Nov 12 2013
885 lecturas

OpiniónPolítica

Nuevo bestiario político del Reyno de Chile

En el quincenario Punto Final, Álvaro Ramis hace una radiografía de los candidatos a la presidencia de Chile, desde la favorita Michelle Bachelet, pasando por Franco Parisi, Marcel Claude, Ricardo Israel, Marco Enríquez-Ominami, Roxana Miranda, Evelyn Matthei, Álvaro Sfeir y Tomás Jocelyn-Holt.
* Franco “carpe diem” Parisi . Se supone que es la gran novedad, pero en realidad no es más que otro ejemplar de la vieja familia de los “políticos-no-políticos”. Esta es una de las especies más abundantes en este territorio y a ella han pertenecido bestias tan famosas como Arturo Alessandri Palma, Carlos Ibáñez del Campo, Jorge Alessandri, Francisco Javier Errázuriz y Joaquín Lavín.

Siempre dicen ser profesionales de clase media que vienen a barrer con los políticos. Y hay mucha gente dispuesta a escucharles la historia de “mi querida chusma”, de la escoba, de los tres pollitos, del Viva el Cambio y los problemas reales de la gente. Ahora es el profesor Parisi, que sacrifica su Porsche para que la señora Berta lo contrate. Esta bestia debe aprovechar muy bien sus quince minutos de fama. No vaya a ser que termine como Fra Fra, denunciado por tráfico de esclavos.

* Marcel “lapsus linguae” Claude . El mayor depredador de Marcel Claude es Marcel Claude. Y conste que tiene las ideas justas, el programa perfecto, las intenciones más nobles. Pero se cae por otro lado. Es una bestia muy vanidosa. Insulta a sus contrincantes. Menosprecia a sus potenciales aliados. Se va de lengua y debe salir a aclarar lo que dijo, por qué lo dijo o cuándo lo dijo. O dar explicaciones de las demandas, embargos y otros viejos líos judiciales que le persiguen. Pobre de quienes lo critiquen, porque ni olvida ni perdona. Claude es bestia rencorosa. Tiene cualidades y méritos, eso no lo discute nadie. Pero se olvida que el peor enemigo que podemos encontrar siempre es uno mismo.

* Ricardo “aurea mediocritas” Israel . A este tipo de animales le sienta bien un medioambiente estable y sosegado. El es esto y lo contrario, pero tal vez otra cosa. Regionalista, pero no federalista. Quiere reformas políticas, pero sin cambios constitucionales. Cambiar las AFPs, pero hasta por ahí no más. Ni de derecha ni de Izquierda. El centro como un pantano para retozar. Dorada mediocridad.

* Marco “sui géneris” Enríquez-Ominami . Este espécimen es un híbrido, producto de la más alta ingeniería político-genética. Algunos dicen que es mitad Enríquez y mitad Ominami. Otros creen que la proporción es 40%-60%, otros 30%-70%, e incluso algunos sostienen que es 10%-90%. Sus seguidores piensan que es una mezcla perfecta: inteligencia, carisma y radicalidad por su lado Enríquez, y cálculo, pragmatismo, sentido de la oportunidad por su lado Ominami. Etica de la convicción y ética de la responsabilidad en un solo envase. Pero para sus detractores se trata de un caldo intragable. Lo que está fuera de dudas es que es un bicho originalísimo, muy difícilmente catalogable dentro de las taxonomías del Reyno.Chile  candidatos 2013a

* Roxana “vox populi” Miranda . Pertenece a una especie en peligro de extinción: la de los dirigentes sociales que expresan políticamente sus demandas. Se ha atrevido a entrar a un ecosistema adverso, lleno de gigantescos depredadores. Sin embargo, ha sacado las garras y ha mostrado que es una pequeña fiera, dispuesta a dar la pelea. Su única arma ha sido la autenticidad. Mostrarse tal como es y en sus palabras y en sus gestos representar, aunque sólo sea por unos minutos, la voz más sincera del pueblo.

* Michelle “statu quo” Bachelet . Esta gallinita es una maestra del silencio. Si las otras bestias tratan de conquistar por la palabra, ella lo hace administrando cada uno de sus sonidos. Así cada cual se imagina una Michelle a su entero gusto: roja por su historia de vida o azul por sus actuales amigos. Hay Michelle para todos. Y Michelle gestiona coquetamente sus adhesiones dando un poquito en el gusto a cada uno. Pero lo que nunca permite es que se le desordene el gallinero. Porque en el fondo lo que Michelle más teme es que se abra la puerta de la jaula y los pollos salgan a revolotear fuera del corral. Por eso hay que mantener algún grado de ilusión en el criadero. La pregunta es cuánto tiempo podrá mantener el espejismo.

* Evelyn “manu militari” Matthei . Se trata de una víbora de temer. Aprendió de su padre el arte de la guerra y del serrucho afilado. El se lo aplicó sin compasión al general Gustavo Leigh en 1978 y la noche del 5 de octubre de 1988, lo volvió a hacer contra Pinochet, la bestia de las bestias, al olfatear lo que se cocinaba en “la embajada”, lo único que importaba en ese momento. Evelyn resultó ser alumna aventajada. En 1992 usó serrucho militar para sacarse del camino a Sebastián Piñera, en vivo y en directo por televisión. Y desde entonces muchos han conocido los venenos de su boca: Osvaldo Andrade, Marta Isasi, y una larga lista de políticos y periodistas. Este año se ha sentado a ver cómo caían los cadáveres a sus pies: Golborne, Longueira, Allamand. Y en las últimas semanas, Parisi. Nunca se confíe delante de esta serpiente.

* Alfredo “rara avis” Sfeir . Es el pájaro más raro de todo el Reyno. Y no sólo por su ropa de gurú oriental, por sus apellidos o por los desenfoques de su franja electoral. Es rarísimo en todo. No ataca a sus contrincantes. No agrede a sus críticos. No busca robar cámara. Después de treinta años trabajando en Washington para el Banco Mundial, es un firme anti-neoliberal y apoya la Asamblea Constituyente. Es un espécimen extraño, pero sus palabras no tienen nada de raro. Son de un sentido común más que evidente.

* Tomás “delirium tremens” Jocelyn-Holt . Es otro ejemplar de la familia de los DC despechados. Desde que Arturo Frei Bolívar obtuvo un 0,38% de los votos en 1999, no se veía uno en las presidenciales. Ha declarado que es el único que puede ganarle a Bachelet si pasa a segunda vuelta. Pero en realidad, Tomás corre serio riesgo de no superar los votos de Frei Bolívar en estas elecciones. Su objetivo en lo que resta de campaña no debería ir más allá de sobrevivir al tráfico santiaguino

*Publicado en “Punto Final”, edición Nº 793, 8 de noviembre, 2013

X

Envíe a un amigo

Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario