Sep 17 2016
663 lecturas

Política

Argentina: política yanqui, economía china /Estudiantes en lucha

 

Guste o no, en el ciclo Macri, Argentina está encolumnado en la política de los Estados Unidos y sus aliados europeos. En cambio, desde el punto de vista económico trata de mantener y fortalecer los acuerdos con China, más de allá de sus preferencias políticas. Con la llegada al gobierno de Mauricio Macri era previsible el cambio de alianzas políticas internacionales.

El gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, desde aquél fallo de la Suprema Corte de Justicia de Estados Unidos que convalidó el reclamo de los “fondos buitres”, fue profundizando su distanciamiento de los organismos financieros internacionales y de las alianzas occidentales, privilegiando la relación con China, Rusia y el acercamiento a todo el grupo del BRICS. (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica).ar obama macri brindis

En nuestra américa esa política, que venía de antes, significaba la construcción de herramientas regionales (Mercosur, Unasur) y su acuerdo con los gobiernos de Venezuela, Brasil gobernado por Lula y Dilma Roussef, Ecuador presidido por Rafael Correa, Bolivia y su presidente Evo Morales.

Ahora, con Macri gobernando, la situación es –políticamente- bastante distinta. El macrismo le abre las puertas a los organismos financieros internacionales y su futuro depende –en buena medida- de las inversiones extranjeras. Simultáneamente no procura –ni mucho menos- el fortalecimiento de organismos como el Mercosur, Unasur.

Destituida Dilma, mejora las relaciones con el nuevo Presidente de Brasil. De ese modo se constituye en un baluarte de la política norteamericana para avanzar en los Tratados del Pacífico, que los norteamericanos venían impulsando después del fracaso del ALCA. Con una Venezuela que padece el acoso y la implosión, aquellas perspectivas de unidad regional han quedado viejas o se han esfumado, al menos por un tiempo. Ese es el tiempo del gobierno de este ciclo que hoy Macri representa políticamente y es un abanderado del giro político hacia Occidente, sus gobiernos e instituciones.

Otra cosa es el tema económico. En ese campo la situación de los países occidentales –sostenedores estatales del capitalismo actual- es compleja. No terminan de salir de una crisis económica que los viene acompañando en los últimos años. En ese marco y dada la condición que China –con bajo perfil- se viene constituyendo en la primera potencia económica mundial, nuestro país no tiene condiciones para dar marcha atrás en los avances de esa potencia en nuestra economía.

Esto se ha comprobado, más allá de los acuerdos generales firmados por Macri en su reciente viaje a Beijing, en cuestiones concretas y de mucha importancia: Centrales nucleares y represas hidroeléctricas.

arg atucha2 1Argentina tiene en carpeta la construcción de tres nuevas centrales nucleares. Se han cerrado los acuerdos para que 2 de ellas sean construidas por China, dejando de lado las objeciones planteadas por los técnicos del sector. Las razones de la opción por la centrales chinas fueron muy contundentes…China las financiaría.

Algo parecido sucedió con las 2 represas que se construirían en Santa Cruz. Después de muchas vueltas las mismas se harán con la intervención de las mismas empresas, originariamente licitadas. Entre ellas Electroingeniería, muy próxima al kirchnerismo. Cambiando algunas cantidades de turbinas, modalidades de funcionamiento y pasando a depender de la Nación y con el financiamiento chino se ha confirmado su construcción.

 El “mini-Davos” o una denominación poco feliz

Culminó en Buenos Aires un encuentro de importantes lobistas y funcionarios de empresas internacionales. Desde las usinas propagandísticas del gobierno no encontraron mejor idea que denominarlo “mini-Davos”. Más allá del impacto, que tal nombre puede suscitar, lo cierto es que solo con escudriñar un poco caeremos en la cuenta de la macana que se mandaron tales especialistas comunicacionales.

Sabemos que en Davos todos los años se reúnen los “dueños de la pelota”: familias reales, los principales accionistas de las empresas más importantes y un reducido núcleo de políticos que se juntan para hablar y acordar sobre el futuro de todos nosotros, más de 7 mil millones de humanos que poblamos la tierra. Por cierto que los argentinos aspiramos que los asistentes a este “mini-Davos”, funcionarios (en su mayoría no dueños) de empresas, no decidan por nosotros. Sabemos que esta democracia es muy limitada pero quisiéramos que ella –por lo menos- nos permita decidir algo sobre el futuro. El mensaje que nos mandan cuando denominan “mini-Davos” a este encuentro es que nuestro futuro depende de esta gente. Eso no es bueno.

Vayamos a las características de este “mini-Davos”. Lo organiza Richard Attias, un astuto marroquí, famoso por ser la pareja de Cecilia Ciganer Albéniz ex esposa de Nicolas Sarkozi, quien fuera Presidente de Francia. Attias es otro de los involucrados en los “Panamá Papers” y con cuentas en el estado norteamericano de Delaware, donde tiene su sede otro “paraíso fiscal”. Este pícaro organiza “giras internacionales” de lobistas y funcionarios empresariales. Buenos Aires fue la sede de una de esas estadías internacionales. Otras recientes se habían realizado en Gabón, Congo, Ruanda y Egipto.

De este Foro de Inversión  y Negocios de la Argentina, tal fue su nombre formal, formaron parte más de 2 mil invitados extranjeros. Por allí desfilaron varios gobear-minidavosrnadores amigos del gobierno, también lo hicieron miembros del gabinete y de la Corte Suprema, legisladores y políticos de diversos colores, no kirchneristas.  El interés del gobierno, más allá del show mediático, era lograr inversiones. Sobre esa idea montó su actual estrategia económica, pero las inversiones no aparecen. Independientemente de la opinión y experiencia histórica sobre el rol de las inversiones extranjeras hay que tener presente que, respecto a los países del sur de América, Argentina registra -en los últimos 5 años- la mitad de la inversión extranjera realizada en Chile y el 20% de la producida en Brasil y está por debajo de las inversiones arribadas a Colombia.

Durante el Encuentro hubo variados anuncios, entre los más importantes figuran los de Dow Chemical y Siemens, como una parte de los 40 mil millones de dólares que –dicen- ya están empezando a llegar y continuarían por varios años.

En sus diversas exposiciones, los funcionarios argentinos derrocharon buenas nuevas, que fueron recibidas con mucha precaución. La profundidad y extensión de los conflictos sociales, la poca garantía sobre la sustentabilidad de las políticas planteadas, a la luz de los avances y retrocesos producidos, dejaron la imagen que la Argentina no está entre las plazas importantes para la inversión extranjera.

El gobierno de Macri lo sabe y de allí surge su preocupación por lograr esas bocanadas de aire fresco para sus planes, que no tienen muchas otras alternativas. Los datos económicos que van saliendo siguen siendo negativos para el gobierno. Se acaba de publicar que la industria completó, para fines de julio, una caída del 7% respecto a un año atrás y que sigue la baja porque la actividad –en ese mes- fue un 0,5% inferior a junio. Por si esto fuera poco -mientras esperan dólares de afuera- se estima que los “verdes” que se han fugado desde principios de año suman 9  mil millones, bastante más que los que vinieron.

 Tarifa del gas: la formalidad de la “audiencia pública”cocina a gas

Se está cumpliendo el mandato de la Corte Suprema y se está realizando la Audiencia Pública que el gobierno macrista había omitido y que fue la principal causal de anulación de los aumentos planteados a partir de abril.

Hay 373 personas inscriptas para participar. Entre ellos hay ministros de energía de las provincias, legisladores nacionales y provinciales, dirigentes sindicales, integrantes de asociaciones de consumidores y diversas entidades empresariales. Si bien hubo importantes movilizaciones populares de organizaciones sociales, sectores sindicales y políticos de izquierda, gremios de las CTA y de la corriente Político Sindical Federal integrados a la CGT, no se registraron mayores incidentes y dentro del recinto solo hubo esporádicas expresiones de protesta por parte de algunas personas que no pudieron hacer uso de la palabra.

En el inicio habló el Ministro de Energía, Juan José Aranguren. Planteó que se hará un notable reajuste al aumento originariamente propuesto. Habría tres rangos de pago promedio mensual, según el nivel de consumo. Quedarían excluidos de estas consideraciones el 18% de los consumidores domiciliarios para los cuales se mantendría la “tarifa social”.

El 100% restante de consumidores domiciliarios pagarían –de acuerdo a lo dicho por Aranguren- según estos valores: Los de menor consumo (que abarcarían al 56% de esos consumidores) pagarían alrededor de $ 107, para los de consumo medio (el 31%) costaría $ 371 y quienes tengan los mayores niveles de consumo (13% restante) pagarían $ 953. Según esos números los aumentos oscilarían entre el 123 al 236%. Todo ello aproximadamente y sin contar con los impuestos que habrá que agregar.

Los incrementos serían a partir de octubre y habría nuevos aumentos semestrales recién durante el próximo año. Esa fue el planteo del gobierno, es probable que después de esta Audiencia, que no es vinculante, el gobierno haga algunas modificaciones, por ejemplo respecto a los clubes barriales. Aranguren señaló que el costo, para el Estado, de los subsidios actuales es de 5.700 millones de dólares anuales y que según el plan del gobierno dicho subsidio se eliminaría en octubre de 2019.

Uno de los mayores cuestionamientos es que no se discute el precio del gas a boca de pozo, que constituye el 70% de su valor final. Esa es una negociación reservada que hace el gobierno con las diferentes empresas extractoras. Para muchos allí está la clave de los precios gasíferos y del costo de los subsidios.

Anexo:ar-estudiantes

Estudintes en la calle: a 40 años de la masacre de la Noche de los Lápices

Miles y miles de estudiante se dieron cita el viernes 16 en distintas ciudades del país para conmemorar el 40º aniversario de una de las noches más trágicas de la dictadura cívico militar: La Noche de los Lápices, donde estudiantes secundarios, de entre 14 y 17 años, fueron secuestrados, torturados y desaparecidos en la localidad bonaerense de La Plata.

“Los lápices siguen escribiendo, Otras manos levantarán los lápices, Recordaremos el pasado y escribimos el futuro, Muy jóvenes para votar pero no para desaparecer, Cuando la juventud se pone en marcha, el cambio es irreversible; ¿Ven todo lo que podemos hacer con un lápiz?”, fueron algunos de los carteles que sostenían los estudiantes que reivindicaron la actividad política como herramienta de cambio social.

Aparte del la 40 conmemoración de “La Noche de los Lápices” los manifestantes abogaron por la defensa de la educación pública. El conflicto de los últimos días con la toma de escuelas secundarias en Capital, en reclamo de mejoras edilicias, así como el paro docente y las protestas de universitarios, se metieron de lleno en el aniversario del secuestro y tortura de los 10 alumnos secundarios ocurrido en 1976, nueve de los cuales también fueron asesinados.

ar-estudiantes1Los manifestantes, donde también había docentes, agrupaciones de derechos humanos y algunas gremiales sindicales, marcharon en la capital hacia la plaza de Mayo para reclamar frente a la Casa de Gobierno. El objetivo fue nacionalizar el reclamo de mayor inversión en el sector educativo. La movilización fue organizada por la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA) y la coordinadora Unificada de Estudiantes Secundarios (CUES).

Todo el recorrido se desarrolló en forma pacífica y sin incidentes. Algunos grupos quemaron muñecos e hicieron pintadas sobre el frente de la Jefatura de Gobierno porteño. Durante todo el recorrido de la marcha, los estudiantes secundarios entonaron cánticos contra el jefe de gobierno, Mauricio Macri, a quien reclaman mejores condiciones edilicias de las escuelas y un aumento del presupuesto a la educación pública.

“Macri facho, ni tu papá te quiere”, escribieron los jóvenes, mientras entonaban: “Macri, basura, vos sos la dictadura”. En el acto del final se leyó un documento donde se recuerda a los estudiantes asesinados hace 40 años y se repudia el tarifazo y todas las medidas contra el pueblo motorizadas por el gobierno de Macri.  

Los estudiantes también escucharon a varios de sus pares y ovacionaron a la Madre de Plaza de Mayo Nora Cortiñas, quien se hizo presente para apoyar la demanda de los jóvenes.
X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario