Mar 23 2010
730 lecturas

Sociedad

Más de un millón de salvadoreños no tienen acceso al agua potable

Beatriz Castillo y Beatriz Menjívar.*

En el marco del Día Internacional del Agua, muchas personas se manifestaron para exigir el acceso al vital líquido. Por lo menos 1.4 millones de habitantes carecen de agua potable; sólo un 69.83% en las ciudades y un 43,49% en los sectores rurales tienen agua de cañería. Niños con cruces negras, palmas, pancartas y la representación artística de una planta sin vida, fueron los elementos para llamar la atención de los transeúntes en el Día Internacional del Agua.

Los transeúntes que circulaban por la carretera Panamericana, a la altura del centro comercial Multiplaza, no podrían dejar de mirar. Niños con cruces negras, palmas, pancartas y la representación artística de una planta sin vida, fueron los elementos para llamar la atención de los transeúntes en el Día Internacional del Agua.

Con estas representaciones y una concentración pacífica querían repudiar al mismo tiempo los proyectos que están destruyendo los manantiales y las zonas verdes. Las consecuencias de destruir este tipo de zonas, es uno de los grandes atentados contra las principales fuentes de agua, y eso se convierte en un atentado contra el derecho de los seres humanos, que cada vez no tienen acceso al vital líquido.

Se estima que el país 1,4 millones de salvadoreños vivirán el día internacional del agua, sin que el vital líquido llegue hasta sus hogares. A nivel nacional la cobertura urbana comprende un 69.83%, mientras que en el área rural sólo un 43,49% tiene agua de cañería.

“El agua es un derecho universal y tenemos que un 40% del área rural no tiene ese derecho”, critica Carolina Amaya, de la Mesa Permanente para la Gestión de Riesgo.

La crisis del agua se agudizará más de forma global con el cambio climático, se ha dicho que para este año se tendrá un retraso en el ingreso del invierno y eso genera una carencia para aquellos salvadoreños que se abastecen en los ríos o cuencas.

Mientras que Rina Velasco, del Foro del Agua, argumentó que decidieron tomar la zona de la Multiplaza como símbolo en este día, porque las grandes empresas y los gobiernos anteriores priorizaron los mega proyectos antes que los recursos naturales.

“La destrucción de la zona de El Espino y la destrucción de la Cordillera del Bálsamo, que son zonas de mayor filtración de agua, son una amenaza para la población y esperamos que este gobierno rectifique y no avale más este tipo de proyectos”, advirtió.

Los representantes de Foro del Agua que incluye una serie de organizaciones, aprovecharon también la concentración para pedirle a la población que se sume a la petición del aval de los anteproyectos de Ley de Agua.

El Centro para la Defensa del Consumido (CDC), también organizó una marcha donde exigían al gobierno avalar una administración comunitaria del agua en Tacuba, acceso al agua para todos y la no destrucción de las zonas hídricas.

Nayda Medrano, directora ejecutiva del CDC, instó a todas las instituciones del Estado a abordar una política integral del agua y no una política centralizada que no “sirve de nada”.

Mientras que la Red de Agua y Saneamiento (RASES), al conocer que 1.5 millones de salvadoreño no tienen acceso al agua, es un saldo negativo que pone en entredicho el cumplimiento de los Objetivos del Milenio, que debe convertirse en uno de los puntos de agenda que las autoridades gubernamentales deben resolver.

Porque, ligado al agua se desarrollan temas prioritarios como la salud y el desarrollo local, que no se logran alcanzar, puesto que más de una tercera parte del tiempo laboral se invierte para conseguir el vital líquido.

La calidad del agua es otro punto que se debe de considerar, a criterio de RASES. “La calidad del agua es un tema importante y se debe estar en constante monitoreo para asegurar su buena calidad para el consumo humano” detalla la organización a través de un comunicado.

En el año 2004, una muestra reveló que el 61% del agua presentaba coliformes fecales, y aunque el sistema de monitoreo de calidad de agua de ANDA cumple con la norma salvadoreña obligatoria, los usuarios no muestran confianza.

Siendo el agua un recurso esencial para la vida, RASES llama al Estado a asumir la responsabilidad, atender y fortalecer al sector comunitario rural, a fin de planificar, coordinar y gestionar recursos para desarrollar sistemas de agua potable, asistencia técnica y saneamiento.

* Periodistas.

En www.diariocolatino.com
Imagen: Rodrigo Sura
.
 

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario