1331 lecturas
Feb 15 2016

Cultura

El Botón de Nácar, un magnífico documental y una reflexión necesaria sobre el regreso de los quintos centenarios

Patricio Guzmán nos ha vuelto a sorprender con el segundo documental de lo que va a ser una trilogía sobre su país, Chile. El director chileno continúa la senda iniciada en Nostalgia de la Luz combinando el rigor histórico con la poética narrativa y visual. Si en el primer documental de la trilogia partía del desierto de Atacama, lugar privilegiado para observar las estrellas y los sueños truncados de una nación, El Botón de Nácar parte de los océanos y del agua como elementos fundamentales para la vida, en una nación que curiosamente da la espalda al mar a pesar de los miles de kilómetros de costa que posee.