May 23 2008
294 lecturas

Política

Piedad Córdoba: Buscan tapar los graves escándalos de la narcoparapolítica

Para la senadora liberal colombiana Piedad Córdoba, las acusaciones de la Fiscalía General de Colombia hacen parte de una maniobra para quitarle notoriedad a los graves escándalos de la narcoparapolítica que involucran al presidente Álvaro Uribe. A Córdoba no le sorprende la apertura de investigaciones sobre sus eventuales vínculos con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), anunciada, este jueves, por la información encontrada en las supuestas computadoras del líder guerrillero Raúl Reyes, quien fuera asesinado por tropas colombianas en territorio ecuatoriano, el pasado 1 de marzo.

La senadora concuerda con lo afirmado por el periodista Carlos Lozano, en torno a las acusaciones contra tres congresistas, tres periodistas, un ex candidato presidencial, una activista y tres extranjeros, lo cual es parte de una maniobra para quitarle notoriedad a los graves escándalos de la parapolítica en Colombia, donde más de la mitad de los parlamentario están acusados de mantener nexos con los paramilitares.

Lamentó que el Gobierno no quiera reconocer “que hay un derecho de guerra” pero consideró que lo ocurrido será una nueva oportunidad para luchar por la justicia, “a ver si se le acaban las excusas al Gobierno para esconder la verdad”. Còrdoba sñalò que la noticia “no es sorprendente ni es sorpresiva, es apenas fruto natural del proceso que está viviendo internamente el país, con un Gobierno que fue calificado de régimen mafioso, en una circunstancias que cada vez más lo ponen contra la pared”.

“Yo me atengo a la verdad a lo que he hecho, a lo que el país conoce. Me atengo, afortunadamente, a quien respeto, que es mi poder natural, de Justicia y como dice el dicho popular: amanecerá y veremos”, manifestó. “Ésta es una tarea difícil, pero no es la primera batalla ni es la última para quienes, como revolucionarios, reivindicamos una sociedad distinta y diferente y pensamos que Colombia merece una suerte mejor”, añadió.

Aseguró que uno de los próximos ataques orquestados desde el Gobierno vendrá de la guerrillera recientemente desmovilizada Karina, con quien cree que intentarán vincularla.“Ya Karina está también declarando contra nosotras, es una señora que yo no conozco bajo ninguna circunstancia”.

Nuevamente, la senadora defendió la posibilidad de que países de América Latina “con sus presidentes, a la cabeza el presidente Chávez, (Rafael) Correa, Cristina Kirchner, Evo Morales, el nuevo presidente de Paraguay, con Brasil”, conformen un grupo de naciones facilitadoras del acuerdo humanitario en Colombia.

Dijo que no detendrá su labor “para recuperar la libertad de los civiles, para comenzar el acuerdo humanitario”, y se puso un plazo “de aquí a diciembre para que podamos estar obteniendo por parte de las Farc, en una oportunidad única en la historia, que termine el secuestro y que salga del conflicto interno como forma de lucha política”.

Figueroa contraataca

El presidente alterno del Parlamento Latinoamericano, Amilcar Figueroa, al referirse a las acusaciones que en su contra hizo el fiscal general de Colombia Mario Iguarán, en Bogotá, dijo que es una patraña más para tapar la cercanía que tiene el presidente Álvaro Uribe con la parapolítica y el narcotráfico.

Iguaràn anunció  que el gobierno de Colombia abrirá una serie de investigaciones judiciales preliminares en contra del parlamentario venezolano, que surgen a raíz de las informaciones obtenidas de las supuestas computadoras del asesinado ex líder guerrillero colombiano Raúl Reyes por tropas colombianas que invadieron territorio ecuatoriano, el pasado 1 de marzo.

“Yo entiendo que este hecho trata de cubrir varios objetivos: en primer lugar el conflicto interno que tiene Colombia con todo el tema de la cercanía que tiene el presidente Uribe en cuanto a los nexos con la parapolítica y el narcotráfico”. El parlamentario recordó que las amenazas en su contra por parte del gobierno de Colombia vienen realizándose desde hace más de un año. “Hace más de un año (el enonces vicepresidente venezolano) José Vicente Rangel dijo que justamente el ahora Ministro de la Defensa de Colombia, Juan Manuel Santos, había ordenado mi muerte”.

Figueroa comentó que “el presidente Uribe busca meter a Venezuela en el conflicto interno colombiano, tratar de establecer supuestos nexos entre nuestro país y la insurglo que se evidencia cuando “sus tropas incursionan en territorio venezolano”.

“Ahora me acusa a mí, yo sí he dicho que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) es un actor político en Colombia y que para construir la paz tienen que sentarse los distintos actores políticos y este tipo de ideas se criminalizan por parte del gobierno de Colombia… como han criminalizado la lucha sindical, las protestas sociales e incluso el periodismo”, sostuvo el presidente alterno del Parlamento Latinoamericano.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario