Feb 4 2009
931 lecturas

Política

Referéndum en Venezuela, una guerra mediática internacional

Jean Araud* 

Estos últimos días el "prestigioso" diario español El País proponía sobre Venezuela la encuesta:
¿Te parece bien la reforma constitucional que permitiría a Chávez presentarse a la reelección indefinidamente?
Analizando la pregunta, su contexto y su manejo por el periódico salta a la vista un ejemplo de la campaña de los medios periodísticos internacionales al servicio de la oposición al presidente Chávez, pero con tamaña y tan burda manipulación que es de pensar que el "tiro le va a salir por la culata". He aquí un ejemplo de grosera mentira mediática made in Spain.

 

Empezamos por la pregunta –que de por sí instala una falsedad–. La reforma constitucional sobre la que van a votar los venezolanos no permitirá a Chávez de presentarse para una reelección indefinidamente. La reforma permitirá a Chávez como a cualquier ciudadano venezolano, presentarse a comicios presidenciales y a reelecciones presidenciales, nada de indefinidamente sino solo cuando el poder popular, o sea los electores, los reeligieran a concluir sus mandatos.

El País olvido precisar que esta reelección sin limite de mandatos será aplicables a todos los cargos públicos sujetos a elecciones, como por ejemplos alcaldes y gobernadores. Y también se le olvido a El País mencionar que la Constitución Venezolana tiene la muy notable particularidad de ofrecer para el pueblo la posibilidad de revocar sus gobernantes a mediados de su mandato, incluido el Presidente de la República.

Pero El País no se limito a esta simple manipulación de la pregunta. La afino al publicar un victorioso resultado de su encuesta con un 92% a favor del NO, un 7% a favor del SI y un 1% de indecisos.

Espectacular el pronostico del El País sobre el próximo referendo en Venezuela. Pero manipulo más para proyectar su mentira: cerró la recepción de opiniones. A pesar de contabilizar ese espectacular 92% de pronto no se pudo más participar se podía votar por una razón "técnica":

"Por motivos informativos la votación de la encuesta ya esta cerrada al voto".

Vamos ahora hacer otra encuesta personalizada con algunas preguntas a El País:

1º) ¿De verdad El País piensa que cuenta como lector al pueblo venezolano, de forma que pudo hacer una encuesta seria sobre un referéndum en Venezuela?

A esto le podemos responder. No señor. Sus lectores venezolanos son una pequeña minoría de derecha y la mayor parte de la ciudadanía no compulsa su página-web.

2º) ¿De verdad "El País" piensa que uno por ciento de los electores están indecisos?

También le podemos responder a esto. Este porcentaje de indecisos no existe ni existió en ningunas de las elecciones de todos los tiempos democráticos de Venezuela.

3º) ¿Cómo titulará El País los resultados del referendo el 16 de Febrero contra su encuesta? Porque le podemos apostar que su encuesta adolece de un error con porcentaje de varias decenas.

4º) ¿Sera que El País de verdad piensa que sus propios lectores son imbéciles e ignorantes que puede engañar con tal burda encuesta?

5º) ¿Sera que El País es miembro activo del Pacto de Puerto Rico y el Plan de Angostura, suscrito por las fuerzas opositoras venezolanas que incluye en su articulo 3º lo siguiente:

"Como resultado de nuestro éxito propagandístico en los pasados comicios, debemos asumir las recomendaciones de los expertos en lo relativo a una serie de actividades,  ejes de  campaña y  piezas publicitarias relacionadas con los siguientes temas:

"-      Posesionar la matriz de que el no ya ganó, partiendo del sondeo donde la enmienda tiene un rechazo  de más de 54%. Los expertos recomiendan difundir masivamente los resultados y análisis del trabajo que encomendamos a Hinterenlaces y Consultores 21".

Señores de El País, se les "pasó la mano". La oposición venezolana pidió solo proyectar un propagandístico 54% a su favor y ustedes le dan un ridículo 92%.

Gracias señores de El País. Muchas veces cuesta demostrar la perfidia de la sucia guerra mediática internacional, pero gracias a ustedes tenemos un ejemplo merecedor de una medalla de oro. El día del referéndum en Venezuela van a ganar esta medalla –que los resultados consagrarán como "medalla de oro a la manipulación mediática", salvo que alguno de sus colegas sea capaz de predecir un 93% o más.

La apuesta está abierta.

Esperamos sin embargo que al día siguiente al referéndum su "prestigioso" diario ofrezca disculpas a sus lectores –que ellos por lo menos merecen su respeto.

A los escépticos que puedan pensar que en Venezuela somos paranoicos les anexamos el sitio web de El País por eso de ver para creer, es aquí.

* Desde Caracas.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

2 Comentários - Añadir comentario

Comentarios

  1. Alexis Blanco
    5 febrero 2009 4:03

    Saludos.
    Verdaderamente, hay que vivir fuera de Venezuela y estar aislados del mundo, para no darse cuenta de la popularidad que el Presidente Hugo Rafael Chavez Frias, tiene entre los venezolanos y tambien fuera de nuestro País. El poder mediatico nacional e internacional ha querido cambiar la realidad de el acontecer politico que vive Venezuela, un País que ha cambiado en lo económico, en lo social, en el avance tecnológico y en la proyección internacional. Ahora quieren tapar con un dedo, la inmensidad de un pueblo que quiere a su presidente, un presidente que lo ha hecho bien, y que por eso, ese pueblo le va dar la oportunidad de que sea nuevamente candidato en las eleciones del año 2.012.La mayoria de los venezolanos sabemos que las encuestas favorecen al voto por el SI.

  2. juantopo
    5 febrero 2009 17:44

    Si entiendo bien, el punto de la encuesta es dar a conocer la opinión de los lectores del país; a lo más, intenta ser representativa de los españoles. Pensar que intentaran representar la opinión de los venezolanos es una interpretación bien extraña.
    Estamos de acuerdo en que la pregunta es tendenciosa, pero lamentablemente así suelen ser los diarios de todas las tendencias.
    Sin importar la popularidad de Chavez, me parece que un resguardo importante de toda democracia es impedir la reelección de las figuras más importantes, pues entrega incentivos para perpetuarse de manera ilegal.