Mar 10 2014
573 lecturas

OpiniónPolítica

SOS

Las agencias publicitarias contratadas para el golpe seco contra el gobierno del presidente Nicolás Maduro y contra el proceso revolucionario, junto con la asesoría de las agencias dependientes del Departamento de Estado (OPTOR[1], ONG´s de Derechos Humanos entre otros), han logrado imágenes donde los opositores se toman fotos con esta palabra: SOS

Por lo general, estás imágenes están dirigidas a un receptor variado en el exterior, que va desde los grupos ultraderechistas, hasta el público cautivo por la propaganda de desinformación y mentira organizada por las grandes trasnacionales de la información. En el caso de Estados Unidos, entre los promotores de esta campaña de mentiras, destacan las agencias CNN y Fox News, en el caso de España, las hienas se atrincheran en El País, en ABC y en La Vanguardia, entre otros.

 

Los jóvenes que se desviven por aparecen en estas imágenes están convencidos de hacer algo “in”, algo “cool”…algunos otros lo hacen porque los han convencidos que están salvando al país de una “dictadura castro-comunista”, y que, por ello, están luchando por “la libertad”.

 

El término SOS, se empezó a utilizar como una señal de socorro en casos donde un barco se estaba hundiendo, o cuando alguien se perdía o quedaba abandonado producto de un naufragio. Su uso generalizado, en un principio, fue promovido por su fácil forma de comunicar el mensaje. En épocas de comunicaciones telegráficas, la utilización de la señal SOS se internacionalizó  “…debido a que podía ser radiada fácilmente usando el código morse, con una sucesión de tres pulsos cortos, tres largos y otros tres cortos, también debido a la simpleza de la misma es menos probable que se pierda o malinterprete por interferencias” (http://es.wikipedia.org/wiki/SOS).

 

Con el paso del tiempo, al SOS se le dieron interpretaciones diversas según cada idioma. En inglés: Save Our Souls (salven nuestras almas), Save Our Ship (salven nuestro barco),  Save or Succumb (salvadnos o morimos); en latín: Si Opus Sit: (si fuera necesario); y en español, es más diverso: Socorro o sea sálvame; Sálvenos o Socórranos; ¡Socorro, Oh Socorro!; Socorro o SucumboSálvenos o Sepúltenos; Sálvenos o SufriremosSobrevivir o SubsistirSolicito Oportuno SocorroSalvamento o socorrismoSálvanos Oh SeñorSálvenme o Sufriremos…

 

¿A quién va dirigido el SOS?

Por supuesto, los que alimentan y hacen las guarimbas[2] en las urbanizaciones de clase media (alta y baja) en Caracas, están claros que el llamado de SOS no está dirigido a los sectores populares, ni siquiera a otro segmento venezolano, sino al extranjero, especialmente a alguna potencia foránea (Estados Unidos, por ejemplo) o alguna organización multinacional donde Estados Unidos ha pretendido mantener -bajo chantaje imperial- una dictadura (OEA, Consejo de Seguridad de la ONU).

 

La reciente derrota en la OEA del intento intervencionista, promovido por el gobierno estadounidense  y sus sirvientes más inmediatos, fue significativa porque fue una derrota en un espacio que ellos –despectivamente- han considerado “su patio trasero”. Los países de América Latina están -cada vez más- tomando conciencia que los enfermos neoconservadores, que tienen una dictadura en el Departamento de Estado norteamericano, han venido acumulando una serie de metidas de patas desde que invadieron Irak y Afganistán.

Por supuesto,  quienes los financian y protegen (incluyendo a los alcaldes y gobernadores venezolanos involucrados) saben que si en cualquier ciudad de Estados Unidos, Francia, Alemania, Gran Bretaña o Colombia, se cierra una vía de comunicación terrestre, para levantar barricadas, colocar alambres para degollar, verter aceite en la vía, provocarle grandes pérdidas económicas a los comerciantes de la zona, asesinar a personas con armas de fuego de alto calibre, etc…tendrá la respuesta inmediata de una fuerza represiva brutal.

 

Si en Estados Unidos, por ejemplo, fuerzas paramilitares vinculadas con el tráfico ilegal de mercancías y de drogas toma una ciudad como San Cristóbal, el ejército no dudaría no sólo de responder con un despliegue sino que no dudaría en disparar. No importa que parte importante de la población, estudiantil o no, esté involucrada, la toma se considerará un acto terrorista y separatista.

 

En España, en Perú o en Chile, un partido como Voluntad Popular, cuyos altos líderes están participando activamente en éstos actos criminales promoviendo el odio, sería ilegalizado y calificados como terroristas dado el marco legal antiterrorista (violador de los derechos humanos) establecido en estos Estados para consolidar el poder de los capitalistas.

 

Por supuesto, está revolución -como aprendimos con Chávez y nos lo decía Paulo Freire- sobrevive y vive en la medida que se diferencia de la forma de pensar y actuar de los opresores. Por eso, el Gobierno, la Fuerza Armada Bolivariana y el pueblo saben que la paciencia y la solidez de los principios es su principal arma, y no han caído en las tentaciones que les presenta el diablo.

 

Los habitantes de los sectores populares del Oeste (Catia) y Este (Petare) de Caracas no se dan por aludidos por este llamado de SOS. No entienden cómo estos burguesitos, que  por lo general los tratan con desprecio y los califican de monos (sean chavistas o no), pretenden pedirles auxilio. Saben que el mensaje no es con ellos. Es cuesta arriba que el servicio doméstico, los jardineros, los albañiles, los electricistas, los plomeros, los obreros de construcción, los ayudantes de cocina, los mesoneros, el personal de limpieza de oficinas y negocios, y demás trabajadores populares que tienen que acudir a las zonas adineradas del este caraqueño (como Altamira, La Castellana, Los Palos Grandes, El Cafetal, Prados del Este, entre otros) para alquilar su fuerza de trabajo, se sientan  identificados con los intereses de los hijitos de papá, con los petulantes agringados.

 

Los habitantes de los barrios saben que, por la mentalidad predominante en la clase media y en la burguesía venezolana, estos escuálidos consideran que un motorizado o un Guardia Nacional muerto es “un mono menos” en su lucha contra el chavismo. Ellos, los burgueses y los sectores medios, tienen una clara conciencia de clase.

 

Las numerosas y pedagógicas  lecciones de Chávez dieron su resultado, los habitantes de las barriadas saben quiénes representan sus intereses de clase.

 

El mensaje de SOS está dirigido a los poderes del capital atrincherados en los estados de las potencias extranjeras. El SOS es para que vengan los marines, rubios o con acento extranjero a apoyar su lucha, el SOS está dirigido al Fondo Monetario Internacional, al Banco Mundial, al Consejo de Seguridad de la ONU, al Banco Interamericano de Desarrollo, a la OEA, a Hollywood.

El SOS de Leopoldo López, de Radonsky, de María Corina Machado, de Lorenzo Mendoza, de Antonio Ledezma, de Teodoro Petkoff, de Laureano Márquez, de los caricaturistas Rayma, Zapata y EDO, está dirigido al “mundo civilizado”, es decir al mundo imperialista, para que los salven de la “barbarie”, para que les garanticen sus negocios y sus vidas privilegiadas.

 

Farandulizar la política o enfrentar al imperio inteligentementeven sos

Una de las batallas por la libertad (del mercado) que libraron “heroicamente” los luchadores guarimberos fue el envío masivo por las “redes sociales” de solicitudes de apoyo político a los aspirantes del premio Oscar.

Acudieron a Lady Gaga, a Madonna, al integrado Rubén Blades, a María Conchita Alonso, a Bono (del grupo U2), a Rihana, a Amanda Miguel, a Riky Martin, a Juanes…y localmente a unos petimetres de la farándula que se mueren por ascender a las ligas mayores de show-bussines. Muchos de ellos, no por casualidad, tienen el común denominador de ser manejados por el cubano-norteamericano Emilio Estefan, sujeto con clara vinculaciones con el lobby mafioso cubano que opera desde Florida.

 

El recurso, por parte de las fuerzas capitalistas, de acudir a la ayuda del complejo comunicacional trasnacional, no debe ser subestimado. Ellos están apostando a los años de alienación, banalización de la política y colonización cultural que se han acumulado en la subjetividad de la población.  Es primordial estar conscientes que esto no afecta sólo a los jóvenes y adolescentes inoculados con la droga cultural capitalista que los hace adictos a los juegos de videos y las series norteamericanas, sino que afecta también a los habitantes de las zonas populares.

 

ven sos2Tenemos que ser más inteligentes y creativos que ellos. Nosotros tenemos que defender la revolución frente a esta guerra asimétrica de cuarta generación. Debemos pasar de la defensa a la ofensiva. Es un momento de oportunidades y de radicalizar el proceso político. Los revolucionarios siempre lucharán por la paz, pero no podemos defender una paz social ingenua y menos en en una fase donde ellos están llevando la lucha de clases a niveles de confrontación territorial y simbólica.

 

No dejemos que nos sorprenda la bala que mató, en 1860, a Ezequiel Zamora. Tres años después, paradójicamente cuando las fuerzas de la federación habían logrado una mayoría aplastante, un pacto con la oligarquía (Tratado de Coche) traicionó las esperanzas que el pueblo había defendido en la Guerra Federal. No dejemos que nos sorprenda el aislamiento que mató a Bolívar en Santa Marta.

 

Lo bueno de esta etapa de las guarimbas, es que los enemigos del Pueblo y de la Patria se hicieron más visibles para el pueblo y para la patria.

 

Lo interesante de esta etapa de las guarimbas, es que la derecha legitimó la lucha subversiva, la confrontación callejera,  como forma de lucha. El pueblo chavista, organizado, con madurez política está tomando notas de esta lección. Ya le corresponderá a la historia que nos viene, si se demuestra ese dicho que reza: “Lo que es bueno para la pava será bueno para el pavo”.

 

“Porque los versos del pueblo

pueden ser flores o balas

la bala que lo defiende

o la bala que lo mata”

(Alí Primera, El que cantó con Zamora)

 Notas

[1] OPTOR (Otpor!)  es un movimiento juvenil de derecha, que surgió en Serbia, donde desarrolló una intensa campaña para expulsar del poder Slobodan Milósevic en el año 2000. Ha contado con el apoyo financiero y asesoría de Estados Unidos. Recibieron un premio de la cadena musical MTV. Posteriores investigaciones han revelado quiénes estaban detrás de este “movimiento juvenil”. Por ejemplo, el coronel de la armada de USA Robert Helvey, se encargó de darles entrenamiento. La USAID financió las camisetas y los carteles, donde resalta un puño derecho blanco sobre un fondo negro. Actualmente disponen de centros de entrenamiento en Europa y en América Latina. En Venezuela, hay un destacamento muy bien entrenado en técnicas de agitación y enfrentamiento. Como todo militante de OPTOR, dicen ser partidarios de las tesis de no violencia del norteamericano  Gene Sharp, como una herramienta de cooptación y manipulación ideológica.

2] Guarimbas se les llama a las barricadas organizadas, principalmente, en algunas urbanizaciones de clase media-alta de la Ciudad de Caracas. Montando pequeños escenarios de violencia, por grupos muy bien entrenados (con financiamiento estadounidense), buscaban una imagen que demostrara a nivel internacional que el Gobierno de Nicolás Maduro violaba los derechos humanos. Mientras las policías municipales y de las gobernaciones vinculadas con las organizaciones terroristas Primero Justicia y Voluntad Popular, no hacían nada para evitar su acción.

*Integrante del colectivo “El lumpen”

 

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

1 Comentário

Comentarios

  1. Freddy Gonzalez
    17 marzo 2014 16:46

    Es importante señalar que las “guarimbas” no solo estaban presentes en Caracas, también se presentaban en otras ciudades, todas sincronizadas, pero solo en municipios gobernados por alcaldes de la oposición, lo que les garantizaba a los que hacían desmanes, total impunidad.