Ene 4 2022
410 lecturas

Opini贸nPol铆tica

Urgente cambio de gobernanza mundial

聽Deber de memoria. Memoria del olvido. Deber de acci贸n y de palabra. Delito de silencio

Los inicios del a帽o 2022 exigen una especial铆sima reflexi贸n y la adopci贸n de decisiones sin ulterior demora. El 2021 ha sido extraordinariamente denso en acontecimientos y tendencias que deben recordarse y corregirse antes de que se alcancen puntos de no retorno. Por primera vez en la historia, algunas de las amenazas a escala global son de naturaleza irreversible y, ya en el antropoceno, podr铆a afectarse la propia habitabilidad de la Tierra si, una vez m谩s, olvidamos lo acordado e incumplimos nuestras supremas responsabilidades intergeneracionales.

Hasta hace muy poco, no sab铆amos lo que suced铆a en el mundo y no pod铆amos expresarnos. Adem谩s, una secular discriminaci贸n no nos permit铆a actuar conjuntamente. Cuando en 1945 las Naciones Unidas creadas por Roosevelt ofrec铆an un nuevo marco multilateral muy bien dise帽ado, la raz贸n de la fuerza volvi贸 a imponerse sobre la fuerza de la raz贸n y聽 las armas prevalecieron una vez m谩s sobre las palabras. 鈥淣osotros, los pueblos鈥, protagonistas de la primera frase de la Carta de las Naciones Unidas, no exist铆an en aquel momento y聽 la Asamblea General se hallaba integrada por representantes-siempre varones-de los Estados鈥Vistazo a las relaciones entre Rusia y EEUU en la historia | AP News

Hasta hace tres d茅cadas, el 90 % de los seres humanos nac铆an, viv铆an y mor铆an en unos pocos kil贸metros cuadrados, dominados por el poder absoluto masculino. Eran temerosos, silenciosos, desiguales, obedientes, sumisos鈥 Ahora, cuando m谩s apremiante era, los pueblos pueden, por fin, participar y activamente -es decir, vivir democr谩ticamente- porque, gracias en buena medida a la tecnolog铆a digital, pueden expresarse libremente. Y a todos, progresivamente, se les ha reconocido -es la gran victoria reciente de la humanidad- igual dignidad.

Al recordar los grandes rasgos del a帽o 2021 -gobernanza neoliberal plutocr谩tica, pandemia, cambio clim谩tico, emigraci贸n, hambre y extrema pobreza鈥 鈥撀 debemos estar conscientes de que, despu茅s de guardar silencio desde el origen de los tiempos, ha llegado el momento del multilateralismo democr谩tico gracias a la participaci贸n ciudadana. Ya no ser谩n las bases militares y los costos铆simos artilugios b茅licos los que confieran seguridad a nuestras vidas sino las nuevas soluciones que las Naciones Unidas debidamente reformadas -con una Asamblea General sin veto pero con voto ponderado e integrada, ahora s铆, por 鈥淣osotros, los pueblos 鈥, por la sociedad civil junto a los representantes de los gobiernos- permitan, seg煤n la sabia recomendaci贸n del profesor Jos茅 Luis Sampedro鈥, cambiar de rumbo y nave禄.

Para asegurar la participaci贸n ciudadana es imprescindible que todos estemos conscientes de los retos presentes y de la forma de hacerles frente. Tener 鈥渕emoria del olvido鈥 y, todos unidos, todos iguales, todos conscientes, participemos activamente, sabiendo siempre proceder de tal manera que sea la inteligencia humana la que dirija a la 鈥渁rtificial 鈥測 no al rev茅s. Esta ciudadan铆a 鈥渁dvertida y diligente鈥 ser谩 capaz de cumplir en estas cruciales circunstancias el prop贸sito de 鈥渓os pueblos鈥 en 1945: 鈥渆vitar a las generaciones venideras el horror de la guerra鈥濃 el horror de un planeta desvencijado, el horror de una minor铆a de formidables consorcios mercantiles llevando al聽 mundo en su conjunto hacia el abismo鈥

A este respecto, es procedente recordar a Aurelio Peccei cuando, en la d茅cada de los 60, con tanta anticipaci贸n como sabidur铆a, vig铆a del futuro, alertaba ya sobre 鈥渆l abismo frente a nosotros鈥 (鈥淭he chasm ahead鈥).聽 Y, con 茅l, a todos los que desde entonces han reiterado en m煤ltiples ocasiones alertas y advertencias, siempre deso铆das. El papel de las comunidades cient铆fica, acad茅mica, art铆stica, intelectual鈥 se incrementa en estos momentos, en los que ya son muchos los 鈥減ueblos鈥 que se dan cuenta de que ha llegado el momento de atender sus llamamientos y no los del 鈥渕ercado鈥濃

La UNESCO, la Academia de Ciencias de los Estados Unidos, las 鈥淐umbres de la Tierra 鈥(R铆o en 1992; Johannesburgo en 2002) …han sido invariablemente desatendidas por las ambiciones hegem贸nicas de quienes, desde la d茅cada de los 80, se integraron en grupos plutocr谩ticos (G6 ,G7,G8,G20).

Con el Presidente Obama en la Casa Blanca fue posible alcanzar, en aquel luminoso oto帽o de 2015, los Acuerdos de Par铆s sobre el Cambio Clim谩tico y la Resoluci贸n de las Naciones Unidas聽 鈥減ara transformar el mundo鈥, sobre la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Pero -insisto en ello- cuando al cabo de unos meses Donald Trump impuso de nuevo la hegemon铆a de Estados Unidos y anunci贸 sin ambages que no pondr铆a en pr谩ctica los acuerdos suscritos por su antecesor, silencio. Silencio en el mundo. Silencio en la Uni贸n Europea鈥 porque, entre tanto, su capacidad de acci贸n hab铆a decrecido sustancialmente, al exigirse la unanimidad en la toma de algunas decisiones muy relevantes鈥 隆y la unanimidad es la ant铆tesis de la democracia!

Para procurar el apremiante cambio de gobernanza mundial y promover las Naciones Unidas que ya he comentado sucintamente, su primer acto solemne deber铆a ser la adopci贸n de una Declaraci贸n Universal de Democracia, puesto que -esta es la gran convicci贸n como premisa-聽 s贸lo la democracia genuina a todos los niveles (local, nacional, regional y global) podr铆a resolver los actuales desaguisados hacia un porvenir a la altura de las inveros铆miles facultades que distinguen a la especie humana: pensar, imaginar, anticiparse, innovar, 隆crear! Cada ser humano 煤nico capaz de crear, de inventar, nuestra esperanza.

Deber de memoria鈥 y delito -ahora que ya podemos, y por tanto debemos, expresarnos- de silencio. Memoria de los migrantes de pa铆ses con recursos naturales abundantes鈥 pero que son explotados por oligopolios internacionales鈥 Hace tan s贸lo tres d铆as, el 28 de diciembre de 2021, la prensa comunic贸 que 188 emigrantes hab铆an fallecido ahogados en la costa Libia鈥 隆Libia! Cu谩nto importan聽 las riquezas del suelo y subsuelo libios鈥 y qu茅 poco los habitantes de esta tierra鈥 Y memoria de Yemen, con m谩s del 70 % de su poblaci贸n viviendo en pobreza extrema, dejada 鈥渁l cuidado鈥 del gran poder econ贸mico saud铆鈥 Y no olvidar sobre todo a los sirios despu茅s de siete a帽os de padecimientos sin l铆mites por una guerra que no son capaces de detener quienes deber铆an haberla evitado o solucionarla en un contexto de mediaci贸n multilateral鈥 Y memoria de Afganist谩n鈥

Y de tantos pa铆ses africanos -脕frica, fuente de sabidur铆a y solidaridad humanas-鈥 Y memoria de Hait铆, pa铆s que deber铆a ser tenido permanentemente en cuenta porque , despu茅s de padecimientos de toda 铆ndole, 鈥漢a agotado las l谩grimas鈥, seg煤n publicaba 鈥淓l Pa铆s 鈥渄el 22 de agosto鈥 Memoria de las pret茅ritas consecuencias del supremacismo en Europa y Asia, para impedir que se repitan intolerables acciones como la invasi贸n de Irak鈥 o la 鈥淥peraci贸n C贸ndor鈥 en Am茅rica Latina鈥 que abrieron heridas de dif铆cil sutura鈥 Isaac Rabin y Yasser Arafat: dos pacificadores sin legado de pazDeber especial de memoria para resolver de una vez la convivencia entre palestinos e israel铆es. En junio de 1995, con Yasser Arafat e Isaac Rabin se alcanz贸 el acuerdo鈥 truncado acto seguido por el asesinato del Primer Ministro鈥

Memoria de las autocracias que en m煤ltiples pa铆ses permiten una gobernaci贸n corrupta, con narcotr谩fico y abusos inadmisibles de poder鈥 Memoria del asalto al Capitolio de los Estados Unidos鈥 Memoria constante de la naturaleza agraviada鈥 Memoria del polo 脕rtico que, al fundirse, libera gas metano con un efecto ecol贸gico muy superior al anh铆drido carb贸nico鈥

Y no olvidar los inmensos gastos de defensa cuando los habitantes de estos territorios tan bien protegidos pasan, con frecuencia, hambre y viven en condiciones de gran precariedad鈥 No me canso de repetir que es intolerable que cada d铆a se inviertan en armas y gastos militares m谩s de 4.000 millones de d贸lares al tiempo que mueren de inanici贸n miles de personas, la mayor铆a ni帽as y ni帽os de uno a cinco a帽os de edad鈥

Debe aplicarse sin dilaci贸n un nuevo concepto de seguridad que permita disponer a la ciudadan铆a de mayores medios de todo orden ante cat谩strofes naturales, afecciones sanitarias鈥 teniendo siempre en cuenta las cinco prioridades de las Naciones Unidas: alimentaci贸n, agua potable, servicios de salud de calidad, cuidado del medio ambiente y educaci贸n a lo largo de toda la vida鈥 Deber de memoria de m谩s de 4.000 feminicidios en 2020 en Am茅rica Latina, seg煤n se present贸 en un art铆culo publicado en Other News el 25 de noviembre de 2021鈥Y tras la COP26, 驴qu茅? Expertos analizan los resultados de la Cumbre de Glasgow - Gestores de Residuos

Deber de memoria de la reciente aut茅ntica 鈥渆stafa鈥 de Glasgow COP 26, donde result贸 que los 鈥渃ompromisos鈥 alcanzados no eran 隆鈥渧inculantes鈥! (y, por tanto, no eran 鈥渃ompromisos鈥).聽 Sin embargo, se hizo p煤blico s贸lo a las 48 horas que era necesaria la ampliaci贸n 鈥減or razones geoestrat茅gicas y defensivas鈥, de la capacidad de acci贸n de la OTAN鈥 隆Como siempre! Como siempre, el lenguaje de las armas, de la fuerza, de la cultura de guerra en lugar de la cultura del encuentro, del di谩logo, la conciliaci贸n, la palabra, la paz. Frente al autoritarismo, multilateralismo democr谩tico鈥

Deber de memoria de quienes, contraviniendo derechos humanos esenciales del pr贸jimo, no han querido vacunarse, actuando en contra tambi茅n de las recomendaciones cient铆ficas. Pero deber de memoria, en particular, de aquellos que no se han podido vacunar por la reprobable codicia de los m谩s pr贸speros.聽 Ahora, sabiendo lo que pasa en la Tierra en su conjunto, debemos ir a la ra铆ces de los problemas鈥 y no consentir por m谩s tiempo una brecha social en la que fermentan tantos quebrantos que no pueden solucionarse por la fuerza sino por la palabra y la justicia.

Deber de memoria para no volver a la 鈥渘ormalidad pre-pand茅mica鈥, con botellones inveros铆miles, altamente infecciosos鈥 No volver a la globalizaci贸n de la ignorancia, con miles de personas actuando irresponsablemente en lugar de, conscientes de su esencial聽 papel en la reconducci贸n de la situaci贸n ecol贸gica y social, disponerse a participar activamente鈥 Si 鈥渧olver a la normalidad鈥 es volver a una gobernanza plutocr谩tica, a los designios de inmensos consorcios omnipresentes聽 y omnipotentes, se agudizar铆an todav铆a los desaf铆os actuales a escala global. Hace unos a帽os no ten铆amos pautas de conducta a seguir. Ahora s铆: la Agenda 2030 y los ODS鈥 Y al Presidente dem贸crata Joe Biden en la Casa Blanca.

隆Si al menos los super ricos abonaran los impuestos que les corresponden! Hace poco me impact贸 la noticia de que en Espa帽a los 2/3 de las fortunas superiores a 30 millones de euros no pagar谩n impuestos de patrimonio鈥 Todos iguales聽 -el supremacismo y el racismo deben ser inexistentes en el futuro-, todos juntos, alcemos la voz y聽 participemos en la reconstrucci贸n, en la invenci贸n del futuro que debemos a las generaciones que llegan a un paso de la nuestra鈥 La frase de Albert Camus 鈥渓es desprecio, porque pudiendo tanto se atrevieron a tan poco鈥, me alienta, m谩s que nunca en el pasado, a actuar con apremio. Hoy ser铆a imperdonable que nuestros descendientes pudieran reprobarnos no haber estado debidamente preparados ante los retos, algunos de car谩cter irreversible, que enfrentamos en estos tiempos.

鈥淓l deber supremo es seguir鈥, advirti贸 Pedro Salinas. S铆: s贸lo se fracasa cuando se deja de intentar.聽 Vamos a transformar el mundo, seg煤n el t铆tulo de la resoluci贸n de las Naciones Unidas sobre la Agenda 2030 y los ODS. Deber de memoria. Deber de acci贸n. Delito de silencio.

*聽 Doctor en Farmacia por la Universidad Complutense de Madrid (1958), ha sido catedr谩tico en diferentes universidades espa帽oles y ha desempe帽ado numerosos cargos pol铆ticos, entre otros el de ministro de Educaci贸n y Ciencia (1981-82). Entre 1987 y 1999 fue director general de la Unesco. Actualmente es presidente de la Fundaci贸n para una Cultura de Paz. Texto enviado a Other News por la oficina del autor.

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


A帽adir comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende c贸mo se procesan los datos de tus comentarios.