Ago 8 2015
789 lecturas

Política

,

Elecciones primarias y obligatorias en Argentina, un día para que el pueblo ejerza su limitada soberanía

Este domingo 9 de agosto  es un día de elecciones generales enArgentina. Están habilitados para votar, en estas Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO), 32.064.323 ciudadanos. En estas PASO se definirán, a escala nacional, las candidaturas a Presidente y Vice Presidente de la Nación; 19 parlamentarios al Parlasur, tomando a la Nación como distrito único; 24 senadores; 130 diputados y otros 24 parlamentarios al Mercosur, uno por cada distrito.

Se elegirán también los candidatos para los cargos provinciales de gobernador, intendentes y demás cargos legislativos, según lo establezca cada régimen constitucional provincial, en los siguientes distritos: Buenos Aires, Entre Ríos, San Juan, Catamarca, Chubut y San Luis. Más allá de estos objetivos institucionales estas elecciones resolverán, desde un punto de vista práctico, algunas cuestiones generales.

Por un lado son internas partidarias. Se estarán definiendo las candidaturas para las elecciones generales del próximo 25 de octubre. Esto vale para todos los casos y partidos donde haya más de un candidato para el mismo cargo, quien pierda –en su interna partidaria- no podrá ser candidato en octubre. Pero también habrá otro “filtro”. Solo podrán participar, en las elecciones nacionales de octubre, los candidatos de aquellas fuerzas que hayan recogido más del 1,5% de los sufragios reales para el cargo en disputa.Abren-los-colegios-electorales-para-las-elecciones-primarias-en-Argentina-400x268

Vale como ejemplo mencionar que -en estas elecciones- se están presentando 15 fórmulas presidenciales, pero –apenas- una media docena quedarán en pie para octubre.  Particularmente para la provincia de Buenos Aires, la más grande del país, tendrán algunos efectos adicionales e importantes que ya se comentarán.

Antes de entrar en los detalles de la votación de hoy vale la pena reflexionar sobre el sentido de las elecciones a las que es común denominar como una “fiesta de la democracia”. Suele decirse que en democracia la soberanía, como posibilidad de decidir, descansa en el pueblo. Eso la diferencia de las dictaduras. Desde la escuela, nos enseñan que “la democracia es el gobierno del pueblo, para el pueblo y con el pueblo”. Pero la primera condición “gobierno del pueblo” ha sido limitada en la práctica concreta. Nuestra propia Constitución en su Artículo 22 dice que “El pueblo no delibera ni gobierna, sino por medio de sus representantes”. Esto es lo que se llama democracia representativa y –por lo visto- en ella el pueblo decide “un día”. Ese día elige a quienes luego decidirán por él. Esto es así y merece que lo pensemos mientras tomamos unos mates o en la cola cuando estemos por votar. Da la impresión que –como pueblo- nos merecemos un poco más. Es para pensar…

Expectativas y respuestas posibles

Está claro que a la mayoría de los que votan les gustaría saber quiénes van a ser los elegidos para gobernar los próximos años. Sin embargo las normas electorales indican que hoy se decide poco y nada, gran parte de las definiciones electorales quedan para el próximo 25 de octubre. De todas maneras la noche del domingo 9 tendremos las tendencias de lo que está pasando: es una formidable encuesta nacional.

Respecto a la elección presidencial tendremos un poco más de claridad sobre las dos grandes dudas que hay sobre los resultados. Una, si Daniel Scioli le sacará a Mauricio Macri una diferencia tal que prácticamente le asegure una victoria en la primera vuelta del mes de octubre. Para eso recordemos que tiene que conseguir el 40% de los votos y más de 10 puntos de diferencia o lograr más del 45% de los sufragios. Dos, si Macri logrará una ventaja suficiente respecto de Sergio Massa como para dejarlo fuera de carrera y lograr que, para octubre, la elección se polarice entre él y Scioli. Está claro que Massa piensa lo contrario y espera estar cerca de los votos por Macri de modo que para octubre las opciones principales incluyan tres y no solo dos candidatos.

Las operacioneds políticas de la última semana

Como suele suceder en los finales de las campañas electorales, hubo durante esta semana algunas “operaciones mediáticas” que tenían claros objetivos políticos. Cabe aclarar que al decir “operaciones” no significa que los hechos no existan, sino que determinada situación, real o no, es explotada como parte de la campaña, para beneficiar o perjudicar a determinados candidatos. Estas “operaciones” estuvieron directamente vinculadas a candidatos bonaerenses, aunque puedan tener alguna incidencia en candidaturas nacionales.

El hecho más notable fue protagonizado por el periodista Jorge Lanata en un programa periodístico del pasado domingo. Allí aparecieron dos personajes. Uno vinculado a millonarios tráficos de efedrina y la muerte de tres personas. Otro, un preso condenado a prisión perpetua, por esos mismos hechos. En esos testimonios se involucraba a Aníbal Fernández, actual Jefe de Gabinete y pre candidato a gobernaCampaña-Suciador de la provincia de Buenos Aires. A partir de esa escandalosa denuncia se desataron una serie de situaciones que corresponde mencionar. Frente al domicilio de Lanata aparecieron casquillos de balas y pequeños destrozos que fueron atribuidos a un “aviso”. La Policía Federal informó que esos hechos fueron producidos por un indigente alcoholizado.

En el salón donde la precandidata presidencial opositora Elisa Carrió cerró su campaña aparecieron otros tres casquillos de bala y un papel –que las envolvía- con varias amenazas. Cabe aclarar que la nota a una de las personas que aparecieron en el programa de Lanata fue realizada en la casa de Carrió. A esa circunstancia aludió la Presidenta en su mensaje de esta semana, cuando anunció el aumento a los jubilados. Aníbal Fernández, al referirse a esa nota periodística, dijo “Esto tiene que ver con una millonada que pusieron mis contrincantes del mismo espacio”. Julián Domínguez, su adversario, alegó –a su vez- no tener nada que ver. Con ello la interna bonaerense del oficialismo quedó al rojo vivo. Por último llamó la atención que el reportaje a la persona presa fuera realizada por el propio Lanata en la cárcel, lo que suponía varios trámites previos. Ello ocurrió sin que varios funcionarios bonaerenses se anoticiaran de tal hecho y que el mismo tampoco fuera conocido en la Casa Rosada.

Las elecciones bonaerenses on más definitorias

Ya se han señalado las limitaciones que tendrán las PASO de hoy. Pero en el territorio bonaerense la situación es distinta y la diferencia respecto del resto se agranda si tenemos en cuenta el peso económico y político de ese distrito donde radica el 37,1% del electorado del país.

En la Provincia de Buenos Aires se aplicará el mismo sistema electoral que para las elecciones nacionales y ambos eventos se realizarán simultáneamente. Está prácticamente asegurado el triunfo del oficialista Frente para la Victoria (FpV) en esa provincia. Pero dentro de la categoría “Gobernador” el FpV tiene dos candidatos: Aníbal Fernández es uno y Domínguez el otro. Todo indica que el ganador de esa “interna” será el futuro gobernador de la Provincia. La candidatura de Aníbal tiene dos características contradictorias: Es ampliamente conocido, lo que lo ubicó rápidamente a las cabeza de las intenciones de votos, pero –al mismo tiempo- tiene una alta imagen negativa lo que le pone un techo y podría afectar la propia candidatura de Scioli, dadas las características y las consecuentes dificultades para el “corte” en las “boletas sábana”.

En las últimas semanas Domínguez se estaría aproximando a los números que tiene Aníbal y la “operación mediática” ya señalada podría influir en el resultado final. Allí radica, en esta coyuntura, la importancia de tal denuncia y explica la dureza con la que Aníbal respondió y el tono virulento de este último tramo de la campaña.

En estos días no son pocos los dirigentes peronistas que se quejan de lo que está ocurriendo. Ello podría llegar a producir algún daño, aunque no sea significativo, a la propia candidatura de Scioli. Muchos piensan que lo ocurrido en la Provincia de Buenos Aires es una de las primeras muestras de un cierto debilitamiento del poder de la Presidenta: No logró convencerlo a Florencio Randazzo para que fuera candidatoa gobernaxor (dejando su campaña presidencial); no consiguió que Fernando Espinoza, ahora candidato a vice de Domínguez e Intendente de La Matanza –donde pueden votar cerca de 900 mil electores- acepte el “baño de humildad”, resignando su candidatura. Ese empecinamiento obligó la existencia de más de una fórmula en dicha provincia.

Aníbal Fernández

Aníbal Fernández

A esta situación, donde las PASO van a definir la suerte y figura del próximo gobernador de Buenos Aires, se le agrega lo que ocurre –de un modo semejante- en varios municipios de importancia del Gran Buenos Aires. En varios de ellos las PASO definirán el nombre del futuro Intendente, dado que el FpV -en esos lugares- tiene prácticamente asegurado el triunfo. Integrantes de la kirchnerista agrupación La Cámpora compiten en varios distritos del Gran Buenos, más La Plata y Mercedes, con candidatos del PJ. En el conurbano bonaerense eso ocurre en Moreno, San Martín, Ituzaingó, San Fernando y San Vicente. Kolina, el grupo que dirige Alicia Kirchner, dará pelea al PJ en Escobar. Se puede verificar el crecimiento territorial de La Cámpora con el hecho que en Lanús y Mercedes militantes de ese agrupamiento encabezan listas unitarias del kirchnerismo y el PJ.

. Por todo lo señalado las elecciones bonaerenses tendrán un sabor especial dado que allí, aunque los resultados no sean definitivos, los candidatos que surjan van camino a la gobernación y las respectivas intendencias, al menos en los casos mencionados, salvo que se produzca un resultado catastrófico para el oficialismo.

Más elecciones municipales en Córdoba

La última prueba electoral antes de las PASO se dio en varias elecciones municipales de Córdoba. La más importante de ellas se celebró en Villa María, bastión del kirchnerismo. Allí triunfó el Frente para la Victoria (FpV) con cerca del 50% de los votos. Casi 10 puntos menos reunieron la alianza del PRO y los radicales. Menos del 5% obtuvo el delasotismo, seguidores delk gobernsdor de la provincia y uno de los precandifdatos presidenciales de la opolsición. Allí, en Villa María -la tercera ciudad de la provincia- festejaron las autoridades y candidatos oficialistas. No faltaron Scioli, Eduardo “Wado” de Pedro, Mariano Recalde. Otro triunfo alcanzó el kirchnerismo en la localidad de Villa Nueva, de la cual es oriundo el mcandidato a vicepresidente por el FpV Carlos Zannini, y también pudieron festejar en la localidad de Etruria.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario