Ago 18 2013
873 lecturas

AmbienteEconomía

Hallar crudo sin contaminar en el intento: el debate argentino

Para los cr√≠ticos, el sistema de fracking que aplicar√° la estatal petrolera argentina Yacimientos Petrolpiferos Fiscales en el campo de Vaca Muerta contaminar√° las napas acu√≠feras. Los especialistas aseguran que no hay riesgo. Sin embargo, el cuestionamiento que intenta detener el desarrollo del √°rea contin√ļa.

Por a preocupaci√≥n por las consecuencias medioambientales de la b√ļsqueda de hidrocarburos por m√©todos no convencionales volvi√≥ a levantar presi√≥n. El tratamiento legislativo en Neuqu√©n de una modificaci√≥n al contrato de concesi√≥n a YPF de un √°rea en la formaci√≥n Vaca Muerta (en cuya explotaci√≥n participar√° la norteamericana Chevron asociada) dio lugar a reclamos y demandas de ambientalistas y pol√≠ticos, pero tambi√©n a explicaciones de especialistas que buscaron echar cierta luz sobre una cuesti√≥n habitualmente tratada en las sombras.

Las dos preocupaciones centrales son si la extracción del crudo y el gas por fracking (fractura de la roca generadora por presión de agua) podría provocar la contaminación de las napas de agua cercanas al yacimiento, y una alteración del subsuelo por vibración que pudiera derivar en eventos sísmicos. Las advertencias buscan encender luces de alarma, las explicaciones técnicas intentan serenar los ánimos dando luz verde a los sistemas no convencionales, en los que Argentina se juega buena parte de su futuro energético. Aquí va una aproximación al conflicto y a las distintas posturas.

La reforma al contrato de concesi√≥n, que habilitar√≠a a YPF a seguir adelante por otros 35 a√Īos con el desarrollo del √°rea General Mosconi, en Vaca Muerta, ya obtuvo voto favorable en la Comisi√≥n de Hidrocarburos de la Legislatura neuquina. Pero la semana entrante seguir√° con el tratamiento desde la √≥ptica ambiental, para lo cual el gobierno de Jorge Sapag prometi√≥ acercar todos los elementos necesarios para su an√°lisis.

El propio gobernador manifest√≥, el √ļltimo viernes, sentirse ‚Äúmuy tranquilo con el tema ambiental: las tres cuartas partes del expediente que fue a la Legislatura est√°n referidas al tema‚ÄĚ. Mencion√≥ ‚Äúla prohibici√≥n de usar el agua del subsuelo para todo tipo de fractura, reutilizaci√≥n del agua de reflujo para ser aplicada otra vez a todo lo que es fractura: tratamiento del agua de reflujo para sacarle las impurezas y, por supuesto, todas las normas exigibles como es una licencia ambiental por pozo‚ÄĚ. Adem√°s, asegur√≥ que la provincia est√° incorporando los recursos humanos y materiales necesarios ‚Äúpara ir haciendo los monitoreos‚ÄĚ.

La mayor parte de las demandas, si no todas, toman como base los antecedentes de pa√≠ses europeos y de Estados Unidos para sostener la inconveniencia del fracking. Los que defienden su uso en Argentina se√Īalan que las condiciones geof√≠sicas locales son las que determinan la ausencia de riesgo de contaminaci√≥n de las napas acu√≠feras en el caso de Vaca Muerta. Pero aun en Estados Unidos, m√°s all√° de las objeciones, la explotaci√≥n de hidrocarburos por fracking sigue avanzando y est√° transformando radicalmente el balance petrolero de ese pa√≠s: lo que antes obten√≠a en el plano militar conquistando el control de √°reas del mundo ricas en hidrocarburos para asegurarse el abastecimiento, ahora lo obtiene de su propio subsuelo.arg fuera chevron

Pero, adem√°s, estudios recientes (Laboratorio Nacional de Tecnolog√≠a Energ√©tica, Departamento de Energ√≠a) en el condado de Greene (Pittsburg, West Virginia) estar√≠an se√Īalando la ausencia de riesgos en el comportamiento de los fluidos utilizados en fractura hidr√°ulica con respecto a la afectaci√≥n de fuentes de agua potable y en relaci√≥n al comportamiento s√≠smico.

Argentina enfrentará el desafío de reconstruir su autoabastecimiento energético, que depende en forma crucial de los hidrocarburos. La discusión de la cuestión ambiental requiere de información técnica. El contrato de YPF con Chevron se cuestionó sin considerar las responsabilidades y el control de las operaciones que el acuerdo le concedía a la petrolera nacional por sobre la estadounidense. Ahora, en el tema ambiental, son muy serios los interrogantes pero no siempre hay predisposición a escuchar las respuestas. Mucho de lo que se discutió y discutirá en Neuquén dará una oportunidad de conocer unos y otras. En los planteos de Llorens y Cafiero, por una parte, y las explicaciones de De Dicco y Bronstein, en notas adjuntas, hay una interesante aproximación a ellos.

 

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A√Īadir comentario