May 10 2021
153 lecturas

Ambiente

Alerta por el riesgo de desaparici贸n de peces migratorios

  • La cantidad de bagres en la cuenca amaz贸nica y otros peces migratorios est谩 disminuyendo en los r铆os de todo el mundo. Los ambientes naturales, las personas y las econom铆as ya sienten los impactos. Las hidroel茅ctricas y otras obras de infraestructura, la sobrepesca y la contaminaci贸n son las principales causas.

Puerto Villarroel (en el departamento de Cochabamba, Bolivia) naci贸 en 1972 alrededor de una pista para aviones que transportaban prisioneros pol铆ticos o trabajadores de Yacimientos Petrol铆feros Fiscales Bolivianos (YPFB). La pesca siempre fue la principal actividad econ贸mica 聽para los pobladores de esta comunidad asentada a orillas del r铆o Ichilo, un afluente del r铆o Mamor茅. Sin embargo, hoy el聽futuro de sus pescadores est谩 amenazado por la reducci贸n significativa en la cantidad de peces desde la construcci贸n de las hidroel茅ctricas brasile帽as de Santo Antonio y Jirau, en el r铆o Madeira.

Las centrales, construidas entre 2008 y 2016, est谩n a unos 1.700 kil贸metros de la comunidad, bajando por los r铆os Ichilo, Mamor茅 y Madeira. Pero esta distancia, similar al trayecto por carretera entre las capitales Brasilia (Brasil) y Asunci贸n (Paraguay), no ha impedido que las represas afecten la migraci贸n y reproducci贸n de valiosos peces para las econom铆as y la alimentaci贸n de las familias del municipio.

La cantidad de dorados y otros peces migratorios est谩 disminuyendo en la cuenca amaz贸nica y en los r铆os de todo el mundo. Foto: Periodistas por el planeta.
La cantidad de dorados y otros peces migratorios est谩 disminuyendo en la cuenca amaz贸nica y en los r铆os de todo el mundo. Foto: Periodistas por el planeta.

Seg煤n un estudio publicado en la revista cient铆fica Neotropical Ichthyology por investigadores brasile帽os, bolivianos, argentinos y franceses, la cantidad media anual de peces en Puerto Villarroel se redujo de 24 a 16 toneladas despu茅s de la construcci贸n de las represas en el r铆o Madeira, una reducci贸n del 33 %. Algunas especies se vieron m谩s afectadas que otras. La presencia del dorado amaz贸nico en las pesquer铆as se redujo del 5,5 % al 鈥嬧0,4 %, una fuerte ca铆da del 93 %. El peso de los peces capturados tambi茅n disminuy贸. No se descartan extinciones y a煤n m谩s pronunciadas reducciones de poblaciones.

鈥淟as represas representan la principal causa de la disminuci贸n de la poblaci贸n del bagre dorado. La posible extinci贸n o la fuerte reducci贸n del聽Brachyplatystoma rousseauxii en la cuenca del Madeira tendr铆a consecuencias tanto econ贸micas como ecol贸gicas a escala regional. En Bolivia, la especie contribuy贸 a aproximadamente el 5 % de los desembarcos anuales de la pesca comercial y representa un valor econ贸mico real de m谩s o menos USD 56.000 anuales鈥, destaca el trabajo.

El Madeira es el afluente que aporta la mayor cantidad de sedimento de las altas monta帽as andinas al r铆o Amazonas. Sus nutrientes son valiosos para la fertilidad de las llanuras de inundaci贸n y para la pesca tanto en Brasil como en Bolivia. Hay alrededor de 1.500 pescadores artesanales registrados solo en el tramo medio del Madeira. Las crecidas del r铆o desencadenan la migraci贸n de las especies hacia la reproducci贸n.

Jirau y Santo Ant么nio fueron las primeras hidroel茅ctricas de la Amazonia con turbinas para la generaci贸n de energ铆a que no requieren grandes embalses. Tambi茅n fueron de las primeras que consideraron corredores para facilitar la circulaci贸n de los peces. Pero esto no ha frenado el cambio en la subida y bajada natural de las aguas ni dejado de afectar a las especies hasta 250 kil贸metros r铆o abajo, seg煤n un estudio publicado en Fronteras de la Ciencia Ambiental.

Puerto Villaroel y los r铆os Ichilo, Mamor茅 y Madeira, con las centrales el茅ctricas de Jirau y Santo Antonio.

Tras m谩s de dos d茅cadas investigando la Amazonia, Carolina da Costa Doria, postdoctora en gesti贸n de pesquer铆as por la Universidad de Florida (Estados Unidos), explica que las represas interrumpen la conectividad de los r铆os y alteran el movimiento, la alimentaci贸n y la reproducci贸n de los peces, especialmente los que sobreviven solo en largos tramos de agua dulce, como los grandes migrantes.

鈥淓stos depredadores son fundamentales para mantener el equilibrio ecol贸gico, la alimentaci贸n y los ingresos de las familias amaz贸nicas. Es necesario mantener grandes tramos libres en los r铆os y seguir la adaptaci贸n de la especie a las obras ya implantadas. Las nuevas represas tendr谩n repercusiones muy graves para las econom铆as y las personas que dependen de estas especies鈥, dice聽 Costa Doria, quien hoy es profesora en la Universidad Federal de Rondonia.

 

Crisis global

El drama de Puerto Villarroel no es un hecho aislado. Las poblaciones de peces migratorios se han reducido en un 76 % en varias regiones del planeta desde la d茅cada de 1970. Las p茅rdidas fueron mayores en Europa (93 %) y en Am茅rica Latina y el Caribe (84 %). Las tasas son m谩s altas que las de las especies terrestres y marinas. Para los cient铆ficos, sin embargo, es necesario seguir estudiando a煤n m谩s la situaci贸n de los peces en Asia, 脕frica y Ocean铆a.

Esta informaci贸n procede del primer informe mundial sobre peces migratorios聽publicado por la Fundaci贸n Mundial sobre la Migraci贸n de los Peces y la Sociedad Zool贸gica de Londres (Inglaterra). Tambi茅n del reporte聽脥ndice Planeta Vivo, un term贸metro de la biodiversidad mundial coordinado por el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en ingl茅s). Las especies de peces migratorios m谩s conocidas son la piramutaba, el salm贸n, el besugo, el pez manchado, la cachara, la pirarara, la curimba y el bacalao de los r铆os australianos.

鈥淟os peces son importantes desde el punto de vista cultural, especialmente para los pueblos ind铆genas; desde el social, para la recreaci贸n y la salud mental; desde el econ贸mico, para la pesca y otras actividades comerciales; desde el nutricional, como la mayor fuente mundial de prote铆nas; y desde el ecol贸gico, para mantener la biodiversidad y el equilibrio de los ecosistemas. Hay muy buenas razones para proteger los peces para las generaciones futuras鈥, detalla el profesor Lee Baumgartner, posdoctorado en Ecolog铆a por la Universidad de Canberra (Australia).

dorado o bagre
El dorado o bagre recorre 8000 km entre las regiones andinas y la desembocadura del Amazonas. Foto: Periodistas por el planeta.

En Brasil, los peces migratorios tambi茅n viven en cuencas como las de los r铆os San Francisco, Paran谩 y Uruguay. La Amazonia tiene m谩s de 50 especies migratorias, entre ellas la mayor maratonista de agua dulce. El Dorado recorre 8.000 kil贸metros entre las regiones andinas y la desembocadura del r铆o Amazonas. Pero, el gran campe贸n tambi茅n sufre por las acciones humanas. El dorado m谩s grande jam谩s registrado fue de casi 2 metros. Hoy en d铆a, miden la mitad.

Pao Fern谩ndez Garrido, m谩ster en Restauraci贸n de Ecosistemas de la Universidad Polit茅cnica de Madrid (Espa帽a), explica que la fragmentaci贸n de los r铆os por todo tipo de represas, la contaminaci贸n dom茅stica e industrial y la sobrepesca son la ra铆z de la mala situaci贸n mundial de los peces migratorios. Factores como estos han llevado a la enorme reducci贸n de las reservas naturales y pesqueras en el continente europeo.

鈥淧or primera vez en la historia, estimamos que hay al menos 650.000 barreras en los r铆os de 33 pa铆ses europeos. Pero estamos conscientes de que el n煤mero real de barreras es mucho mayor, alrededor de 1,2 millones. Hay, en promedio, alguna barrera cada dos kil贸metros en los r铆os de la regi贸n鈥, dice la ingeniera forestal y experta en remoci贸n o desmontaje de represas.

La represa Jirau en Brasil. Foto: Cortes铆a de Philip Fearnside.
La represa Jirau en Brasil.

La deforestaci贸n, que amplifica la crisis clim谩tica, tambi茅n complica la multiplicaci贸n de las especies. Los cambios de temperatura pueden desencadenar la migraci贸n y la reproducci贸n de los peces. Esto hace que dichos acontecimientos sucedan en momentos inadecuados, por ejemplo, en 茅pocas del a帽o en que las aguas est谩n bajas o no hay suficiente alimento en los r铆os para los adultos y las cr铆as.

En Sudam茅rica, solo en la Amazonia brasile帽a hay 221 represas hidroel茅ctricas en funcionamiento: 27 grandes, 102 medianas y peque帽as, y 92 microgeneradoras. Otros 35 est谩n en construcci贸n o empezar谩n a construirse, seg煤n un reportaje de InfoAmazonia. En el complejo del r铆o Madeira, hay planes para construir la planta binacional de Ribeir茫o, en Nova Mamor茅 (RO), y de Cachuela Esperanza, en el r铆o Beni, en Bolivia. Las medidas adoptadas para el paso de los peces en estas estructuras est谩n bajo observaci贸n y cr铆tica permanente de los expertos.

鈥淟os pasajes para peces a menudo son aprobados sin que se pruebe si estos beneficiar谩n a las聽especies migratorias.聽Los estudios demuestran que estas medidas pueden ser una trampa ecol贸gica, a煤n m谩s sin herramientas calificadas para seleccionar los mejores sistemas para ciertos r铆os鈥, afirma Luiz Gustavo Silva, del Instituto Federal de Tecnolog铆a de Zurich (Suiza).

Distribuci贸n de proyectos hidroel茅ctricos en la Amazonia brasile帽a. Fuente: InfoAmazonia.

El problema crece cuando los r铆os son bloqueados en zonas que deber铆an ser protegidas. Un an谩lisis publicado en Conservation Letters muestra que al menos 1249 grandes represas est谩n dentro de 谩reas protegidas en todo el mundo 鈥907 de ellas construidas despu茅s de la creaci贸n de las reservas.

Mientras tanto, la sobrepesca se vuelve a煤n m谩s cr铆tica en las regiones donde las poblaciones de peces ya est谩n bajo presi贸n. La producci贸n pesquera anual en la capital Porto Velho, del estado de Rond么nia, el mayor del sector brasile帽o de la cuenca del Madeira, es de 315 a 755 toneladas. Diez especies migratorias son las m谩s capturadas entre los diferentes peces conocidos en el r铆o Madeira.

El escenario tambi茅n es preocupante porque la Amazonia brasile帽a tiene las peores tasas de tratamiento de aguas residuales urbanas de todo el pa铆s. Capitales como Manaos (Amazonas), Bel茅m (Par谩), Porto Velho y Macap谩 (Amap谩) est谩n entre las diez ciudades brasile帽as que menos recogen y tratan sus aguas residuales. El escenario no es muy distinto en toda la Amazonia sudamericana.

R铆os libres

Norteam茅rica tiene la menor tasa de reducci贸n de las poblaciones de peces migratorios (28 %), seg煤n el primer informe mundial en la materia. Esto se debe a los mayores esfuerzos de investigaci贸n y vigilancia, la creaci贸n de 谩reas protegidas, la restauraci贸n de ecosistemas y la demolici贸n de represas obsoletas. Solo el a帽o pasado, m谩s de 1.500 kil贸metros de r铆os fueron liberados en los Estados Unidos.

Desde 2016, otros 3.200 kil贸metros han sido despejados en el r铆o Penobscot en el estado de Maine. Como efecto secundario directo, el n煤mero de arenques en el curso de agua ha saltado de unos pocos cientos a casi 2 millones. En Europa han comenzado acciones similares. No en Brasil. Hay un estudio para la eliminaci贸n de una represa de sedimentos en el r铆o Pandeiros, en la municipalidad de Janu谩ria, en el estado de Minas Gerais.

鈥淪e toman mejores medidas para contener la disminuci贸n de los peces migratorios cuando hay investigaci贸n y vigilancia. Necesitamos m谩s inversi贸n para profundizar la investigaci贸n m谩s que todo en las regiones con deficiencia de datos y adoptar las mejores medidas contra la disminuci贸n de estas especies, como mejorar la planificaci贸n previa a la ejecuci贸n de proyectos de generaci贸n de energ铆a鈥, dice Luiz Gustavo Silva, del Instituto Federal de Tecnolog铆a de Zurich (Suiza).

 

Anteriormente vinculado a la Universidad Federal de S茫o Jo茫o del Rei, en Ouro Branco (MG), el investigador es tambi茅n uno de los autores del estudio mundial sobre peces migratorios, y explica que 鈥渆l n煤mero de especies de peces migratorios amenazados, especialmente en Am茅rica Latina, es proporcionalmente menor que en otras regiones del mundo. Pero el resultado muestra que, si la tasa de disminuci贸n contin煤a, en un futuro pr贸ximo podr铆amos tener m谩s de estos peces incluidos en las listas de especies en peligro de extinci贸n鈥.

Para 茅l, la situaci贸n regional no es la m谩s cr铆tica porque todav铆a hay grandes r铆os fluyendo, especialmente a trav茅s de la Amazonia, amortiguando la disminuci贸n de las especies migratorias. No obstante, la construcci贸n y planificaci贸n de las represas contin煤a. Por eso aboga por mantener siempre grandes tramos libres de acuerdo con las caracter铆sticas de cada r铆o y las especies que viven en 茅l.

鈥淟os r铆os sin tramos libres son letales para los peces migratorios. Al igual que los jaguares, son indispensables para la conservaci贸n de grandes espacios y muchas otras especies. No habr谩 represas realmente sustentables con proyectos que sigan pesando m谩s que todas las variables econ贸micas. Necesitamos atacar este escenario con m谩s ciencia y debates p煤blicos sobre la generaci贸n de energ铆a y la conservaci贸n del medio ambiente鈥, recomienda.

Los tonos azules apuntan a los tramos m谩s libres de los r铆os. En rojo, los m谩s bloqueados. En verde, los intermedios. Fuente: 脥ndice Planeta Vivo, WWF.

De acuerdo a la investigadora Pao Rodr铆guez, los gobiernos y el sector privado siguen eludiendo los conocimientos y la tecnolog铆a del siglo XXI, y actuando con pol铆ticas y obras anticuadas, lo que aumenta los riesgos para el medio ambiente y las poblaciones m谩s vulnerables. Cree que es necesario afrontar la realidad y los desaf铆os, abandonar la hipocres铆a de los discursos 鈥渧erdes鈥 y 鈥渟ustentables鈥, y acabar de una vez por todas con la destrucci贸n de los ecosistemas que nos garantizar谩n un futuro m谩s seguro. 鈥淓n pa铆ses como Camboya y Vietnam, el 80 % de las prote铆nas que consume la gente proviene de peces migratorios. No tienen supermercados que vendan pescado tra铆do de miles de kil贸metros de distancia, sino que pescan y consumen el pescado local. Estamos hablando de la fuente de alimentos de millones de personas y de los empleos que desaparecer谩n con la construcci贸n de represas en sus r铆os. Estamos poniendo todo esto en riesgo manejando los r铆os al 鈥榚stilo europeo鈥欌, enfatiza.

*Esta publicaci贸n es parte de un proyecto period铆stico liderado por Periodistas por el Planeta (PxP) en Am茅rica latina.

 

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A帽adir comentario