Nov 26 2013
704 lecturas

Política

Merkel reacciona con cobardía política al espionaje de EEUU, acusa Günter Grass

El Nobel de Literatura alemán Günter Grass acusó de cobardía política a la canciller alemana, Angela Merkel, por su reacción al espionaje estadounidense y apoyó que Alemania otorgue asilo al informante Edward Snowden, que destapó el escándalo.

La señora Merkel es cobarde en sus políticas. No está en condiciones de ejercer la soberanía alemana que tenemos desde la reunificación, declaró el novelista a la agencia Dpa.

Merkel debe proteger a todos los ciudadanos. No gira todo en torno a las escuchas a su teléfono celular. Lo que es un escándalo es que nosotros, los ciudadanos, hayamos sido vigilados y espiados en contra de nuestra Constitución y nuestros derechos.

Grass lamentó que Merkel no respondiera de forma más enérgica al espionaje de su teléfono celular por parte de la Agencia Nacional de Seguridad estadunidense (NSA, por sus siglas en inglés), que al parecer espió también millones de comunicaciones privadas en Alemania.

Con respecto a la posibilidad de que Alemania reciba a Snowden, el ex consultor de la NSA buscado por Estados Unidos y actualmente refugiado en Rusia, Grass se mostró a favor siempre que se le puedan ofrecer garantías de seguridad.

El autor de El tambor de hojalata, históricamente cercano a al Partido Socialdemócrata Alemán (SPD), consideró que el partido debería evitar repetir una gran coalición con la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Merkel como la que negocian actualmente ambos partidos.

Sólo puedo aconsejar al SPD y a sus miembros que no entren en esa coalición. Por muchos motivos, señaló. Uno de ellos es que la unión entre los dos principales partidos de Alemania casi no dejaría oportunidades a la oposición, lo que dañaría el sistema democrático.

El escritor se mostró por eso partidario de que Merkel asuma el tercer mandato consecutivo que ganó en las elecciones generales de hace dos meses con un gobierno en minoría.

Por lo pronto, el ministro del Exterior, Guido Westerwelle, pidió a congresistas estadunidenses explicaciones sobre las denuncias de espionaje a Merkel y millones de ciudadanos alemanes. Al encuentro asistió además el minsitro del Interior, Hans-Peter Fridrich, y la delegación estadunidense estuvo encabezada por el seador Chris Murphy. En todo caso, los políticos alemanes y estadunidenses acordaron hacer esfuerzos para reconstruir la confianza en las relaciones trasatlánticas.

El diario The Wall Steet Journal reveló que al salir a luz pública el programa de espionaje masivo a través de Internet, el general Keith Alexander renunció a la dirección de la NSA, lo que no fue aceptado por el presidente Barack Obama.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario