Mar 20 2013
1184 lecturas

Despacito por las piedras

“Sólo tenemos en común el mate y el tango”

La primera dama de Uruguay, Lucía Topolansky, afirmó que no asistió a la asunción del papa Francisco, junto a su esposo y presidente, José “Pepe” Mujica, porque no son católicos. “No somos creyentes, y como Danilo Astori sí lo es, el presidente consideró más oportuno que viajara el vicepresidente; esto tiene mucho que ver con la fe”, señaló la legisladora uruguaya. Fiel a su estilo sencillo y directo, Mujica dijo que lo único que tienen en común con el nuevo pontífice es el mate y el tango.

Topolansky advirtió que Uruguay es un país absolutamente laico. “La Iglesia está separada del Estado desde principios del siglo pasado y en eso tiene un cierto diferencial del resto de Latinoamérica”. Y la senadora afirmó que aunque la sociedad uruguaya no vivió como algo central la elección del argentino Jorge Bergoglio como sucesor de Benedicto XVI, le deseó que “le vaya muy bien” a Francisco y reconoció que las religiones tienen su peso sobre los creyentes y a mucha gente “le ayuda en situaciones difíciles de la vida”.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


1 Comentário

Comentarios

  1. sandra lidid
    23 marzo 2013 0:05

    Gracias por sus declaraciones a Lucía Topolansky y a su esposo, el presidente de Uruguay. Al leerlas nos sentimos menos invadidas por el integrismo catolicista de los medios de comunicación. Por mi parte, ni eso (el mate y el tango) tengo en común con ese señor, pero sí estoy muy atenta a los efectos devastadores de sus acciones en la sociedad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.