Jun 29 2019
367 lecturas

Econom铆aPol铆tica

Nuevas filtraciones sobre millonarios sobornos de Odebrecht en el exterior

El Consorcio Internacional de Periodistas Investigativos (ICIJ) tuvo acceso a archivos obtenidos por el sitio ecuatoriano La Posta con 13.000 documentos almacenados en la plataforma de comunicaci贸n Drousys, utilizada por el entonces sector de Operaciones estructuradas de la compa帽铆a, responsable de controlar los pagos de millonarios sobornos y evasi贸n de divisas en varios pa铆ses.

En diciembre de 2016, cuando la trasnacional constructora brasile帽a Odebrecht reconoci贸 la existencia de una enorme trama de corrupci贸n, que el Departamento de Justicia de Estados Unidos describi贸 como 鈥渆l mayor caso de sobornos extranjeros en la historia鈥, se desat贸 una ola de esc谩ndalos pol铆ticos en toda Latinoam茅rica.

Cayeron gobiernos y algunos ex presidentes y funcionarios de alto rango, adem谩s de ejecutivos de Odebrecht, pasaron de transitar los pasillos del poder a dormir tras las rejas. En su confesi贸n, la empresa entreg贸 detalles pormenorizados de sus delitos y acept贸 cooperar con fiscales de toda la regi贸n, que se han comprometido a llevar a todos los involucrados ante la justicia. Pero resulta que Odebrecht no cont贸 la historia completa.

鈥淒ivisi贸n de Sobornos鈥, una nueva investigaci贸n llevada adelante por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigaci贸n (ICIJ ), revela que esos pagos a cambio de contratos fueron incluso mayores de lo admitido por Odebrecht, y que involucraban a destacadas figuras y enormes proyectos de obras p煤blicas que no aparecen mencionados ni en las causas judiciales en tr谩mite ni en ninguna otra investigaci贸n oficial hasta la fecha.

El 17 de junio de este a帽o, la empresa anunci贸 que presentar铆a ante la justicia un Procedimiento Preventivo de Crisis, para reestructurar su deuda de 13.000 millones de d贸lares y evitar la quiebra, afirmando que la crisis econ贸mica ha frustrado sus planes de inversi贸n, recordando que la empresa asumi贸 los costos procesales. Hace m谩s de cuatro meses que el ICIJ trabaja con m谩s de 50 periodistas de 10 pa铆ses en un an谩lisis a fondo de los registros contables de ese 鈥淒epartamento de Sobornos鈥 de Odebrecht.

La investigaci贸n period铆stica acaba de abrir un nuevo cap铆tulo para los problemas legales de Odebrecht en Am茅rica Latina.Hasta ahora, la brasile帽a Operaci贸n Lava Jato manipul贸 el acceso privilegiado a esta informaci贸n, as铆 como la distribuci贸n de su contenido a los pa铆ses afectados y que investigan el esc谩ndalo que sacudi贸 a la pol铆tica latinoamericana, especialmente en Brasil y Per煤.

En Brasil, todos los misiles apuntaron a desprestigiar al Partido de los Trabajadores y al expresidente Lula da Silva, a煤n preso, sin pruebas reales, manipuladas por una descubierta mafia de jueces y fiscales comandada por el exjuez y actual ministro de Justicia, Sergio Moro, empe帽ado en derrocar los gobiernos progresistas y facilitar el acceso al poder del ultraderechista Jair Bolsonaro.

El primer informe con los datos que filtr贸 Drousys afirma que los ejecutivos hicieron acuerdos de delaci贸n omitieron pagos en cuatro pa铆ses: 39 millones de d贸lares relacionados con la planta de carb贸n de Punta Catalina en Rep煤blica Dominicana; cerca de tres millones de d贸lares relacionados con un gasoducto peruano; unos 18 millones de d贸lares ligados al sistema de metro en la Ciudad de Panam谩; y m谩s de 34 millones de d贸lares vinculados a la L铆nea 5 del sistema de Metro en Caracas.

Tambi茅n cita mensajes discutiendo 芦pagos secretos禄 relativos a la construcci贸n del metro en Quito y la construcci贸n del soterrado del Ferrocarril Sarmiento en Buenos Aires, Argentina, en la que est谩 involucrado el primo del presidente Mauricio Macri, el constructor Angelo Calcaterra.

Seg煤n periodistas del consorcio de m谩s de 50 profesionales de 10 pa铆ses que tuvieron acceso a los datos, esa omisi贸n puede dejar en jaque los acuerdos hechos con la empresa en el Departamento de Justicia de Estados Unidos (DoJ), con el cual la constructora acord贸 el pago de una multa de dos mil 600 millones de d贸lares, adem谩s de una declaraci贸n p煤blica de culpa.

El DoJ afirma que a Odebrecht pag贸 m谩s de 788 millones de d贸lares en sobornos entre 2001 y 2016, y obtuvo tres mil 300 millones de d贸lares de benef铆cios.

Odebrecht niega cualquier omisi贸n. En un comunicado, la compa帽铆a dijo que 芦todos los documentos y testimonios sobre los acontecimientos que tuvieron lugar en el pasado, incluyendo los registros b谩sicos completos Drousys y My Web Day del extinto sector de Operaciones Estruturadas (la oficina de sobornos y bonos en negro, est谩n desde hace tres a帽os en posesi贸n del Ministerio P煤blico Federal brasile帽o (MPF) y del Departamento de Justicia estadounidense, que nada han hecho con ellos.

Oderbrecht se excus贸 en que no todos los proyectos mencionados en esos documentos tienen relaci贸n con actos de corrupci贸n, y que la informaci贸n compartida con la Justicia de varios pa铆ses a煤n no se ha hecho p煤blica debido a la confidencialidad de los procedimientos.

En teor铆a, cualquier pa铆s puede tener acceso a los documentos que se encuentran en custodia del Departamento de Ex谩menes, Investigaci贸n y An谩lisis de la Fiscal铆a General de Brasil (PGR).

Los datos de la Fiscal铆a muestran que la operaci贸n Lava Jato recibi贸 473 solicitudes de informaci贸n de 37 pa铆ses, la mayor铆a del Per煤 (182), donde cuatro ex presidentes son investigados por sospecha de corrupci贸n por parte de Odebrecht: el expresidente peruano Alan Garc铆a se quit贸 la vida antes de ser detenido por su participaci贸n en la corrupci贸n. Otros pa铆ses principales que lideran los pedidos son Suiza (111), Argentina (33), Panam谩 (26) y Colombia (18), se帽alan las periodistas Regiane Oliveira y Marina Rossi.

En la pr谩ctica, sin embargo, para tener acceso a los documentos esos pa铆ses necesitan hacer acuerdos de cooperaci贸n con la Justicia brasile帽a, bajo algunas condiciones: no pueden usar la informaci贸n contra el colaborador-delator; deben mantener el secreto de la fuente; y s贸lo utilizarla para un caso espec铆fico.

Este patr贸n de acuerdo de lenidad, homologado por el Supremo Tribunal Federal (STF), sirve como una especie de escudo para los ejecutivos de la constructora contra nuevos procesos en el exterior. Al menos, hab铆an servido hasta ahora. La filtraci贸n de datos quita el control que Odebrecht ten铆a sobre las condiciones con las que las informaciones pod铆an ser compartidas y abre nuevas posibilidades de investigaciones, m谩s all谩 de los l铆mites de la Lava Jato en Brasil.

En Brasil, por ahora, las filtraciones no tienen acci贸n pr谩ctica, ya que los supuestos nuevos cr铆menes divulgados ocurrieron en otros pa铆ses, fuera del campo de acci贸n de los investigadores de la fuerza de tareas brasile帽a. Sin embargo, abren el camino para que nuevas preguntas se hagan a la base de datos.

Un ex director de la empresa, que prefiere no identificarse, afirm贸 que la internacionalizaci贸n del esquema ya era sabida, pero que la fuerza de tareas nunca mostr贸 inter茅s en estirar los tent谩culos de la investigaci贸n, cuyo foco, seg煤n 茅l, siempre fueron pol铆ticos brasile帽os, especialmente el expresidente Lula.

Muchos pagos realizados en el exterior tendr铆an como meta financiar bonos en negro para ejecutivos, caja dos de las empresas, proveedores e incluso el financiamiento de milicias en Colombia e Irak, seg煤n dijo ese exdirector a las periodistas Oliveira y Rossi.

 

*Doctorando en Comunicaci贸n Estrat茅gica, Investigador del Observatorio en Comunicaci贸n y Democracia, asociado al Centro Latinoamericano de An谩lisis Estrat茅gico (CLAE, www.estrategia.la)

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A帽adir comentario