Dic 16 2010
1169 lecturas

Política

Venezuela: toda la derecha al contraataque

Néstor Francia.*

Las leyes revolucionarias y la Ley Habilitante aprobadas por la AN recientemente han movilizado a toda la derecha nacional e internacional en un contraataque coordinado. La relatora especial para la Libertad de Expresión de la OEA, Catalina Botero indicó que las leyes que se están aprobando en el país son "extraordinariamente graves". Hizo un llamado a la Asamblea Nacional para que no apruebe los proyectos de Ley.

"En lugar de ajustar el marco jurídico a estándares internacionales sobre la libertad de expresión, restringen el derecho", agregó, y refirió además que "Estos proyectos de Ley no sólo extienden las restricciones a la libertad de expresión que ya existían sobre la radio y televisión abierta, las extiende a la televisión por cable, a Internet; incluso aumentan las restricciones de una manera que a nuestro juicio es desproporcionada. Por eso la Relatoría hace un llamado a la Asamblea para que de manera muy serena estudie los estándares interamericanos, estudie el alcance de estos proyectos de ley y no los apruebe”.

También la CIDH y la misma Relatoría Especial para la Libertad de Expresión manifestaron su “preocupación” por la posible aprobación de la Ley Habilitante y las reformas a la Ley de Telecomunicaciones y Ley Resorte. A través de un comunicado de prensa, señalaron que "la ley Habilitante asigna al Presidente de la República facultades amplias, imprecisas y ambiguas para dictar y reformar normas regulatorias en el sector de las telecomunicaciones y la tecnología de información".

Por supuesto, no podía faltar en el coro la voz de Estados Unidos que criticó la Ley Habilitante por considerar que esta permitirá que el presidente Hugo Chávez gobierne por "decretos" y justifique "poderes autocráticos" que socaven "la voluntad del pueblo".

Durante su acostumbrada rueda de prensa, el portavoz del Departamento de Estado, Philip J. Crowley, criticó que Chávez haya solicitado poderes especiales para elaborar decretos-ley durante un año. "Esta es la cuarta vez que el presidente Chávez ha utilizado uno de estos decretos. Parece que encuentra formas nuevas y creativas para justificar poderes autocráticos", afirmó Crowley. Con la Ley Habilitante "creemos que lo que él está haciendo acá es socavar la voluntad del pueblo venezolano. Como subraya la Carta Democrática Interamericana, la separación de poderes e independencia de las ramas del Gobierno son un elemento esencial de una democracia representativa", añadió Crowley.

Uno aquí podría hacerse más de una pregunta, por ejemplo:0

¿Por qué la fulana relatora y la CIDH, que ahora pretenden erigirse en defensores de la libertad en internet no han dicho nada sobre la persecución a Julian Assange y a Wikileaks dirigida por un miembro de la OEA, Estados Unidos?

¿Ignoran que ya varias personas relacionadas con el grupo de cibernautas “Anonymous” han sido arrestadas por su apoyo a Wikileaks?

¿Y esa referencia, claramente intervencionista, que hace Crowley a la Carta Democrática Interamericana, no será el primer indicio serio de que la administración de Obama, hundida en su fracaso y en sus múltiples problemas, comienza a sucumbir a las presiones conservadoras para apretar las tuercas contra Venezuela?

La derecha del patio

…no se queda atrás y comienza a movilizar a todos sus efectivos. Un grupo de diputados opositores se declararon hoy en "emergencia" ante la sede de la Organización de los Estados Americanos (OEA) en Caracas, donde denunciaron como "un golpe a la democracia" el proyecto legal aprobado para dar poderes especiales al presidente Hugo Chávez.

“Los diputados electos nos declaramos en emergencia porque consideramos que la pretensión del presidente de arrebatarle la misión legislativa a la nueva Asamblea constituye un golpe a la democracia”, dijo la diputada electa María Corina Machado. De esa manera estos desvergonzados siguen abogando por la intervención foránea en Venezuela.

Igualmente asoma su cabeza la jerarquía católica. El arzobispo de Mérida, el adeco con sotana Baltasar Porras (quien según documentos revelados por Wikileaks propició de manera directa la posible intervención yanqui en Venezuela)  expresó que la aprobación de la Ley Habilitante representa el desconocimiento de la voluntad popular que eligió la nueva Asamblea Nacional, a la que estarían cercenando sus funciones antes del 5 de enero.

A su juicio, este nuevo instrumento legal generará más corrupción e impunidad: “las leyes están hechas para el servicio y beneficio de las personas, las leyes habilitantes deben ser para las necesidades de la gente, no para atornillar ningún tipo de poder, que le hace perder la confianza a este tipo de ley”. De este modo el fariseo asume el discurso opositor para seguir conspirando.

Ayer se llevó a cabo también “una asamblea de usuarios de Twitter” denominada “Por un internet libre y sin control”. La escuálida reunión se realizó nada más y nada menos que en el Centro de Cultura Chacao, uno de los templos de la ultraderecha en Caracas, supuestamente  para discutir las leyes que se debaten en la Asamblea Nacional. A través de Twitter se inició una “protesta” con el uso de la etiqueta #SOSinternetVE. Estas acciones son monitoreadas desde la Alcaldía de Chacao, en connivencia con los factores más reaccionarios de la derecha mundial.

Por su parte, el presidente Chávez aseguró que en Venezuela no se está prohibiendo internet, solo se está regulando, como sucede en otros países, incluido Estados Unidos: “Aquí no se está prohibiendo Internet (…) nadie nos puede acusar de no acceso a las tecnologías (…) sencillamente son códigos en la Constitución Nacional, hay que proteger al pueblo”.

En realidad, ese raro concepto de la “libertad” absoluta es uno de los más caros a la burguesía. Con él se esconde la verdad de que solo ellos son realmente libres en esta sociedad. Libres para acumular riquezas, para reprimir, para imponer su cultura decadente, para manipular, desde laboratorios o think thanks, el flujo informativo que corre por Internet y las actividades de las redes sociales.

Es la “libertad” de un mundo moribundo, que se opone a la verdadera libertad que se quiere instaurar en el reino de la solidaridad, de la existencia y el trabajo colectivos, del socialismo. Chávez le respondió al portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Philip Crowley, señalando que el imperio tiene miedo: "No hay nada más peligroso que la verdad (…) El imperio nos tiene miedo. No a Chávez, a la verdad".

Dentro de la preparación del ambiente para lo que intentará hacer a partir del cinco de enero, la derecha mandó a un escuálido grupete de “manitas blancas” hasta la Asamblea Nacional para protestas contra la Ley de Universidades, sin embargo, mientras se encontraban en los alrededores del Parlamento fueron abordados por grupos revolucionarios, lo cual desembocó en una pelea campal, que supuestamente produjo algunos heridos leves.

Dados los planes de la oposición, va a ser bastante difícil que no ocurran hechos como estos. El pueblo revolucionario no estará dispuesto a permitir que pequeños grupos desestabilizadores pretendan enseñorearse en el centro de la capital. El pueblo sabe a qué vienen.  

* Analista de asuntos políticos.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


A√Īadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.