Dic 17 2011
410 lecturas

Política

Cristinismo: Trascender al peronismo y sortear la crisis económica mundial

La amplitud y ambigüedad de esta figura penal hizo que muchos organismos de Derechos Humanos, hasta el CELS -que dirige el ultra oficialista Horacio Verbistsky- advirtieran sobre los peligros que la misma encierra. Las usinas oficiales explican su importancia para “poner en caja” a quienes conspiran contra políticas estatales mediante “corridas” bancarias.

TV: La atracción de lo morboso

Es posible que la morbosidad acompañe a la naturaleza humana pero no cabe duda que, en estos últimos tiempos, los argentinos hemos desarrollado un gusto especial hacia la misma. Cuando se piensa en muchos noticieros televisivos, en los programas de mayor rating, nos queda la misma duda que tenemos acerca de “quién fue primero: el huevo o la gallina”.

No es fácil determinar si estos espectáculos responden a esa demanda del costado morboso de cada uno de nosotros. Si –por el contrario- ese costado es consecuencia de los estímulos que recibe, sobre todo desde la TV.

¿A que viene todo esto?
En estos recuentos de datos que se producen cada fin de año hay uno que llama la atención. Los nombres que las familias argentinas más usaron para poner a sus hijos son Benicio y Santino.
Benicio es el personaje más cruel y cínico de “Herederos” una de las telenovelas de moda del corriente año. Santino es –a su vez- uno de los hijos de Don Corleone el personaje de “El Padrino” la famosa película sobre la mafia que ha vuelto a ser exhibida, con gran éxito, en los últimos meses. 
Pero no solo eso, la “crónica rosa” de las revistas y programas de espectáculo informan que algunos avisos que estaban a cargo de Julieta Díaz, una actriz dedicada a su profesión, ha perdido espacios que fueron ocupados por Juana Viale, la nieta de Mirta Legrand y habitué de variados escándalos. Una suerte parecida habría corrido, según esas mismas fuentes, Guillermo Francella en algunos avisos que ahora están a cargo de Alfredo Casero. También en este caso el primero privilegia su tarea actoral, mientras que el segundo hace de la provocación y el  escándalo una forma de vida.
 

En el caso de los nombres más utilizados, en las inscripciones ante el Registro Civil, se trata de un tema personal que tiene que ver con algo íntimo que la pareja y su entorno privilegia. Cada lector tendrá su propia explicación sobre la razón por la cual se eligen nombres expresivos del cinismo y la maldad.
 

En el caso de los avisos publicitarios estamos ante un negocio y las personas elegidas tienen que ver con costosas campañas, de modo tal que la elección de quienes son parte del escándalo indica que eso “cae bien”, “eso vende”, de lo contrario no serían elegidos.

Las razones también quedan a juicio de cada uno.
Lo que sí queda claro es la sideral distancia entre estos nombres y los de otros tiempos donde a los hijos se les daba el nombre de libertarios luchadores o figuras de la historia o la publicidad se hacía usando el “modelo” de figuras que inspiraban respeto y seriedad. Algo ha cambiado…

 *Analista de Question

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario