del Foro Económico de Davos. El FSM debe tener ampliada su capacidad de apoyar y organizar luchas políticas a través de todo el mundo. No debe tampoco subestimar la capacidad de transformación real de la sociedad a partir de los gobiernos progresistas.
 
Recursos naturales, política energética y sustentabilidad ambiental
 
Las políticas de diversificación de la matriz energética deben recibir de nuestra parte cada vez mayor atención; el planeta ha dado muestras manifiestas de estar exhausto a causa de la depredación y el uso indiscriminado de los recursos naturales de modo no sustentable. El desarrollo de sistemas de ahorro de energía, de mayor eficiencia en la utilización de energías alternativas, combina el objetivo de luchar contra el cambio climático con la creación de nuevos empleos y la apertura a industrias amigas del ambiente. Los objetivos sociales y ambientales pueden y deben ser combinados en el nuevo modelo de desarrollo que defendemos. Un modelo justo, equitativo, que abata las diferencias entre ricos y pobres dentro de cada país y entre las regiones del mundo.
 
Es necesaria una reducción del 40% en las emisiones de gases con efecto invernadero hasta el 2020 y llevarla a por lo menos un 70 a 90% en 2050, para poder limitar a 2 grados centígrados el aumento de la temperatura relativo a una fase pre-industrial. El mercado del COcolapsó, mostrando que las reglas del mercado no son la solución para controlar las emisiones.
 
En la próxima Conferencia de Copenhague, que debatirá un nuevo protocolo post-Kioto, deberá ser también aprobado un acuerdo sobre aviación y navegación internacional, bajo el riesgo permanente de desastres ambientales.
 
El agua es un bien público común que no puede ser entregado a la ganancia de operadores privados ni sujeto a las reglas del mercado. Es responsabilidad de los Estados garantizar a toda la población el abastecimiento de agua de calidad a precio justo.
 
La defensa de la biodiversidad es una cuestión fundamental de civilización que interroga al futuro y a los responsables políticos. Debemos trabajar en tres direcciones: 1.- Un proyecto general si perjuicios, con cooperación multilateral
2.- Una visión nueva de la política, marcada con nuestro ejemplo
3.- Dividir las responsabilidades para dar respuesta inmediata a las exigencias.
 
Apostamos a la revolución de la agricultura tradicional, como factor de soberanía alimentaria, de desarrollo y de creación de empleo y protección del equilibrio ecológico.
 
Democracia y Derechos Humanos
 
La defensa de los Derechos Humanos y las libertades de organización y movilización social encuentran en la RPM un legítimo aliado. En el ámbito de la articulación permanente de la RPM decidimos la creación de una comisión especial para acompañar las luchas sociales por libertades democráticas y de participación, más allá del formalismo institucional de las democracias liberales.
 
El cultivo de la democracia es esencial para nosotros. No existe un concepto único de democracia. Debemos conjugar la participación popular con la actividad parlamentaria institucional. La conquista del voto universal en el cual no hay distinción entre los ciudadanos constituye uno de los mayores progresos de la humanidad. Consecuentemente, los parlamentos deben afirmarse en no sucumbir ante agendas impuestas por los poderes ejecutivo y judicial. La actividad parlamentaria, a nuestro juicio tiene el carácter de debate político e ideológico permanente.
 
El avance de las nuevas tecnologías debe ser aprovechado por los parlamentos, en el sentido de estrechar los lazos entre la sociedad civil organizada y los movimientos sociales y sindicales, quienes deben tener un espacio privilegiado en esta nueva etapa.
 
Una de nuestras más importantes tareas es dotar a esta Red de una práctica feminista, en defensa de la mayor participación y desarrollo de las mujeres en el ámbito internacional en todos los niveles. Todavía prevalecen los vestigios del patriarcado en diversas partes del mundo, siendo la violencia física y el uso del cuerpo como supervivencia, realidades que no han cambiado todavía sustancialmente. Crearemos una comisión especial dentro de la Red para tratar este asunto, además del tráfico de seres humanos para explotación sexual y trabajo esclavo.
 
Apoyamos la iniciativa del Parlamento Centroamericano en la creación del Frente de Parlamentarios contra el Hambre y por la Seguridad Alimentaria.
 
Respaldamos la iniciativa de convocar una “Conferencia al más Alto Nivel en el marco de Naciones Unidas para abordar la Crisis Económica y Financiera Mundial y su impacto en el desarrollo”, exhortando desde este Foro Parlamentario Mundial 2009, a que se den cita los parlamentarios, se organicen y movilicen los movimientos sociales del mundo a Nueva York durante la celebración de la mencionada conferencia, con el propósito de presentar, desde los pueblos, propuestas para transformar el sistema de Bretón Woods y los mecanismos viciados del sistema económico mundial, hacia la nueva arquitectura económica y financiera internacional, denunciando al capitalismo y al neoliberalismo responsables de la actual crisis. Esta iniciativa es objeto de la resolución siguiente:
 
Resolución sobre la crisis financiera internacional
 
Expresando que la actual crisis financiera y económica mundial ha adquirido proporciones sin precedentes, como consecuencia de un periodo, en el cual la economía global creció sobre la base de la especulación y el consumismo de algunos países,
 
Considerando que los mercados financieros son globales y que la actual crisis financiera tiene efectos devastadores en todo el mundo, en particular en los países en desarrollo,
 
Considerando que la actual crisis financiera afecta adversamente el desarrollo económico y social de los países en desarrollo, en especial, a los pobres y excluidos del mundo.
 
Observando que las instituciones de Bretton Woods y sus políticas han demostrado ser ineficientes e incapaces de prevenir el surgimiento de los desequilibrios financieros globales que han causado la actual crisis,
 
Profundamente preocupada de que los rescates financieros adoptados para subsanar el impacto de la crisis financiera en los países desarrollados sean financiados, de manera directa o indirecta, por los países en vías de desarrollo,
 
1.– Rechaza el sistema financiero internacional orientado a la especulación que socava seriamente la capacidad de los países en desarrollo, para sociedades justas, incluyentes y solidarias;
 
2.– Subraya la urgencia de establecer, sobre nuevas bases, una institucionalidad financiera internacional plenamente incluyente y representativa de los intereses y necesidades de todas las naciones del mundo, y en especial de los países en desarrollo; que sustituya el oprobioso sistema financiero nacido en Bretton Woods, representado por el Banco Mundial y el Foro Monetario Internacional.
 
3.- Apela al cierre de todos los paraísos fiscales (off-shores), verdaderos centros de fuga y evasión fiscal criminal que retira enormes recursos de uso social en favor del uso privado de los capitalistas, esta será una importante medida de combate a la crisis y de defensa de la transparencia en la economía.
 
4.- Celebra la iniciativa del Presidente Hugo Chávez Frías de solicitar la convocatoria de una Conferencia de las Naciones Unidas al más alto nivel para transformar el sistema financiero y económico mundial en un sistema más justo, equitativo y democrático,
 
5.- Exhorta a los movimientos sociales del mundo a organizarse y movilizarse a favor de un nuevo sistema financiero y económico mundial fundado en los valores virtuosos de la justicia, la igualdad y la solidaridad, y a denunciar, en el marco de la Conferencia de la ONU, el capitalismo y el neoliberalismo responsables de la actual crisis financiera mundial.

 

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario