Ene 30 2012
1691 lecturas

AmbienteSociedad

Foro Social: Declaraci贸n de la Asamblea de movimientos sociales

Nosotros, pueblos de todos los continentes, reunidos en la Asamblea de movimientos sociales durante el Foro Social tem谩tico Crisis capitalista, Justicia social y ambiental,聽 luchamos contra las causas de una crisis sist茅mica que se expresa en una crisis聽 econ贸mica, financiera,聽 pol铆tica, alimentaria y ambiental, colocando en riesgo la propia sobrevivencia de la humanidad.

La descolonizaci贸n de los pueblos oprimidos y el enfrentamiento al imperialismo es el principal desaf铆o de los movimientos sociales de todo el mundo.

En este espacio nos reunimos desde nuestra diversidad, para construir juntos agendas y acciones comunes contra el capitalismo, el patriarcado, el racismo y todo tipo de discriminaci贸n y explotaci贸n. Por eso, reafirmamos nuestros ejes comunes de lucha, adoptados en nuestra Asamblea en Dakar, en 2011.

Lucha contra las transnacionales
Lucha por la justicia clim谩tica y por la soberan铆a alimentaria
Lucha por la eliminaci贸n de la violencia a la mujer
Lucha por la paz, contra la guerra, el colonialismo, las ocupaciones y la militarizaci贸n de nuestros territorios.

Los pueblos de todo el mundo sufren hoy los efectos del agravamiento de una profunda crisis del capitalismo, en la cual sus agentes (bancos, transnacionales, conglomerados medi谩ticos, instituciones internacionales y gobiernos a su servicio) buscan potenciar sus beneficios a costa de una pol铆tica intervencionista y neocolonialista. Guerras, ocupaciones militares, tratados neoliberales de libre comercio y 鈥渕edidas de austeridad鈥 expresadas en paquetes econ贸micos que privatizan bienes, rebajan salarios, reducen derechos, multiplican el desempleo y explotan recursos naturales. Estas pol铆ticas afectan con intensidad a los pa铆ses m谩s ricos del Norte, aumentan las migraciones, los desplazamientos forzados, los desalojos, el endeudamiento, y las desigualdades sociales.
La l贸gica excluyente de este modelo sirve solamente para enriquecer a una peque帽a 茅lite, tanto en los pa铆ses del Norte como en los del Sur, en detrimento de la gran mayor铆a de la poblaci贸n. La defensa de la soberan铆a y la autodeterminaci贸n de los pueblos, la justicia econ贸mica, ambiental y de g茅nero, son la llave para el enfrentamiento y la superaci贸n de la crisis, fortaleciendo el protagonismo de un Estado libre de las corporaciones y al servicio de los pueblos.
El calentamiento global es el resultado del sistema capitalista de producci贸n distribuci贸n y consumo. Las transnacionales, las instituciones financieras, los gobiernos y organismos internacionales a su servicio, no quieren reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero. Ahora intentan imponernos la 鈥渆conom铆a verde鈥 como soluci贸n para la crisis ambiental y alimentaria, lo que adem谩s de agravar el problema, resulta en la mercantilizaci贸n, privatizaci贸n y financiarizaci贸n de la vida. Rechazamos todas las falsas soluciones para esas crisis, como los agro-combustibles transg茅nicos, la geo-ingenier铆a y los mercados de carbono, que son nuevos disfraces del sistema.

La realizaci贸n de R铆o+20, en el mes de junio en R铆o de Janeiro, pasados 20 a帽os de la Eco 鈥92, refuerza la centralidad de la lucha por justicia ambiental en oposici贸n al modelo de desarrollo capitalista. El intento de 鈥渆nverdecimiento鈥 del capitalismo, acompa帽ado por la imposici贸n de nuevos instrumentos de la 鈥渆conom铆a verde鈥, es una alerta para que los movimientos sociales reforcemos la resistencia y asumamos el protagonismo en la construcci贸n de verdaderas alternativas a la crisis.

Denunciamos la violencia contra la mujer ejercida regularmente como herramienta de control de sus vidas y sus cuerpos. Adem谩s,聽 el aumento de la explotaci贸n de su trabajo para atenuar los impactos de la crisis y mantener el margen de ganancia constante de las empresas. Luchamos contra el tr谩fico de mujeres y de ni帽os, las relaciones forzadas y el prejuicio racial. Defendemos la diversidad sexual, el derecho a la autodeterminaci贸n de g茅nero y luchamos contra la homofobia y la violencia sexista.

Las potencias imperialistas utilizan bases militares extranjeras para fomentar conflictos, controlar y saquear los recursos naturales y promover dictaduras en varios pa铆ses. Denunciamos el falso discurso en defensa de los derechos humanos, que muchas veces justifica las ocupaciones militares. Nos manifestamos contra la permanente violaci贸n de los derechos humanos y democr谩ticos en Honduras, especialmente en el Bajo Agu谩n, el asesinato de sindicalistas y luchadores sociales en Colombia y el criminal bloqueo a Cuba que completa 50 a帽os. Luchamos por la liberaci贸n de los 5 cubanos presos ilegalmente en los Estados Unidos, la ocupaci贸n ilegal de las Islas Malvinas por Inglaterra, las torturas y las ocupaciones militares promovidas por los Estados Unidos y la OTAN en Libia y Afganist谩n. Denunciamos el proceso de neo-colonizaci贸n y militarizaci贸n que vive el continente africano y la presencia de la Africom. Nuestra lucha es tambi茅n por la eliminaci贸n de todas las armas nucleares y contra la OTAN.

Expresamos nuestra solidaridad con las luchas de los pueblos del mundo contra la l贸gica depredadora y neocolonial de las industrias extractivas y mineras transnacionales, en particular, con la lucha del pueblo de Famatina en Argentina, y denunciamos la criminalizaci贸n de los movimientos sociales.

El capitalismo destruy贸 la vida de las personas. Por eso, cada d铆a nacen m煤ltiples luchas por justicia social para eliminar los efectos dejados por el colonialismo y para que todos y todas tengamos una calidad de vida digna. Cada una de estas luchas implica una batalla de ideas que hace imprescindible acciones por la democratizaci贸n de los medios de comunicaci贸n, controlados hoy por grandes conglomerados, y contra el control privado de la propiedad intelectual. Al mismo tiempo exige el desarrollo de una comunicaci贸n independiente que acompa帽e estrat茅gicamente nuestros procesos.

Comprometidos con nuestras luchas hist贸ricas, defendemos el trabajo decente y la reforma agraria como 煤nico camino para impulsar la econom铆a familiar, campesina e ind铆gena, y un paso central para alcanzar la soberan铆a alimentaria y la justicia ambiental. Reafirmamos nuestro compromiso con la lucha por la reforma urbana como instrumento fundamental en la construcci贸n de ciudades justas y con espacios participativos y democr谩ticos. Defendemos la construcci贸n de otra integraci贸n, fundamentada en la l贸gica de la solidaridad, y el fortalecimiento de procesos como la UNASUR y la ALBA.

La lucha por el fortalecimiento de la educaci贸n, ciencia y tecnolog铆as p煤blicas al servicio de los pueblos, as铆 como la defensa de los saberes tradicionales, se vuelven urgentes una vez que persiste su mercantilizaci贸n y privatizaci贸n. Manifestamos nuestra solidaridad y apoyo a los estudiantes chilenos, colombianos portorrique帽os y de todo el mundo, que contin煤an en marcha en la defensa de estos bienes comunes.

Afirmamos que los pueblos no deben continuar pagando por esta crisis y que no hay salida dentro del sistema capitalista!

Se encuentran en la agenda grandes desaf铆os que exigen que articulemos nuestras luchas y que movilicemos masivamente.

Inspirados en la historia de nuestras luchas y en la fuerza renovadora de movimientos como la Primavera 脕rabe, Ocuppy Wall Street, los indignados y la lucha de los estudiantes chilenos, la Asamblea de los Movimientos Sociales convoca a las fuerzas y actores populares de todos los pa铆ses a desarrollar acciones de movilizaci贸n coordinadas a nivel mundial. Debemos contribuir a la emancipaci贸n y auto-determinaci贸n de nuestros pueblos, reforzando la lucha contra el capitalismo.

Convocamos a todas y todos a fortalecer el Encuentro internacional de derechos humanos en Solidaridad con Honduras y a construir el Foro social Palestina Libre, reforzando el Movimiento global de boicot, desinversiones y sanciones contra el Estado de Israel y su pol铆tica de apartheid contra el pueblo palestino.

Tomemos las calles a partir del d铆a 5 de junio en una gran jornada de movilizaci贸n global contra el capitalismo. Convocamos a impulsar la Cumbre de los Pueblos por justicia social y ambiental, contra la mercantilizaci贸n de la vida y en defensa de los bienes comunes, frente a la Rio+20.

隆S铆, el presente es de lucha, el futuro es nuestro!
Porto Alegre, 28 de enero de 2012

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A帽adir comentario