Sep 27 2023
131 lecturas

Opini贸nPol铆tica

La izquierda y la guerra de Ucrania

Hay una izquierda que opina que la guerra de Ucrania es de manual, una guerra de agresi贸n en la que un Estado viola la soberan铆a de otro Estado que, adem谩s, est谩 reconocido por la comunidad internacional. En consecuencia, esa izquierda, considera que el Gobierno de Kiev tiene derecho a defenderse pues se trata de una guerra justa y, por tanto, recibir ayuda militar y armamentos por parte de otros pa铆ses.

Una visi贸n de izquierdas que, por cierto, comparten los gobiernos de los pa铆ses de la OTAN y de la Uni贸n Europea, lo cual deber铆a hacer sospechar que hay una contradicci贸n en su an谩lisis, pues la OTAN no es un organismo que defienda per se, los derechos soberanos y la paz, conculcados all铆 donde ha actuado (exYugoslavia, Afganist谩n, Irak y Libia).

La primera observaci贸n que hay que mencionar es que la guerra de Ucrania, como todas las guerras sin excepci贸n, pod铆a haberse evitado si los estados implicados hubieran actuado sobre las causas que motivaron la invasi贸n y no tan solo a una de las partes implicadas. Y esto se帽ala de igual manera a Ucrania, Rusia, Estados Unidos, a los pa铆ses de la OTAN y de la Ue. As铆, atendamos a algunos de los hechos que est谩n detr谩s de la invasi贸n de Rusia que, para evitar dudas, viola el derecho internacional y por lo tanto condenable. Pero veamos someramente esas causas:

La cumbre de Maltaa) La traici贸n a las promesas hechas por George Bush a Mija铆l Gorbachov en 1991 de no expandir la OTAN hacia las fronteras rusas, cuando se hab铆a previsto articular una nueva estructura de seguridad para una Europa com煤n donde reinara la cooperaci贸n y la seguridad compartida para todos los pa铆ses miembros (Carta de Par铆s 1990). Traici贸n que se plasm贸 admitiendo hasta catorce rep煤blicas del anterior bloque sovi茅tico en la OTAN e instalando bases militares en muchos de sus territorios. Cuesti贸n que se agrav贸 con la demanda de Ucrania de incorporarse a la OTAN y aceptada por 茅sta. Algo que era interpretado por Rusia como una amenaza para su seguridad.

b) En Ucrania desde 2013 exist铆a un acuerdo de asociaci贸n con la Ue y con la OTAN acordado por un gobierno proccidental. El nuevo Gobierno escogido en las urnas y dirigido por el prorruso Yanuk贸vich lo paraliz贸. Un rechazo que provoc贸 masivas protestas de la poblaci贸n, hasta llegar al golpe de Estado que hizo caer al gobierno de Yanuk贸vich. De inmediato, las comunidades prorrusas de la regi贸n del Donb谩s, Lugansk (69% de poblaci贸n pro rusa) y Donestk (75%) se declararon aut贸nomas con el apoyo militar de Rusia y fueron atacadas por el Gobierno de Kiev. Y la pen铆nsula de Crimea (68% de poblaci贸n pro rusa) fue anexionada de inmediato por Rusia. Territorios donde las elecciones hab铆an dado la mayor铆a a los partidos prorrusos y que despu茅s del EuroMaidan escogieron quedarse dentro de la 贸rbita de influencia rusa.

c) En los meses previos a la invasi贸n rusa de febrero de 2022, hubo posibilidades de encontrar una soluci贸n que la evitara, pues hubo reuniones entre Anthony Blinken, secretario de Estado de EU y Sergei Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia. En la mesa de negociaci贸n fueron rechazadas por parte de EU todas las propuestas de Rusia. Hay que mencionar que una de ellas, la m谩s importante, la que exig铆a que Ucrania se comprometiera a no entrar en la OTAN para as铆 evitar que Rusia se sintiera amenazada fue rechazada.Blinken and Lavrov tread carefully in first face to face under Biden

d) Una vez iniciada la agresi贸n rusa, surgi贸 una posibilidad de un alto al fuego. Fue en Turqu铆a, a finales de marzo de 2022, donde se reunieron delegaciones de Kiev y Mosc煤. En aquellas negociaciones se lleg贸 a un principio de acuerdo entre los representantes de Volodimir Zelenski y los de Vladimir Putin: Ucrania admit铆a que Crimea quedara anexionada a Rusia, a cambio de que las tropas rusas abandonaran los territorios ocupados de Ucrania con excepci贸n de Lugansk y Donetsk que quedaban a la espera de dilucidar su futuro administrativo. Unas negociaciones que inesperadamente se rompieron por la retirada de la delegaci贸n ucraniana presionada por Reino Unido y EU.

Estos hechos demuestran que hab铆a responsabilidades por ambas partes en negociar acuerdos que impidieran la guerra y una vez que 茅sta se desencaden贸, de buscar un alto al fuego y negociaciones. Si no se logr贸 (negociaci贸n entre Ucrania y Rusia en Turqu铆a a finales de marzo de 2022), es porque Boris Johnson y Joe Biden dieron garant铆as a Kiev de que tendr铆an todo el apoyo econ贸mico, humanitario, log铆stico y militar si prosegu铆an la guerra y que una vez se consiguiera hacer retroceder a Rusia, se compromet铆an en reconstruir Ucrania de los efectos de la guerra.

Una izquierda consecuente deber铆a haber tenido en cuenta estas cuestiones y no situarse al lado de una u otra parte, sino al contrario, ser cr铆tica con ambas y mediar en buscar una salida con un alto al fuego y negociaciones que frenaran una escalada b茅lica que pod铆a y puede conducir a un enfrentamiento entre potencias nucleares.

Pero la principal asignatura pendiente de esa izquierda es que nunca deber铆a defender la guerra como medio para resolver conflictos. Que la guerra justa no existe, que es un ox铆moron. Que la violencia y por extensi贸n la guerra es la peor de las soluciones para resolver las controversias sociales o pol铆ticas por el terrible dolor que inflige a las poblaciones que la sufren. Que las guerras se pueden evitar actuando sobre las causas que las motivan.

Entre otras, quiz谩s la m谩s destacada, el militarismo que como ideolog铆a se est谩 imponiendo como estrategia de los estados del capitalismo global para imponer su control estrat茅gico en la geopol铆tica; tambi茅n, para extender su dominio sobre los cada vez m谩s escasos recursos de la corteza terrestre que necesita para proseguir con su modelo de crecimiento dist贸pico. Un militarismo que avanza con mayor profundidad en los pa铆ses capitalistas del norte global, cuando se observa, c贸mo refuerzan los presupuestos de defensa y el poder militar y optan por el uso de la violencia militar para resolver conflictos, como es el caso, entre otros, de Ucrania.

La OTAN endureci贸 su 'cortina de hierro' y advirti贸 a Rusia: "Si quieres paz, debes planificar la guerra" | Perfil

*Centre Del脿s d鈥橢studis per la Pau, Barcelona. En publico.es, 26.09.23

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


A帽adir comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *


El periodo de verificaci贸n de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la p谩gina.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende c贸mo se procesan los datos de tus comentarios.