Abr 28 2006
212 lecturas

Economía

México: – ¿QUIÉN TEME A ELENA PONIATOWSKA?

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

A Elena la han llamado para amenazarla: “Vamos por ti, puta”. ¿Quién podría tratarla así? Fascistoides, azuzados por la campaña de un candidato, que apela a la rabia, sin medir riesgos. La escritora apoya a López Obrador. Podemos coincidir o no, lo que el PAN no puede permitirse, es descalificarla groseramente. Ignorar su historia de honestidad y de lucha. Elena ha dado sus pruebas: cincuenta años de solidaridad y escritura. Convencida y desinteresada. ¿Cuántas biografías se sostienen ante tal prueba de coherencia?

¿A quiénes leyó Calderón –candidato de PAN a la presidencia– para acercarse al 68? Generaciones tocamos la Plaza de las Tres Culturas, a través de los testimonios recogidos por Elena. ¿A quiénes leyó? para escuchar las voces del temblor, las de los familiares de desaparecidos políticos. ¿A quién? para escuchar a una soldadera, y ¿Cómo mataron a Mella junto a Tina? ¿Por qué se levantó Vallejo? ¿Cómo sobrevivió Angelina, con su bebé muerto en los brazos?

Quizá no son sus temas. Ni sus causas. Quizá no saben que la obra de Elena es y ha sido, la memoria ardiente de un México en lucha por la justicia social. Un México creativo, dolido y rebelde. De compromiso y de esperanza. O quizá, no hablan del mismo México. Ni del mismo compromiso. Ni de la misma esperanza. Los puso a temblar Elena y se excedieron. ¿Cuál es el límite entre la competencia de adversarios que defienden un proyecto distinto de Nación, y el intento de aniquilación simbólica del otro? ¿Quién marca la frontera? ¿El IFE?

Calderón acusa: “Andrés Manuel es un peligro para México”. La frase absolutista no es un invento del PAN. Es un clásico. Reconocible. A través de la historia del pensamiento totalitario. Sólo cambia el objeto portador del “Mal”, y el espacio geográfico donde el “Mal” se “instala”: “Los judíos son un peligro para Alemania”, “Los comunistas son un peligro para América”, “Los negros son un peligro para la raza blanca”, “Los homosexuales son un peligro para la sociedad”. Un grupo de ultraderecha quema la bandera y acosa inmigrantes: “Son un peligro para Estados Unidos”.

Designar a un grupo como encarnación del caos, es una estrategia de propaganda persecutoria. Irracional y desmesurada. ¿Qué existe de más autoritario que apostarle al miedo? Nutrir la incertidumbre. La palabra “peligro” alerta contra una amenaza absoluta: El derrumbe de las instituciones. La pérdida de las garantías individuales. La expropiación del patrimonio. El encarcelamiento de los opositores. Calderón fomenta el pensamiento: “Rígido, convencional, prejuicioso, blanco y negro”, que aparece como característica de la “Personalidad autoritaria”, en el célebre estudio de Adorno. El PAN ataca a Chávez ¿deducimos (en la lógica del exceso interpretativo) que si eso hace Calderón ahora, “Cuando tenga el poder” va a invadir Venezuela?

“Me lo pidieron (el promocional) y dije que sí, porque me parece injusto … (Me lo pidieron) porque estoy viejita, porque yo no quiero nada, porque yo no soy política” declaró Elena. Su humildad es temible. Princesita del jitomate. Es emocionalmente temible una mujer que –en su obra– sabe escuchar como ella escucha, y transmitir como transmite. Cuando las palabras estallan en la conciencia del lector, es porque alguien –en el silencio “peligroso” de la escritura– se estalló para crearlas.

—————————

* Periodista mexicana. Artículo publicado en Por la Libre
(www.porlalibre.org).

En el sitio de Por la Libre se ha dispuesto un enlace para quienes quieran ver el spot publicitario.

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario