Ene 18 2005
299 lecturas

Política

Ecuador: suben las aguas, pero todavía no hay inundación

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

El Consejo de la Organización de nacionalidades indígenas del Ecuador continuará su política de oposición frontal al gobierno del presidente Gutiérrez, al Plan Colombia, y al tratado de libre comercio con EEUU. El nuevo presidente de la CONAIE señaló también que lucharán contra las privatizaciones de los servicios públicos y el pago “inmoral” de la deuda externa.

En su discurso inaugural Luis Macas anunció también la firma de un convenio con organizaciones cubanas con miras a erradicar el analfabetismo de las comunidades rurales.

Tras recibir el bastón y lanza ceremoniales, el nuevo presidente de la CONAIE se refirió con extrema dureza a los que calificó de intentos para”dividir al movimiento” lleva¡cabo el gobierno de Lucio Gutiérrez, utilizando para ello “el dinero de los ecuatorianos”. No se produjeron los incidentes que se temieron durante la noche del jueves y madrugada del viernes 14 de enero (ver Tiemblan Los Andes).

Macas, de la nación Sarakuro llamó a todas las organización populares e indígenas a frenar y hacer imposible la firma del Tratado de libre comercio con EEUU, e instó a trabar duramente para recoger la cantidad necesaria de firmas para obligar a un plebiscito que se pronuncie acerca de la privatización de los servicios de agua potable, la privatización de los recursos naturales y la nueva concentración de la propiedad de la tierra.

Ni sal ni agua al gobierno

Cualquier ilusión sobre el apaciguamiento de las naciones originarias ecuatorianas se volvió nada. Luis Macas anunció, entre vítores, la oposición frontal de la CONAIE a prácticamente todos los actos de gobierno, interpretados como agresiones a la cultura, valores y supervivencia de las comunidades.

Respecto del Plan Colombia -la estrategia estadounidense para levantar una cabeza de puente que le permitirá intervenir en forma directa en asuntos internos latinoamericanos so pretexto del combate al cultivo de estupefacientes y narcotráfico- dijo que recibió un mandato para diseñar un frente común de oposición a la regionalización del conflicto colombiano, que suele golpear al Ecuador al obligar a algunas comunidades fronterizas y amazónicas a dejar sus territorios y modos de vida.

En el orden institucional manifestó la negativa indígena a que Ecuador suscriba el acuerdo exigido por la Casa Blanca para otorgar inmunidad a militares y personal estadounidense en la eventualidad de que cometan delitos en Ecuador y, yendo más allá, planteó la reconstitución de los parlamentos indígenas. La crisis ecuatoriana, dijo, es de orden político por lo que su única salida es también política.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario