Ago 31 2018
233 lecturas

CulturaSociedad

Rectores argentinos en defensa de la educación pública

Las 57 universidades públicas argentinas se encuentran en paro desde hace más de un mes. La razón que esgrimen es un recorte presupuestario por parte del gobierno nacional de Mauricio Macri. Por un lado en la baja del valor real de los sueldos de los trabajadores universitarios y por otro una subejecución de los recursos para las universidades. Por ello la comunidad educativa en forma de protesta realizó la tercera marcha federal desde que asumió el nuevo gobierno.

Alejandro Villar, rector de la Universidad Nacional de Quilmes

-¿Por qué las universidades nacionales están en paro y han convocado a movilizaciones es todo el país, cuál es la situación de las universidades públicas argentinas?

Alejandro Villar: “La educación pública esta enraizada en la sociedad argentina”

Las universidades nacionales estamos de paro por la preocupante situación de la política universitaria. En primer lugar, lo más urgente es la necesaria resolución de la paritaria del personal docente que todos sus gremios vienen negociando con el gobierno sin lograr encontrar un punto que satisfaga las necesidades de conservar el poder adquisitivo de los trabajadores docentes y no docentes de la educación superior en Argentina. Otro elemento que preocupa enormemente a las universidades es el presupuesto, tanto este presupuesto, que se ha venido perdiendo mediante la inflación y la devaluación constante a la que estamos viviendo, y sobre todo el de 2019, cuya preocupación se apoya en que en la medida que interviene el Fondo Monetario Internacional en la elaboración de los presupuestos, siempre la educación superior Argentina ha estado entre los elementos que quieren recortar. También es necesario señalar que se han retrasado los gastos de funcionamiento que el gobierno tiene que aportar para que las universidades puedan funcionar, generando grandes trastornos en las finanzas y en la gestión universitaria. Y por último, se han paralizado todas las obras, pero hoy lo urgente es que los docentes tengan su paritaria y un salario digno.

-¿Qué respuesta da el gobierno de Mauricio Macri?

La dirección del Consejo Interuniversitario Nacional, el consejo que reúne a los rectores y rectoras de las universidades públicas, se reunió hace meses con el Jefe de Gabinete y el Ministro de Educación. Se les planteó los problemas que tienen que ver con la paritaria docente, con la paralización de las obras y con el gasto de funcionamiento, que se comprometieron a resolverlo. De eso solo se ha resuelto parcialmente los gastos de funcionamiento y finalmente ahora se ha puesto en marcha la negociación paritaria que lamentablemente no ha llegado a ningún acuerdo. El presidente se reunió con un grupo de rectores y rectoras en esta semana pero no dio ninguna respuesta concreta. Solo nos aseguró que iba a frenarse toda la obra pública y que iban a hacer un esfuerzo en la paritaria.

-¿Cómo evalúa las movilizaciones? ¿Piensa que tendrán impacto en las políticas del gobierno?

-La marcha ha sido un éxito absoluto, miles de personas embanderadas a través de los gremios de las facultades, jóvenes, estudiantes, docentes, no docentes. La verdad que es una demostración contundente de que la educación pública esta enraizada en la sociedad argentina y está dispuesta a defenderla. Además es importante señalar que las condiciones climáticas conspiraban contra una marcha que fue multitudinaria. Entendemos que el gobierno debería tomar nota de lo que significa esta marcha en defensa de la educación pública y de la universidad pública en este caso. Esperamos que así sea y que empiece a destrabar la paritaria docente y a pensar un presupuesto que garantice el funcionamiento de todas las universidades públicas del país.


Sandra Torlucci, rectora de la Universidad Nacional de las Artes

-¿Por qué las universidades nacionales están en paro y han convocado a movilizaciones es todo el país, cuál es la situación de las universidades públicas argentinas?

Las universidades públicas estamos de paro y estamos realizando diferentes acciones para visibilzar la problemática que estamos atravesando. Hay tres aspectos fundamentales que se incluyen en un plan de gobierno que desacredita, deslegitima y desprecia la educación superior, desprecia la gratuidad y desprecia también el desarrollo del conocimiento.

Sandra Torlucci: “Nos dejaron en una situación casi de imposibilidad de funcionamiento. Estamos en los últimos momentos de funcionamiento normal.”

Básicamente el problema de los sueldos es el primer aspecto para resaltar. Los salarios de los docentes y de los trabajadores no docentes están depreciados, como los del resto de la sociedad, pero la paritaria está trabada en el ofrecimiento del 15% por parte del gobierno, es una propuesta verdaderamente inaceptable. Luego tenemos el problema de la devaluación y la inflación. Los gastos de funcionamiento de las universidades nacionales se ven terriblemente afectados y los atrasos por parte del ministerio de las transferencia de recursos nos dejaron en una situación casi de imposibilidad de funcionamiento. Estamos en los últimos momentos de funcionamiento normal. En poco tiempo vamos a dejar de tener los recursos necesarios como para abrir todos los días las diferentes sedes. En el caso de la UNA, y de otras universidades que tampoco tienen edificios propios, la situación se agrava por la situación de los alquileres que exceden el 50%. Mientras que los gastos de funcionamiento siguen estancados y no hubo ningun refuerzo por parte del gobierno.

El tercer aspecto y el fundamental tiene que ver con la falta de consideración de lo que se resolvió en la Conferencia Regional de Educación Superior, que es que la educación superior es un derecho humano, un bien social que tiene que ser una responsabilidad indelegable del estado. El Estado decide no asumir esa responsabilidad y transferirla básicamente a las universidades por separado.

-¿Qué respuesta da el gobierno de Mauricio Macri?

La respuesta del Ministro Finocchiaro al reclamo fue alucinar una alianza kirchnerotroskista, despreciando otra vez la capacidad de pensar de los estudiantes, docentes, no docentes, universitarios y universitarias. La respuesta del presidente Macri fue armar una reunión, convocando a algunos rectores y rectoras, especificamente los más cercanos a él o que apoyan a su gobierno. No invitó a la mitad del sistema universitario, a la mitad de rectoras y rectores que nos oponemos a esta situación de desmanejo e ignoracia por parte del gobierno contra las universidades nacionales. Lo único que pidió el presidente fue apoyo, más que ofrecer apoyo a las universidades o escuchar, pidió apoyo para el ajuste. La verdad es que es lamentable la actitud del gobierno

-¿Cómo evalúa las movilizaciones? ¿Piensa que tendrán impacto en las políticas del gobierno?

Pienso que las movilizaciones son una forma de expresión muy importante. Estuve en la marcha que fue gigante. Dudo que el gobierno tenga algún cambio, me parece un gobierno inflexible. No veo que haya ninguna posibilidad. Lo que si puede ser que no ajusten más de lo que ya tenían planificado ajustar y de lo que ya pudieron ajustar. Eso ya es bastante, de todas maneras.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario