Sep 27 2006
1128 lecturas

Sociedad

”LA COCA POR VÍA ORAL ES UN ESTIMULANTE EXCELENTE”

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

“Mi tema de investigación hace muchos años es la búsqueda de un tratamiento más efectivo contra la adicción a las drogas. Como antecedente, puedo contarle que hace 20 años fui pionero en la aplicación de cirugía cerebral en adictos a pasta básica. Esto dio la vuelta al mundo. Creó tantos problemas que casi me quitan el título. Hasta Cousteau vino a hacer un documental al respecto”, recuerda Teobaldo Llosa.

–Lo recuerdo. Era impactante.

Me dijeron el ‘Méngele peruano’. Me dijeron brujo. Pero sobreviví a pesar de las críticas, porque era un trabajo serio el que hicimos en el 81. Lo interesante es que, años después, cuando apareció el “crack” en Estados Unidos –donde hasta poco antes consideraban que inhalar cocaína un par de veces a la semana no representaba mayor problema– se asustaron porque, al ser muy barato, se disparó la adicción. Entonces, curiosamente, donde me dijeron brujo me dieron una beca en 1991.

–¿Y cómo se relacionó con el uso de la hoja de coca?

–A fines de los 60 comencé a experimentar con mate de coca para manejar adicciones. Como se sabe, dentro del mate de coca existe la cocaína, y la usábamos como la usan los cacchadores, o sea, por vía oral. De esa manera, las recaídas no era tan fuertes.

–Ahora usted recomienda el uso de coca oral.

–La beca que me dieron me sirvió para estudiar con precisión la dosis de cocaína que se encuentra en la hoja de coca que se consume por vía oral. Lo que hemos hecho ha sido modernizar el chacchado, porque en Lima no estamos acostumbrados a chacchar. Por eso hemos comenzado promoviendo el uso de harina de coca, que se usa con alimentos, mezclada con leche o para hacer un mate más concentrado, por ejemplo.

–¿Cuáles son las virtudes de la harina de coca?

–Los mismos que el uso tradicional de la hoja de coca, que usan, por ejemplo, los mineros y los agricultores. Hicimos, en el 2004, un estudio con el doctor Luis López en la mina de Casapalca estableciendo las diferencias entre los mineros que chacchan y los que no lo hacen. Los que chacchan presentan mucho menos estrés que los otros. Esto solo demuestra lo que ya se sabía.

foto
“La harina de coca es antifatigante, mejora la concentración, eleva la lucidez, mejora la resistencia, es antiestrés, etc. Además, ayuda a superar el déficit de calcio. Tiene hierro, fibras, vitaminas. A diferencia de la cocaína, que exita, la coca por vía oral estimula. En cada bolsita de mate hay un gramo de hoja de coca, dentro del cual hay cinco miligramos de cocaína.

–Ahora la política exterior de Estados Unidos, con organizaciones como Devida, dice que la hoja de coca es narcotráfico.

–Es una pésima política. No sé por qué las asociaciones culturales o los congresistas no protestan contra eso. El problema es la cocaína. Pero, ojo, tampoco vayamos contra la cocaína. Es la cocaína mal usada el problema. Qué rico es este café, pero si me lo inyecto, me muero.

–Cuénteme un poco de la evolución del uso de la coca.

–Antes de que llegaran los españoles al Perú, se usaba la coca normalmente. Cuando ellos llegaron, quisieron erradicarla por considerarla vinculada a prácticas anticatólicas. Pero, cuando se dieron cuenta de que con eso aumentaba la productividad, la mantuvieron. Es más, pagaban con coca.

“Cuando se extrae la cocaína en 1860 se complicó la cosa. Y se hizo una industria enorme en Europa. La cocaína se la daban a los papas, a los presidentes, etc. Pero se consumía por la boca. Los problemas comenzaron cuando empezaron a inyectársela o a inhalarla. Es, efectivamente, un peligro, pero eso no se resuelve erradicando la hoja de coca.

–El asunto es que el narcotráfico es una industria.

–El uso de la coca puede convertirse en una industria millonaria también. Por ahora, solo Enaco produce harina de coca y ya le vendió a Sudáfrica 140 mil sobres de mate de coca. Dejemos que la produzcan los campesinos. Cuando el mundo reconozca los beneficios de la coca consumida por vía oral, la demanda va a ser enorme. Y ya tenemos la publicidad: la Coca-Cola.

–¿Cómo se usan las cápsulas de harina de coca?

–Tienen el equivalente a un mate de coca. Así como puede tomarse un café, una persona puede tomar dos cápsulas. Pero no debemos recomendarla indiscriminadamente. Debe haber precaución si hay hipertensión o glaucoma, y también si son gestantes y niños. Lo otro es que no es un alimento. Es un suplemento alimenticio, pero no reemplaza la comida.

–¿La coca es antidepresiva?

No. Pero mejora el ánimo porque es un pequeño estimulante. Como alternativa terapéutica contra la adicción a las drogas funciona muy bien también. En Estados Unidos, desde 1998, se está investigando lo que nosotros habíamos comenzado. Y han concluido que la cocaína por vía oral no trastorna nada. Eso es un espaldarazo enorme para la investigación del uso de coca.

chacchar: mascar la hoja de coca; vocablo de origen quechua.

——————————————-

*Periodista (www.peru21.com).

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario