Nov 7 2005
246 lecturas

Política

SE REALIZÓ EN BUENOS AIRES II CUMBRE INDÍGENA

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

(Azkintuwe Noticias). Entre los días 27 y 29 de octubre se desarrolló la Segunda Cumbre de Pueblos Indígenas de las Américas en el Centro de Exposiciones de la Ciudad de Buenos Aires. El encuentro convocado por la Organización de Naciones y Pueblos Indígenas en Argentina y la Asamblea de las Primeras Naciones de Canadá (APN), despertó el interés de cientos de personas que centraron sus reclamos en el reconocimiento por parte de los gobiernos de la autodeterminación de los pueblos originarios.

La Cumbre dejó en claro que los gobiernos deben reconocer la libre determinación de los pueblos. En este sentido se convocó a expertos que analizaron estos asuntos durante las tres jornadas de trabajo. Además se planteó que las declaraciones de los Derechos Indígenas tienen que ser reconocidas definitivamente por Naciones Unidas y la OEA, lo cual constituye un reclamo sostenido desde hace años por los pueblos originarios. Al mismo tiempo se rechazaron las políticas de libre comercio promovidas en la región y la falta de sustentabilidad en el aprovechamiento de los recursos naturales.

“Hoy estuvimos trabajando más que nada en la elaboración de un documento final, que sería la Declaración de la Segunda Cumbre de los Pueblos Indígenas de las Américas”, dijo Noelia Chávez, una de las responsables del área de prensa de ONPIA, en conversación telefónica con el programa radial Abrepalabras, el pasado sábado 29 de octubre.

La Organización de los Pueblos Indígenas en Argentina, creada el 11 de octubre de 2003, surgió como la necesidad de ser una sola voz frente a los gobiernos, por parte de más de un millón de personas de unos 18 pueblos precolombinos. “Esta Declaración espera ser llevada a la IV Cumbre de las Américas, en Mar del Plata, con la intención de que los gobiernos atiendan nuestros reclamos”, adelantó Noelia.

El documento expresa las diferentes problemáticas por las que atraviesan los pueblos originarios, entre las que se destacan los conflictos de tierras, la falta de recursos y la necesidad de una educación multilingüe tendiente a la interculturalidad dentro de nuestra diversidad social. Pero “más que nada los pueblos originarios le están pidiendo a los funcionarios, al gobierno, que los reconozcan”, apuntó.

Algunas de las propuestas que se incluyen en la declaración final de la Cumbre tienen que ver con el aprovechamiento sustentable de los recursos naturales mediante la presentación de proyectos propios y la creación de espacios en los que se pueda trabajar “no solo la riqueza natural, sino social y cultural de los pueblos”, indicó Noelia, en un tono de voz apenas más alto que el del grupo de gente que la rodeaba.

“Todos los pueblos originarios, pero sobre todo nuestros hermanos del norte, están peleando y luchando mucho por sus tierras. Tierras que ellos siempre han trabajado. Es algo que tendrían que ver los funcionarios, los gobiernos, los de arriba”, dijo en referencia a los frecuentes desalojos y pérdida de tierras que sufren los pueblos originarios por parte de sectores privados asociados a los gobiernos provinciales y nacional en Argentina.

“Promovemos la regularización, la auto demarcación y titulación de las tierras, con el fin de dar seguridad jurídica a los territorios que hemos poseído, usado y ocupado desde tiempos inmemoriales y asegurar el desarrollo sostenible que satisfaga y garantice la identidad de los pueblos indígenas. Requerimos a los Estados, reconozcan y garanticen jurídicamente el derecho colectivo sobre nuestras tierras, territorio y recursos originarios; nuestra vida política, social y económica, asegurando la legitimidad y legalidad ancestral y reconociendo el principio de ejercerlo”, señala –en una de sus partes– el documento final.

————————————-

* En el periódico mapuche Azkintuwe (/www.nodo50.org/azkintuwe).

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario