Sep 6 2011
322 lecturas

Opinión

Pastor José Oyarzún / Se nos vienen las tragedias

El presidente Hugo Chavez, de Venezuela, pronunciò un discurso en el cual dijo lo siguiente: “Maldigo al pueblo de Israel”. La Biblia Palabra de Dios dice: “ Bendecirè a los que te bendigan y maldecirè a los que te maldigan;” (Gènesis.12:3). La res puesta de Dios no se hizo esperar y en muy corto tiempo al Presidente Hugo Chavez, le diagnosticaron un cáncer que le estaba minando su salud.

Como ministro de Dios, no puedo callar y debo divulgar la Palabra de Dios, no con fines proselitista, sino que divulgar lo que Dios dice en su Palabra, recordándoles siempre que: “Dios odia y castiga el pecado, pero ama al pecador.”

Por eso, Dios demanda de nosotros predicar su Palabra, y el que la escucha sòlo tiene dos opciones: “Aceptarla o Rechazarla”. No se engañen ustedes: nadie puede burlarse de Dios. Lo que se siembra, se cosecha. El que siembra en los malos deseos, de sus malos deseos recogerá una cosecha de muerte.

Dios nos dice predica esto: “Si alguien enseña ideas extrañas y no està de acuerdo con la sana enseñanza de nuestro Señor Jesucristo ni con lo que enseña nuestra religión, es un orgulloso que no sabe nada. Discutir es en èl como una enfermedad; y de ahì vienen envidias, discordias, insultos, desconfianza y peleas sin fin, entre gente que tiene la mente pervertida y no conoce la verdad, y que toma la religión por una fuente de riqueza. Y claro està que la religión es una fuente de gran riqueza, pero solo para el que se contenta con lo que tiene.

Porque nada trajimos a este mundo, y nada podremos llevarnos, si tenemos què comer y con què vestirnos, ya nos podemos dar por satisfechos. En cambio los que quieren hacerse ricos caen en la tentaciòn como en una trampa, y se ven asaltados por muchos deseos insensatos y perjudiciales, que hunden a los hombres en la ruina y la condenación. Porque el amor al dinero es raíz de toda clase de males; y hay quienes, por codicia, se han desviado de la fe y se han causado terribles sufrimientos.”

Quiero recordar que en uno de mis escritos, hice referencia a lo que decía Dios en su Palabra, conforme a una Ley que el gobierno del Presidente Piñera envió al Congreso para su aprobación, para que los homosexuales pudieran vivir en parejas hombres con hombres y mujeres con mujeres.

Y la Palabra de Dios dice: “No te acuestes con un hombre como si te acostaras con una mujer. Ese es un acto infame. No te entregues a actos sexuales con ningún animal, para que no te hagas impuro por esta causa. Tampoco la mujer debe entregarse a actos sexuales con un animal. Eso es una infamia.” (Levìtico.18: 22-23)

Quiero repetir que es esa oportunidad manifesté también, que esta actitud del gobierno era un desafío a las leyes de Dios y que el gobierno prácticamente le estaba declarando la guerra a Dios. Y sostuve que Dios castigaría a Chile por este pecado. Y este castigo lo pagaríamos justos por pecadores.

Pedí oraciones a nivel internacional, para que las Iglesias Evangèlicas, oran por nuestra nación para que Dios no la castigara por este pecado. Hice en esa oportunidad una sugerencia al gobierno, para que esta ley fuera aprobada en un plebiscito, en dònde fuera el pueblo que se pronunciara, por su aprobaciòn o por su rechazo.

Sin ser profeta, señale que de aprobarse esta Ley, Chile sufriría por la ira de Dios y pagaríamos justos por pecadores. Sigamos orando para evitar que nuestra querida patria no siga siendo azotada por la ira de Dios, evitando asi futuras tragedias. Como la que hemos sufrido recientemente en la Isla de Robinson Crusoe con la perdida de 21 vidas de inocentes criaturas.
Oremos mis amados, que Dios Salve a Chile.

Quiero despedirme recordándole además, que esta Ley de los homosexuales que el presidente envió al Congreso para su aprobación es una Ley cuyo autor es el al actual ministro de Defensa, Andrès Allamand.

Misionero evangélico.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario