Ene 7 2017
777 lecturas

Política

Argentina: Siete desafíos para el 2017

 

Los desafíos a los que nos enfrenta este 2017 son múltiples y podríamos haber elegido cualquier número para analizarlas, pero optamos por el 7 por ser un número mágico y de la suerte. Siete son los pecados capitales, las maravillas del mundo, los días de la semana y los colores del arco iris, para Pitágoras era el número perfecto. Es mucho lo que deseamos para este 2017, para eso necesitamos la suerte y magia del 7, sin olvidar que 7 vidas tiene el gato.

1-El dúo Mauricio/Cristina se dirime entre economía y política

Ambos –Mauricio y Cristina- encontraron en la confrontación el camino para fortalecerse. Esto no es de ahora, viene de lejos, desde el momento que Cristina imaginó que lo mejor era que la sucediera Macri, con una imagen lejana a sus políticas y más distante aún en la posibilidad de erigirse en líder del peronismo. A Macri le convino porque lo ponía en el lugar de la alternativa al kirchnerismo gobernante. Ambos, más allá del compartido –algunas veces- aprovechamiento del aparato estatal, explotaron con fruición el rol autoelegido. De una u otra manera ese choque está en el centro de la política nacional en los últimos años. Es imaginable, ellos lo saben, que se aproxima el fin de esa lógica.

Este año 2017, con las elecciones de mitad de mandato y una definición sobre la marcha de la evolución economía, es posible que se vaya decidiendo el final de esa lucha que tanto beneficio les trajo. La suerte legal de Cristina, incluida la posibilidad de ir presa, no define este enfrentamiento. Ello será consecuencia de esta evolución. Que Cristina vaya o no presa, no solo no resuelve la situación sino que ella puede terminar sirviendo a una derrota o una victoria de la propia Cristina. Ambos contendientes conocen esa posibilidad. Por eso dudan sobre el modo de afrontar las instancias y consecuencias judiciales.

Las elecciones de mitad de período serán un aspecto importante aunque no  definitorio. De ninguna manera ellas podrán cambiar las relaciones de fuerza parlamentarias. El macrismo seguirá en minoría, en cualquiera resultado más o menos lógico. En 4 de las últimas 5 elecciones de este tipo perdió el oficialismo, no parece que esta vez sea muy distinto. Más allá del resultado general importa saber dos cuestiones: Cuál será el rol de Cristina en el ordenamiento interno del peronismo y los resultados de la Provincia de Buenos Aires, verdadero lugar de la batalla central.

Esas elecciones, sí tendrán un rol más importante al igual que la evolución económica, con vistas al 2019. La clave es si el gobierno logra o no torcer las actuales variables negativas sobre crecimiento, ocupación e ingresos. Si no lo hace su futuro será de suma fragilidad. Si lo logra nada lo exime de los riesgos que está creando para el mediano plazo pero sí es factible que el gobierno tenga cierta fuerza para llegar al 2019.

 2-Empieza el “Mundo Trump”

Sin haber comenzado a gobernar el “mundo Trump” está influyendo notoriamente sobre importantes hechos de impacto económico y político mundial. Esta semana hubo rotundas pruebas sobre lo dicho.

Ford, uno de los gigantes de la industria automotriz, entendió un crítico mensaje tuiteado por Trump. Esa empresa había anunciado un plan de inversiones en México por 1.600 millones de dólares, ahora hizo saber que esos dólares no irán a México y una parte de los mismos se re-direccionarán, para fabricar vehículos eléctricos en su propia planta de Michigan. Horas antes Trump había amenazado con imponer un “fuerte arancel” a los vehículos de General Motors fabricados en México. Había advertido “Las empresas no se van a ir de Estados Unidos, nunca más, sin consecuencias”. Los votantes de Trump festejan lo que México llora. El modelo de coche específicamente citado, Chevy Cruze, también lo fabrica la General Motors en Rosario.

En materia internacional Trump inició su “diálogo” con China. Éste será largo y engorroso. De acuerdo a lo esperado, comenzó el debate colocando en el centro a Corea del Norte. Dijo que ese país “acaba de asegurar que se encuentra en las fases finales del desarrollo de un arma nuclear capaz de alcanzar zonas de Estados Unidos. ¡Eso no ocurrirá!”. A renglón seguido hizo responsable a China por esa actitud.

3-Nuestra América en duda y revisión

Dos son las formas principales para abordar la evolución de la situación de Nuestra América. Una está referida a su posicionamiento estratégica respecto de China y los Estados Unidos, la otra acerca de su futuro entre la tendencia progresista que hubo en los últimos años y el regreso hacia posiciones más conservadoras, que van apareciendo.

Sobre el aspecto estratégico, los analistas consideran los efectos que pueden producir los anuncios de Trump. En general estiman que ello puede significar un cierto “abandono” norteamericano respecto de esta región. Mientras tanto China incrementa su ofensiva de intervención económica en la misma. Paradójicamente es China la que fundamenta su presencia tras las banderas del libre comercio.Resultado de imagen para lugo, lula, cristina

La otra cuestión tiene que ver con el propio rumbo de la región, que -por ahora- recorre dos trillados caminos. Uno es el progresismo en retirada y que aspira a volver de la mano de Lula en Brasil, el cura Lugo en Paraguay y Cristina en la Argentina. La otra perspectiva se inclina hacia las posiciones más conservadoras, que encabezan la Argentina de Macri, el Paraguay de Horacio Cartes y el Perú de Pedro Pablo Kuczynski.

No parece que durante el año que se inicia haya otras corrientes que propongan alternativas fuera de las vías señaladas. Aunque es probable que los pueblos cansados de estos caminos poco conducentes empiecen a construir otros destinos

4-Iglesia y nuevos rumbos

Estamos a 40 años del “Manifiesto de los 18 obispos del Tercer Mundo” que significó un intento de poner de pie un nuevo tipo de cristianismo, alejado del poder y cercano a las necesidades de los más humildes. Al amparo de ese “Manifiesto”, encabezado por el brasileño Helder Cámara, se desarrolló la “Teología de la Liberación” que conmoviera –desde abajo- los cimientos de buena parte de la Iglesia Católica. Esas experiencias padecieron el ahogo oficial, promovido desde las cúpulas institucionales del mundo eclesiástico.

En estos tiempos, desde la cúpula vaticana, con el argentino Jorge Bergoglio como Papa Francisco, la Iglesia retoma algunos aspectos de aquellos legados. Este año lo coloca ante la disyuntiva de ir comprobando si esas modificaciones avanzan y se consolidan o si ellas se desvanecen y se agotan como el intento temporario de un papado por poner a la Iglesia a la altura de las demandas de estos tiempos.

 5-La humanidad en peligro y el planeta teme

El mito del progreso indefinido, que se hizo fuerte desde fines del siglo 19 con el industrialismo y el cientificismo como banderas, la expansión del desarrollo capitalista como meta y la acumulación de ganancias como obsesión, están creando las condiciones para poner en peligro la humanidad y a todo el planeta.

Los humanos actuamos como si el planeta, que nos da los elementos vitales, ha sido y siempre seguirá siendo igual a lo que hoy conocemos. Cuando lo pensamos un poquito sabemos que eso no es cierto pero nos cuesta cambiar de conducta y muchos más a los grandes intereses que dominan al mundo.

Solo unos pocos datos nos dan una dimensión de lo que está aconteciendo.

La escasez de agua es creciente, ya afecta a 1200 millones de personas. Uno de cada 5 habitantes del planeta padece este drama. El consumo del agua crece 2 veces y medio más rápido que la población. La devastación pesquera de los mares es otra muestra de los desafíos a enfrentar, según la ONU para el 2050 –si no hay cambios en materia de pesca- se habrán agotado la reserva de peces. Otro mal global, de múltiples efectos es la deforestación. Ésta afecta a la capa de ozono porque la deforestación es, después del consumo de combustibles fósiles, el principal responsable de la emisión de los gases, que están en la raíz del actual “cambio climático”.

Pero la tala de árboles también está directamente vinculada a las inundaciones porque le va quitando al suelo su natural capacidad de absorción. En esta brevísima descripción de los desafíos, que algún día habrá que asumir, que tenemos los humanos sobre los males que nos matan y destruyen al planeta no puede faltar la mención a los agentes químicos –como los agrotóxicos-, que envenenan la tierra y la comida que todos los días ingerimos.

 6-Avanzan las mujeres y el machismo cultural estalla

No quedan dudas que formamos parte de una cultura machista fuertemente arraigada en los diferentes estratos de la sociedad. También es cierto que las mujeres adquieren, día a día y en todos los niveles sociales, mayor peso en la sociedad. En la cúspide de la pirámide social –por niveles de ingreso- las mujeres son mayoría entre quienes acceden a los estudios superiores. En ese mismo sentido son mayoritariamente mujeres quienes logran egresar. Algo semejante ocurre en los escalones más bajos de la misma pirámide.

En las barriadas populares y Villas Miseria son mayoritariamente mujeres las que están al frente de esos hogares. Ello se manifiesta en que son el pilar sobre el cual se apoya la familia y también en el sostenimiento de las variadas luchas reivindicativas de esos sectores. Dicho esto recordemos que estos avances no se manifiestan en las diferentes estructuras de poder de todo tipo. Es por eso que se puede decir que estamos recorriendo una verdadera transición de una sociedad machista a otra con fuerte presencia y predominio de las mujeres.

La actual, dramática y cotidiana, oleada de femicidios no parece que sea ajena a estas consideraciones. Culturalmente, el machismo predominante no alcanza a comprender este avance de las mujeres y por las más variadas razones puntuales reacciona del modo que todos los días avergüenza a la raza humana.

 7-Los jóvenes –si desechan- decidirán

Es un lugar común decir que el futuro pertenece a los jóvenes. Esta es una frase ambivalente. Desde el punto de vista biológico será así. Efectivamente, en algún momento, los jóvenes de hoy tendrán las mayores responsabilidades de todo tipo. Eso no quiere decir nada porque pueden llegar a tener funciones directivas para reproducir lo que hoy está aconteciendo o… incluso algo peor.

Distinto es el caso si aquella afirmación se refiere al hecho de mantener vigentes sus ideales juveniles, a pesar del paso del tiempo y para el momento que les toque asumir responsabilidades. Desde este punto de vista ello será posible si esos jóvenes son capaces de desechar/negar los errores/horrores de la sociedad actual. En ese mundo construido sobre otros valores es posible pensar y decir que ¡el futuro pertenece a los jóvenes!

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

1 Comentário

Comentarios

  1. norma ferreyra
    10 enero 2017 21:36

    No lo veo posible. Y se encargó el sionismo internacional, el eje del mal del poder económico de hacer que los jóvenes piensen cada vez menos. Estan dopados con whatsupp y las redes sociales, son autistas sociales, que forman un clan impenetrable, aislado del resto. Son jóvenes adictos a las relaciones virtuales, acompañados por padres jóvenes, que pretenden hacer lo mismo.
    El poder mundial se aseguró el triunfo con esta forma rara de comunicación, donde las multinacionales de la telefonía, otorga un servicio gratuito, para que le reditúe en un futuro, entregándole gente sin conocimientos, sin responsabilidad, adictos de las reces sociales y esclavos