Ago 27 2006
255 lecturas

Economía

Humanidad. – EL ESPEJO

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

Era hija de Malabo, un gorila nacido en cautividad, y de Gorka, que había viajado hasta el zoo de Madrid procedente de uno de Budapest, dentro de un
programa para la conservación de estos animales. Ignoramos si Gorka nació en cautividad también o fue arrebatada de su hábitat natural para trabajar
en un circo, que es lo más frecuente.

La noticia del fallecimiento se produjo por las mismas fechas en las que el PSOE asumió como propia la iniciativa del llamado Proyecto Gran Simio, una especie de manifiesto firmado por filósofos, sociólogos, etólogos, antropólogos y juristas que bajo el lema “la igualdad más allá de la humanidad” pretendía poner un poco de orden moral en las relaciones entre los grandes primates y el hombre.

foto
Aunque la iniciativa es de 1993, aquí se tomó como nueva e hizo mucha gracia, sirviendo para alimentar programas de radio y de televisión y para llenar columnas de periódicos, siempre en tono jocoso, pues resultaba muy diver que se quisiera equiparar en derechos al mono con el hombre. La Conferencia Episcopal, que venía de manifestarse sobre la unidad de España (asunto teológico donde los haya) no dijo nada sin embargo de estas criaturas de Dios.

El Proyecto Gran Simio trata de convencer al público de lo evidente aportando datos estremecedores obtenidos de la genética y de la cultura. Así, resulta que compartimos el 98, 4% de los genes con los chimpancés; el 97, 7% con los gorilas; el 96,4 con los orangutanes…

fotoSegún estudios de toda solvencia, la diferencia genética entre el bebé de la foto y el suyo de usted puede ser menor que la de usted con su cuñado (lo que no quiere decir que haya que tratar mal a los cuñados). Pero no es todo: compartimos también con los primates costumbres y capacidades. Esa madre que despioja con tanta delicadeza a su hija predifunta posee un lenguaje, una
organización social y familiar, tiene pensamientos privados, imaginación,
recuerdos, autoconciencia, consciencia de la muerte…

Probablemente, sabe ya que su cría no va a vivir, se lo dice el sexto sentido nuestro, que en ella es el primero.

Contaba el veterinario del zoo que por los días en los que se le hizo la foto se acercaba a veces a la barrera de separación con la pequeña en brazos y se la mostraba a los visitantes. Los gorilas son capaces de mantener amistades más duraderas que las de los humanos porque no se prestan dinero.

foto
O sea, que menos bromas con el Proyecto Gran Simio cuyos primeros beneficiarios, si saliera adelante, seríamos nosotros. Cuando uno empieza a retocar sus fotografías, empieza a retocarse a sí mismo. Si lográramos tratar bien a los monos, que son nuestro reflejo, tal vez empezáramos a tratarnos bien a nosotros, que es el de ellos.

Cualquier persona con dos dedos de frente y un poco de sensibilidad puede verse en el grupo familiar de la foto. ¿Acaso están esa hembra y su cría en el sitio que desearíamos para las nuestras?

———————————————–

foto
* Periodista y escritor español.

Este artículo se publicó en la sección Cultura del diario El País –de Madrid– el 24 de agosto de 2006 ( http://www.elpais.es).

Lamentable, pero el Proyecto Gran Simio aludido por el autor tiene pocas probabilidades de ser acogido como iniciativa válida en América; nuestros gorilas –por fortuna– se van poniendo viejos, no están confinados en zoológicos, sino –por lo menos algunos– en cárceles. Y no inspiran simpatía.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario