Ago 21 2020
267 lecturas

Pol铆ticaSociedad

Foro Social Mundial, 驴un espacio para el debate o para coordinar planes de acci贸n?

Otro mundo es posible: ese fue el disparador que enamor贸 a quienes luchaban contra de la injusticia y la destrucci贸n del planeta, pero obviamente lo que se intentaba era evitar este mundo de la financiarizaci贸n y el despojo mundial. El 聽Foro Social Mundial (FSM) pas贸 a ser desde 2001 y por varios a帽os un punto de encuentro de los movimientos sociales contrarios a la globalizaci贸n neoliberal y se constituy贸 en voz alternativa a las directrices del Foro Econ贸mico Mundial de Davos.

Casi dos d茅cadas despu茅s, algunos de los hist贸ricos fundadores convocaron a replantear objetivos y evaluar potencialidades. Pero hoy lamentamos la ausencia de varios de los pensadores cr铆ticos que le dieron fuerza al Foro, desde nuestro Eduardo Galeano, pasando por Jos茅 Saramago, Samin Amin, Immanuel Wallerstein, Francois Houtart, Samuel Ruiz. Eso habla tambi茅n de la falta de renovaci贸n del pensamiento cr铆tico (o de la falta de su difusi贸n y socializaci贸n)OTRO MUNDO ES POSIBLE. Foro Social Mundial.

芦驴El Foro Social Mundial, que celebra su vig茅simo aniversario en 2021, es s贸lo un espacio abierto o puede, deber铆a ser, tambi茅n un espacio de acci贸n? Esta cuesti贸n ha sido discutida durante a帽os en su Consejo Internacional y hasta ahora no hubo posibilidad de llegar a una conclusi贸n鈥, se帽ala el manifiesto de los fundadores.

El Foro Social Mundial todav铆a tiene un gran potencial para darle voz y ayudar a los movimientos a poner sus alternativas en un contexto global donde los nuevos discursos y pr谩cticas puedan converger. Es por eso que pedimos un 鈥渞enovado foro social mundial鈥, agrega.

鈥淣os enfrentamos a una crisis global multidimensional; se necesita acci贸n a nivel local, nacional y global, con una articulaci贸n adecuada entre ellos. El FSM es el marco ideal para promover esta acci贸n. De eso se trata esta iniciativa禄, concluye el documento.

聽Desanclarse del pasado

Durante muchos a帽os, muchos 鈥減rogresistas鈥, anclados en el pasado, trataron de sortear las cr铆ticas a la realidad del FSM. Hace un par de a帽os se帽al谩bamos que muchos habi谩n tomado posturas cercanas a la m谩xima que dice que 鈥渆n una fortaleza sitiada, la cr铆tica es traici贸n鈥 (lo 煤nico fuera de debate son los principios). Las dudas siguen vigentes: continuar dentro del FSM para introducir estos debates tan necesarios o construir otra herramienta y en ambos casos, con qui茅n.

Claro, todo 茅sto en plena ofensiva neocolonial y en un declive del progresismo a nivel latinoamericano y mundial, una mirada conservadora impuesta por los medios hegem贸nicos y las redes sociales, y el temor de algunos 鈥渙rganizadores鈥 a perder a sus patrocinantes.

Estamos en la puerta del efecto de las nuevas tecnolog铆as en la sobrevida de los trabajadores y la econom铆a, as铆 como las noticias falsas (fake news), la posverdad y la inteligencia artificial, lo que hace necesaria un nueva agenda, pero manejada desde el sur. Claro, de todo esto ni se hablaba en 2001 en Porto Alegre鈥

El XIII Foro Social Mundial: "Resistir es crear. Resistir es ...Se帽al谩bamos que el comit茅 brasile帽o nunca quiso dejar el poder en un modelo an谩rquico abstracto basado quiz谩 en la visi贸n de las comunidades de base cat贸licas brasile帽as, sin ninguna relaci贸n con la realidad. Y el Comit茅 Internacional, de personalidades, sigui贸 manejado por peque帽os grupos y figuras que m谩s all谩 del altermundismo, representan a ONGs (algunas a sueldo), cada una de ellas con l铆neas y prop贸sitos tan concretos como propios, y muchas veces apenas a s铆 mismos.

Nueva agenda, nuevas formas

La 煤nica posibilidad de reflotarlo es para que vuelva a ser un espacio de acci贸n (y no s贸lo de debate) que incida en el mundo, reviendo su carta de principios acorde a la realidad de un mundo peor que el de hace 20 a帽os, poni茅ndose de acuerdo sobre los temas a debatir, incluyendo el cambio clim谩tico, las migraciones, las guerras, la deuda externa, el dominio de las nuevas tecnolog铆as, las finanzas especuladoras, la enorme desigualdad, el hambre, los modelos de desarrollo.

En el foro de San Salvador, por ejemplo, ni se habl贸 del cambio clim谩tico. Se impusieron los temas canalizados por ONGs europeas y estadounidenses, interesados en tem谩ticas que no son urgentes ni importantes para nuestras sociedades, pero que cuentan con financiamiento para su organizaci贸n.

Durante muchos a帽os, el discurso de la horizontalidad se contradijo permanentemente con el autoritarismo y la manipulaci贸n desde las estructuras del poder del FSM, m谩s entusiasmadas en organizar eventos (todo es eventual, no hay continuidad ni seguimiento de los temas y debates) entre convencidos, que dar la pelea por el pensamiento cr铆tico anticapitalista.Marcha inaugura Foro Social Mundial 2018 en Brasil 鈥 tdh ...

Recordamos que cuando los movimientos pol铆ticos comenzaron a acercarse al Foro, se hizo todo lo posible para alejarlos, con la excusa de evitar la contaminaci贸n. Y nuestros presidentes progresistas no fueron bienvenidos. E incluso, recordemos, el grupo brasile帽o impidi贸 que el Comit茅 Internacional emitiera un comunicado contra el juicio pol铆tico a la presidenta Dilma Rousseff. Ni siquiera se defendi贸 la democracia.

En los primeros foros, por ejemplo, el panel que se organiz贸 sobre la Utop铆a demostr贸 la necesidad del debate, de la batalla de ideas, en la guerra cultural contra el capitalismo y las fuerzas neocoloniales.

Hace unos a帽os, las personalidades que dieron vida y prestigio al FSM coincid铆an en se帽alar la profunda crisis, como indicaban las cifras y la falta de repercusi贸n y entusiasmo, e insist铆an en la necesidad de dar paso a una horizontalidad siempre inclusiva y transparente, pero aceptando que es necesario un m铆nimo de organizaci贸n y estructuraci贸n.

Desde el comienzo del proceso se insisti贸 (desde los medios alternativos) en la necesidad de que se crearan instrumentos para compartir con los que no concurr铆an a los foros. Pero el FSM fue quedando con iniciativas endog谩micas: de cada Foro no lleg贸 nada de las experiencias al resto del mundo. Hoy los medios electr贸nicos hacen posible lo que hace 20 a帽os era impensable.

El antiguo dise帽o del FSM es facilitador de la fragmentaci贸n, de que cada panel crea que lo m谩s importante es su lucha y no la que dio origen al mismo, la necesidad de inventar un mundo diferente, justo, equitativo, de paz, de respeto a la naturaleza. Como dec铆a Galeano en los setenta, mientras algunos hacen la revoluci贸n, Brigitte Bardot lucha en defensa de las ballenas azules鈥Foro Social Mundial, diez a帽os de lucha por un mundo mejor ...

En m谩s de tres lustros, el FSM corri贸 los peligros como la rutinizaci贸n, la oenegizaci贸n, la cooptaci贸n, la burocratizaci贸n, la falta de participaci贸n de movimientos reales, la dispersi贸n, la infiltraci贸n, el copamiento. Y esta realidad lo confirma. En medio de la crisis sist茅mica del capitalismo, con una crisis clim谩tica, pol铆tica, social, sanitaria, migratoria, alimentaria sin precedentes, se insist铆a en apostar a la tan mentada horizontalidad, que solo beneficia al pensamiento 煤nico y al inmovilismo.

El FSM ha perdido peso e influencia en nuestra regi贸n, quiz谩 porque aquellos movimientos sociales que llevaron a nuestros presidentes reformistas al gobierno, desaparecieron de las calles, porque tambi茅n ellos fueron cooptados (y burocratizados) para tareas del gobierno y los movimientos desmovilizados.

Hoy muchos otrora altermundistas buscan foros sobre temas que tienen inter茅s para ONGs europeas y estadounidenses y huyen de los temas acuciantes para el futuro de su propia gente, quiz谩 para no perder la gimnasia forista鈥 y su financiamiento.

El desaf铆o es saber hacia d贸nde caminar, con qui茅n caminar. Dec铆a Antonio Machado que 鈥渘o hay camino, se hace camino al andar鈥

.

(*) Periodista y comunic贸logo uruguayo. Mag铆ster en Integraci贸n. Fundador de Telesur. Dirige el Centro Latinoamericano de An谩lisis Estrat茅gico (CLAE, www.estrategia.la) y preside la Fundaci贸n para la Integraci贸n Latinoamericana (FILA).

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

A帽adir comentario