Ago 8 2007
762 lecturas

Cultura

Venezuela. – RETOS DE LA NUEVA CANTV

Aparecida en la revista Piel de Leopardo, integrada a este portal.

Un poco de historia. Hacia la d茅cada de 1991/2000, en plena era neoliberal, el gobierno de Venezuela, privatiz贸 casi todas las empresas b谩sicas y estrat茅gicas: la industria el茅ctrica, las empresas del hierro, aluminio y la Compa帽铆a An贸nima Nacional Tel茅fonos de Venezuela, entre ellas.

La Cantv privada y capitalista, concentr贸 su objetivo, obvio, en la generaci贸n de ganancias. El negocio que le result贸 m谩s rentable fue la telefon铆a celular. y desatendi贸 谩reas sensibles para la mayor铆a de la poblaci贸n.

Cifras. Seg煤n datos del Instituto Nacional de Estad铆sticas (INE), Venezuela cuenta con 27.522.481 habitantes, no obstante, apenas unas 3 millones de l铆neas era el inventario del servicio de telefon铆a fija residencial.

En contraposici贸n, m谩s de ocho millones de clientes, es decir, el doble de la cifra de tel茅fonos fijos, se contaban como clientes de la telefon铆a m贸vil. Una muestra de que los esfuerzos de la Cantv estaban dirigidos al negocio que le era m谩s rentable. Esto significa que apenas un 45% de los hogares de Venezuela cuenta con servicio de telefon铆a fija. En su mayor铆a, venezolanos ubicados en la zona Norte Costera del territorio, descuidando la regi贸n sur del pa铆s.

Tecnolog铆as de la informaci贸n y la comunicaci贸n. Ya nadie puede negar el uso de las Tecnolog铆as de Informaci贸n y la Comunicaci贸n (TICs), para la invasi贸n y el dominio de pueblos enteros, por parte de poderes hegem贸nicos. Y en Venezuela, desde la instauraci贸n de la revoluci贸n bolivariana, las Tics se vienen implementando para la liberaci贸n del pueblo. Se utilizan, por ejemplo, para programas de alfabetizaci贸n que permitieron al pa铆s liberarse del analfabetismo. Para entrelazar a los Consejos Comunales, para conectar a los consultorios m茅dicos en los barrios pobres, a los mercados populares, a las escuelas, etc….

All铆 que el rol de la nueva empresa de telecomunicaciones nacionalizada reside (y repetimos) en la recuperaci贸n de la soberan铆a y el impulso a un desarrollo independiente de los grandes centros financieros estadounidenses, que tradicionalmente han dirigido a pa铆ses de Am茅rica Latina.

foto

Primeros logros.

No obstante los menos 90 d铆as transcurridos desde que se concretara la nacionalizaci贸n de Cantv, el Estado venezolano tom贸 una serie de iniciativas destinas a conseguir el objetivo de facilitar el acceso de los venezolanos de las TIC鈥橲. Podemos enumerar algunas de ellas:
鈥 Reducci贸n de 23%, en promedio, en el costo de las llamadas de la red fija a la red m贸vil. Activaci贸n de 1,2 millones de l铆neas fijas en 18 meses Crear una Tarifa Residencial Social. Presentaci贸n de un plan especial de telefon铆a m贸vil para voceros de Consejos Comunales y trabajadores de la administraci贸n p煤blica.

鈥 Interconexi贸n de 18.000 kil贸metros de la red de fibra 贸ptica pertenecientes varios organismos del Estado venezolano.

鈥 Incorporaci贸n de la Cantv al proyecto ALBA (Alternativa Bolivariana para nuestra Am茅rica), con el prop贸sito de crear mecanismos para establecer ventajas cooperativas entre las naciones que la integran, tal es el caso de Venezuela Bolivia, Cuba y Nicaragua… entre otros.

Ahora bien, lo que parece m谩s trascendental es reconvertir a la Cantv de una empresa privada a una del Estado revolucionario que debe apuntar hacia un esquema de democracia socialista. Desde esa perspectiva de inclusi贸n de las mayor铆as, la revoluci贸n bolivariana reconoce el acceso de todos los ciudadanos y ciudadanas a las tecnolog铆as de la comunicaci贸n e informaci贸n como un derecho humano fundamental.

El trabajo es mucho. La voluntad para incorporar a la organizaci贸n comunal en la soluci贸n de los problemas comunicacionales, resultar谩 imprescindible para el logro de las metas… Un nuevo reto a la revoluci贸n est谩 en marcha.

———————————

* Periodista.

navarroernesto@gmail.com,

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


    Su nombre (requerido)

    Su Email (requerido)

    Amigo(requerido)

    Mensaje

    A帽adir comentario