Abr 4 2005
285 lecturas

Cultura

María Escudero: luto en las artes escénicas

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

(Altercom, Quito, marzo). Reconocida por su intensa actividad en la cultura y el teatro, María Escudero falleció en Quito el sábado 2 de abril, a la edad de 78 años. La directora, nacida en Córdoba, Argentina, residió en la capital ecuatoriana a partir de 1976, cuando tuvo que huir de la dictadura militar argentina.

De una sólida formación teatral, tuvo entre sus maestros a Marcel Marceau y estudió y admiró a Bertold Brecht y a Ionescu. Escudero poseyó un extraordinario carisma escénico y una gran cultura universal, lo que le permitía destacarse en cualquier escenario, desde una aula de clase, el patio de una escuela, comunas indígenas y campesinas –de los Andes a la costa– y estadios llenos o salas convencionales.

Fue autora de investigaciones culturales en Argentina y Ecuador, impulsó un teatro militante y comprometido con la liberación y la justicia social y ejerció la cátedra universitaria en su país natal y en Ecuador, su segunda patria. Fue también jurado del Premio Casa de las Américas y escribió numerosas publicaciones, artículos sobre arte y política y obras de teatro. Trabajó en Ecuador con organizaciones populares y de izquierda, activa en la solidaridad con los perseguidos del Cono Sur y contribuyó en la construcción de un movimiento de mujeres de sectores empobrecidos.

En las décadas del 60 y del 70 María Escudero impulsó en Córdoba el movimiento de Canto Popular y la creación del Libre Teatro Libre, agrupaciones que fueron reconocidas en Argentina y en Latinoamérica. En 1999 se realizó en Córdoba el Festival el Libre Teatro Libre María Escudero, ocasión en que recibió distintos homenajes públicos y la Universidad Nacional le otorgó el título de doctora honoris causa.

María Escudero: autorretrato

En su último discurso al recibir el Premio Manuela Espejo otorgado en 2004 por el Concejo Metropolitano de Quito y la Comisión de Género y Equidad de ese país, en el Día Internacional de la Mujer, María Escudero dijo:

“…¿Quién soy? Una maestra de primaria, que inició el camino prematuramente. Y una maestra de primaria levantándose con los que no terminaban de contar su verdad, ocultándola en el aula, en el patio, en el silencio, desde el miedo al conocimiento que provoca susto y desata sueños..

“Debo decirles que soy hija de la rabia y del grito latente contra los silencios y ocultamientos, informadísima en literatura e hitos históricos, cuadrada en números y, sobre todo, funcional en muchas habilidades aprendidas en la vida. Sólo eso soy.

“El teatro, que me sedujo desde muy niña gracias al circo, me ha comprometido conmigo misma y con mis propios silencios.

El teatro es mi vida desde que despierto… hasta que vuelvo a despertar. Y seguiré creyendo en él, en su belleza, en su pasión, en su locura y en las broncas habidas y por haber que implica el arte en nuestro continente… el arte en libertad”.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario