Mar 22 2011
289 lecturas

Política

Haití: Éxito de jornada electoral, pese a incidentes y errores técnicos

Wooldy Edson Louidor*

La segunda vuelta de las elecciones presidenciales y legislativas, que se realizó en Haití el pasado 20 de marzo, se desarrolló con una participación mucho más amplia de las y los electores que en la primera vuelta y en un clima de paz y seguridad, a pesar de dos casos de muerte, varios heridos, hechos de violencia y algunas irregularidades registrados de manera más bien aislada.

 

Muy temprano en la mañana del 20 de marzo, gran parte de las y los electores se dirigieron hacia las oficinas de votación para elegir a su futuro(a) presidente(a). En algunas regiones del país los ciudadanos haitianos debieron votar también para completar un total de 79 escaños en la Cámara de diputados y otros 7 para el Senado.

En su primer balance comunicado al finalizar la jornada, el Consejo Electoral Provisional (CEP) concluyó que “la democracia ha triunfado” y se dijo “satisfecho”, ya que la jornada electoral fue un éxito y se pudo corregir la mayoría de los errores técnicos cometidos en la primera vuelta del 28 de noviembre de 2010, precisó el organismo electoral.

Sin embargo, ocurrieron casos de violencia en Marre Rouge et en Marchand-Dessalines (en los dos Departamentos del Noroeste y Artibonite ubicado en el Norte respectivamente), donde se suspendió el proceso electoral, luego de que dos personas fueran asesinadas y varias otras heridas.

En otras zonas del país como en los Departamentos del Sur, del Noroeste, de Nippes y de Grand-Anse (ambos en el Suroeste) y también en la Isla de la Gônave (en el Oeste) se produjeron varios incidentes entre mandatarios y simpatizantes de los partidos políticos, entre policías y agentes de seguridad del CEP, entre policías y mandatarios, e incluso entre electores.

Pero dichos incidentes fueron más bien casos aislados que no influyeron en el clima de paz y seguridad que prevaleció en el conjunto del proceso electoral. Además, gracias a las fuerzas del orden y, en algunos casos, a la intervención de la misma población, se pudo restablecer la tranquilidad.

Se registraron también varios errores técnicos en el proceso electoral. Por ejemplo, llegaron tarde las boletas en algunos centros de votación principalmente en la capital Puerto Príncipe. Hubo confusión entre las boletas: algunas llegaron de manera equivocada a las regiones para las que no estaban destinadas. Algunos electores no pudieron votar porque no figuraron sus nombres en las listas electorales.

Importante despliegue de las fuerzas del orden.

Las fuerzas del orden, especialmente la Policía Nacional de Haití y los cascos azules de la Misión de las Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (MINUSTAH), se desplegaron a través de casi todo el territorio nacional, dentro y cerca de las oficinas de votación, para garantizar la protección y la seguridad de los electores, los mandatarios de los partidos políticos y los funcionarios del Consejo Electoral Provisional (CEP).

Se notó también una presencia significativa de los observadores nacionales e internacionales, principalmente los que hacen parte de la misión conjunta de la Organización de los Estados Americanos (OEA) y de la Comunidad del Caribe (CARICOM).

Actualmente se está terminando el proceso de recoger las actas procedentes de los centros de votación para encaminarlas hacia los centros de tabulación electoral donde se seguirá realizando el conteo de los votos.

Según la ley electoral, se espera la publicación de los resultados preliminares de la primera vuelta el próximo 31 de marzo para que, a más tardar el 16 de abril, se conozca el(a) sucesor(a) del actual presidente René Préval y la próxima Legislatura.

*Integrante del Servicio Jesuita a Refugiados para Latinoamérica y El Caribe (SJR LAC)

 

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario