Mar 13 2013
3552 lecturas

NoticiasPol铆tica

,

El jesuita argentino Jorge Bergoglio se convirti贸 en el Papa Francisco I

El arzobispo de Buenos Aires, Jorge Begoglio, de 76 a帽os, fue elegido como Sumo Pont铆fice en el segundo d铆a del c贸nclave en el Vaticano. El nuevo l铆der de la Iglesia Cat贸lica, que eligi贸 como nombre Francisco I, asumi贸 ante los cardenales en el altar de la Capilla Sixtina y luego sali贸 al balc贸n, frente a la plaza San Pedro, donde concedi贸 la bendici贸n 芦urbi et orbi禄 y homenaje贸 a su antecesor Benedicto XVI.

芦El deber de un c贸nclave es dar un obispo a Roma y parece que mis hermanos cardenales han ido a buscarlo al fin del mundo禄, expres贸 Bergoglio, quien es el primer latinoamericano y el primer jesuita en ser Papa.

Desde la muerte de Juan Pablo II el 2 de abril de 2005, el arzobispo de Buenos Aires fue considerado uno de los candidatos a tomar el lugar del Sumo Pont铆fice. Incluso fue el m谩s votado detr谩s de Joseph Ratzinger. Cosas de la vida: Ratzinger fue miembro de las juventudes nazis y a Bergoglio se le acusa de connivencia con la 煤ltima dictadura argentina.

La decisi贸n se produjo m谩s r谩pido de lo esperado, en el primer d铆a completo de votaciones de los 115 cardenales electores, quienes se recluyeron tras los muros de la Capilla Sixtina el martes por la tarde. Benedicto XVI fue elegido en el 2005 despu茅s de cuatro votaciones.

Ning煤n c贸nclave moderno ha alcanzado una decisi贸n el primer d铆a, que se considera un filtro para determinar cu谩les son los verdaderos favoritos para las siguientes votaciones.

Una jubilosa multitud congregada en la Plaza San Pedro comenz贸 a aplaudir cuando emergi贸 el humo blanco, tras haber esperado en medio de una persistente lluvia y el viento helado para presenciar un momento hist贸rico.

En Buenos Aires, tras conocerse la noticia, feligreses se juntaron en torno a la Catedral porte帽a. 芦Va a restaurar la Iglesia como lo hizo Francisco禄, dijeron emocionados. 芦Ojal谩 que esto nos ayude y podamos estar unidos禄, rezaban otros.

La presidenta argentinavaticano Jorge-Bergoglio-Cristina-Fernandez

A trav茅s de una carta, la presidenta Cristina Fern谩ndez de Kirchner salud贸 al Papa Francisco I, el argentino Jorge Bergoglio, tras haber sido elegido como la m谩xima autoridad de la iglesia cat贸lica. Adem谩s, a trav茅s de su vocero, Alfredo Scoccimarro, confirm贸 que asistir谩 a la asunci贸n en el Vaticano.

芦En mi nombre, en el del Gobierno argentino y en representaci贸n del pueblo de nuestro pa铆s, quiero saludarlo y expresarle mis felicitaciones con ocasi贸n de haber resultado elegido como nuevo Romano Pont铆fice de la Iglesia Universal禄, expres贸 la mandataria en una misiva que subi贸 a su cuenta de Twitter.

芦Es nuestro deseo que tenga, al asumir la conducci贸n y gu铆a聽 de la Iglesia, una fruct铆fera tarea pastoral desempe帽ando tan grande聽 responsabilidades en pos de la justicia, la igualdad, la fraternidad y de la paz de la humanidad禄, agreg贸 la jefa de Estado.

El 226聽

El Sumo Pont铆fice electo por los 115 cardenales se hizo presente en el balc贸n del Vaticano frente a los miles de fieles que se congregaron en la Plaza de San Pedro para darle la bienvenida. Se trata del primer no europeo en ocupar el cargo.

Bergoglio ser谩 el pont铆fice n煤mero 266 en los 2 mil a帽os de historia de la Iglesia, una instituci贸n que atraviesa por una crisis causada por esc谩ndalos de abusos sexuales, disputas y burocracia al interior del Vaticano y la propagaci贸n del secularismo.

Bergoglio naci贸 en el barrio argentino de Flores de Buenos Aires el 17 de diciembre de 1936. Estudi贸 como t茅cnico qu铆mico pero opt贸 por entrar a la Compa帽铆a de Jes煤s.

Vinculan al nuevo papa con dictadura argentina

vaticano videla y bergoglio聽Jorge Mario Bergoglio lleg贸 al sacerdocio a los 32 a帽os, casi una d茅cada despu茅s de perder un pulm贸n por una enfermedad respiratoria y de dejar sus estudios de qu铆mica. Pero pese a su ingreso tard铆o, en menos de cuatro a帽os lleg贸 a liderar la congregaci贸n jesuita local, un cargo que ejerci贸 de 1973 a 1979. Su ascenso coincidi贸 con uno de los per铆odos m谩s oscuros de Argentina, lo que le depar贸 fuertes cr铆ticas: la dictadura militar que gobern贸 el pa铆s entre 1976 y 1982.

El cuestionamiento remite al secuestro de dos jesuitas detenidos clandestinamente por el gobierno de facto por hacer tareas sociales en barriadas de extrema pobreza. Seg煤n la acusaci贸n, Bergoglio les retir贸 la protecci贸n de su orden religiosa. Ambos p谩rrocos sobrevivieron a un encierro de cinco meses.

El se帽alamiento consta en el libro El silencio, del periodista Horacio Verbitsky, tambi茅n presidente de la entidad privada defensora de los derechos humanos CELS. Se apoya en manifestaciones de Orlando Yorio, uno de los jesuitas secuestrados, antes de fallecer por causas naturales en 2000.

鈥淟a historia lo condena: lo muestra como alguien opuesto a todas las experiencias innovadoras de la Iglesia y sobre todo, en la 茅poca de la dictadura, lo muestra muy cercano al poder militar鈥, se帽al贸 tiempo atr谩s el soci贸logo Fortunato Mallimacci, ex decano de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires.

Adem谩s, Jorge Bergoglio fue citado por la justicia de Argentina como testigo en el caso que juzgaba a responsables del plan sistem谩tico de apropiaci贸n de menores hijos de desaparecidos durante la pasada dictadura militar.

Los detractores de esa postura sostienen que no est谩 probada y que, por el contrario, Bergoglio ayud贸 a muchos a escapar de las fuerzas armadas durante los a帽os de plomo.

En el Vaticano, lejos de la mancha ignominiosa de la dictadura que a煤n sobrevuela sobre muchos de los que tuvieron actividad p煤blica en esa etapa de Argentina, se espera que este hombre silencioso conduzca la estructura de la iglesia con mano f茅rrea y con una marcada preocupaci贸n social.

Los pol铆ticos argentinos fueron varias veces blanco de la ret贸rica filosa del sacerdote, que los ha acusado de no combatir la pobreza y querer enquistarse en el poder.

En el 2010, tambi茅n se enfrent贸 al Gobierno de la presidenta Cristina Fern谩ndez cuando impuls贸 una ley para permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo.

鈥淣o seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha pol铆tica; es la pretensi贸n destructiva al plan de Dios鈥, escribi贸 Bergoglio en una carta d铆as antes de que el proyecto fuera aprobado por el Congreso.

Cardenal desde 1998, muchos de los pares que eligieron a Bergoglio lo conocieron por su inesperada y reconocida actuaci贸n de relator durante el S铆nodo de purpurados del 2001.

Hijo de un hogar de clase media con cinco hijos, de padre ferroviario y madre ama de casa, poco afecto a aceptar invitaciones privadas y poseedor de un 鈥減ensamiento t谩ctico鈥, seg煤n los especialistas, ahora deber谩 presentar sus credenciales ante m谩s de mil millones de cat贸licos.

Las frases m谩s fuertes de Begoglio

El flamante Papa tuvo una amplia trayectoria en la que se expres贸 vaticano begoglioautocr铆tico respecto de los 鈥渆rrores y pecados鈥 de la Iglesia y repudi贸 las injusticias sociales. Adem谩s, tuvo frases pol茅micas contra el aborto y el matrimonio igualitario, que asegur贸 es un plan del Diablo.

Entre sus a帽os de trayectoria, el cardenal critic贸 la pobreza y calific贸 de 芦injusticia鈥 el hecho de que haya tanta gente a la que 鈥渓e falte el trabajo y el pan鈥. 芦Cu谩nta gente, cada d铆a m谩s, duerme en la calle, en plena Plaza de Mayo, pleno coraz贸n de esta Ciudad, pero para este mundo cruel, que no mira los rostros, son material de descarte禄, pronunci贸.

Este mismo a帽o, Bergoglio reconoci贸 鈥渆rrores y pecados鈥 de la Iglesia y llam贸 a producir 芦un cambio禄 en la sociedad, la cual, dijo, afronta 芦realidades destructoras禄 como 芦la droga, la corrupci贸n y la trata de personas禄.

Por otra parte, Francesco I se manifest贸 en contra del matrimonio igualitario cuando el Congreso votaba la aprobaci贸n de la ley, y lo calific贸 como parte de un plan del diablo. 芦No seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha pol铆tica; es la pretensi贸n destructiva al plan de Dios禄, dijo en una carta de repudio dirigida a los cuatro monasterios de Buenos Aires.

En el mismo sentido, afirm贸 que 鈥渟e trata de una movida del padre de la mentira que pretende confundir y enga帽ar a los hijos de Dios禄.

De igual manera, el nuevo Sumo Pont铆fice expres贸 en reiteradas ocasiones su rechazo al aborto al subrayar que con esa decisi贸n se 鈥渋gnoran los derechos de los ni帽os por nacer禄. 鈥淯na vez m谩s se avanza deliberadamente en limitar y eliminar el valor supremo de la vida e ignorar los derechos de los ni帽os por nacer. El aborto nunca es una soluci贸n. Debemos escuchar, acompa帽ar y comprender desde nuestro lugar a fin de salvar las dos vidas鈥, se帽al贸.

 

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A帽adir comentario