Dic 7 2014
1125 lecturas

Pol铆tica

Unasur vuelve a las fuentes

En la inauguraci贸n de su sede, el edificio N茅stor Kirchner, los jefes y jefas de Estado sudamericanos se pusieron de acuerdo en los temas que m谩s los preocupan, desde los buitres hasta la infraestructura, la baja del petr贸leo y la paz en Colombia.

Sus compa帽eros de escuela secundaria, como Jos茅 Salvini, cuentan que quer铆a ser gobernador y despu茅s presidente. Pero ninguno relata que el sue帽o de N茅stor Kirchner era ser uno de los protagonistas de la integraci贸n sudamericana. La inauguraci贸n de un monumento en Quito y la colocaci贸n de su nombre a la sede definitiva de la Uni贸n de Naciones Suramericanas parecen marcar un sello: la verdadera agenda pol铆tica termina siendo construida como respuesta regional a los desaf铆os de la pol铆tica cotidiana, y el m茅rito de cada presidente o presidenta es saber c贸mo articular con los dem谩s para solucionar problemas.

Primer secretario de la Unasur elegido por consenso el 4 de mayo de 2010, el Kirchner sudamericanista es un producto tan emp铆rico como la cumbre del jueves y el viernes en Guayaquil y Quito.unasur k

Sin usar esas palabras lo dijo la presidenta brasile帽a Dilma Rousseff en la reuni贸n de los jefes de Estado. Dilma construy贸 una agenda surgida de la necesidad:

-Exhort贸 a sus colegas a ejecutar proyectos comunes de integraci贸n y de infraestructura log铆stica y energ茅tica.

– Mencion贸 un problema que afecta como m铆nimo a Venezuela, Colombia, Ecuador y Per煤, que es la baja del 30 por ciento en el precio del petr贸leo. 鈥淓n la actual coyuntura de crisis internacional, con la ca铆da del precio de las materias primas y principalmente del petr贸leo, el desaf铆o del desarrollo es todav铆a mayor鈥, afirm贸 Rousseff.

– La cooperaci贸n entre los pa铆ses de Sudam茅rica deber铆a aumentar estimulada por los problemas mundiales que surgen del 鈥渄if铆cil cuadro en Europa y la recesi贸n en Jap贸n鈥 y la recuperaci贸n todav铆a d茅bil de la econom铆a norteamericana.

Cristina Fern谩ndez de Kirchner particip贸 de la coincidencia en relacionar la Unasur con problemas concretos. En su discurso del viernes mencion贸 鈥渃onstrucciones previas鈥, como 鈥渓a que llevamos a cabo en el Palacio de La Moneda, cuando nos reunimos los distintos mandatarios de la Unasur para parar 鈥搇iteralmente鈥 el golpe contra el compa帽ero Evo Morales, en Bolivia鈥. Otras construcciones anteriores al edificio N茅stor Kirchner fueron, seg煤n la Presidenta, 鈥渃uando en Buenos Aires nos convocamos para defender el gobierno de Rafael Correa, que quer铆a ser derrocado por un golpe suave, esta vez no de fuerzas armadas, sino de fuerzas policiales鈥, y cuando 鈥渄etuvimos un enfrentamiento por la violaci贸n de la soberan铆a de Ecuador, all谩 en Santo Domingo, acompa帽ando a Rafael en sus justos reclamos鈥. Cerr贸 as铆 Cristina su alusi贸n a los antecedentes: 鈥淵 esta construcci贸n tiene, finalmente, su coronaci贸n 鈥揹ir铆a yo鈥 cuando esos dos grandes hombres que fueron Hugo Ch谩vez y N茅stor Kirchner, pudieron, junto a otro gran presidente como Juan Manuel Santos, en Santa Marta, construir la paz definitiva entre Venezuela y Colombia鈥.

En sus conversaciones informales, la Presidenta inform贸 a los dem谩s jefes y jefas de Estado sobre el litigio argentino con los holdouts que siguen sin aceptar el acuerdo sobre deuda soberana alcanzado con el 92,4 por ciento de los acreedores en 2005 y 2010.

Este diario pudo saber que tambi茅n Evo Morales se pregunt贸 y pregunt贸 a los dem谩s hasta qu茅 punto la regi贸n est谩 blindada frente a la crisis mundial y qu茅 deber铆a hacer para disminuir m谩s a煤n la vulnerabilidad.

Ante los periodistas, el presidente Nicol谩s Maduro fue directo: 鈥淧ropuse que prioriz谩ramos para 2015 el tema econ贸mico, el tema de la cooperaci贸n econ贸mica, el tema del enfrentamiento a las dificultades financieras y fiscales que tienen varios pa铆ses de Am茅rica del Sur鈥, inform贸.

unasur quito鈥淪eparados ser谩 el capital transnacional el que nos imponga las condiciones鈥, dijo el anfitri贸n Rafael Correa en el punto exacto del Ecuador. 鈥淯nidos seremos nosotros los que impondremos las condiciones al capital internacional.鈥

Todos los presidentes salvo Cristina ya no tienen elecciones pendientes a corto plazo en sus pa铆ses. Pasaron por comicios en 2014 Venezuela, Brasil, Bolivia, Uruguay, Colombia y Chile.

La agenda actual de integraci贸n f铆sica, soluci贸n concreta de problemas pol铆ticos y actitud com煤n ante litigios financieros se completa con el blindaje geopol铆tico que supondr铆a el final exitoso del proceso de paz en Colombia, que volvi贸 a su curso con negociaciones en La Habana entre el presidente Juan Manuel Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. Ernesto Samper, que fue presidente entre 1994 y 1998 y hoy es secretario de la Unasur, lo plante贸 de manera abierta. 鈥淧or favor, presidente Santos, consiga esa paz que ser谩 no solamente la paz de los colombianos, sino la de todos los sudamericanos鈥, dijo Samper. Y agreg贸 dirigi茅ndose a los dem谩s: 鈥淎y煤dennos a encontrar la paz; la paz que est谩 buscando el presidente Santos no es s贸lo la paz de los victimarios, sino tambi茅n la paz de las v铆ctimas鈥. Samper dijo que 鈥渓a generaci贸n a la que pertenecemos con el presidente Santos no ha conocido un solo de d铆a de paz: nacimos en la violencia, hemos crecido, hemos hecho pol铆tica, nos hemos educado todo en medio de la violencia armada鈥.

El problema es m谩s complejo pero resiste una simplificaci贸n: la Colombia de Santos decidi贸 no imitar al M茅xico de Felipe Calder贸n, el presidente anterior, que consagr贸 como pol铆tica central una supuesta guerra contra el narcotr谩fico con el resultado de 100 mil muertos entre asesinados y desaparecidos. Ahora, por la masacre de los estudiantes de magisterio de Ayotzinapa, M茅xico entr贸 en una crisis profunda de la que el presidente Enrique Pe帽a Nieto busca salir sin pagar el costo de que la narcopol铆tica se convirti贸 en una serie de cr铆menes en masa cometidos por el Estado.

De eso hablaron tambi茅n los presidentes reunidos en la Unasur, una agrupaci贸n heterog茅nea de gobiernos donde hasta Colombia se siente c贸moda entre administraciones de centroizquierda y en la que, hasta ahora, la agenda es definida con mayor dedicaci贸n por los jefes y jefas de Estado cuando sienten que fuera de Sudam茅rica hace fr铆o, mucho fr铆o.

—-

Addendo

UNASUR: 驴a qui茅n le hablaba el Pepe Mujica cuando hablaba de corrupci贸n?
Mario Puerta, Matriz del Sur

Impresionante el discurso del presidente sabio de Uruguay, Jos茅 芦Pepe禄 Mujica, en su toma de la presidencia Pro Tempore de la UNASUR.

El Pepe dijo: 鈥淓l que quiera tener plata que se vaya al mundo del comercio, de la industria, que entregue su existencia al mundo financiero y est谩 bien, (鈥) pero el af谩n de plata en el mundo pol铆tico, no es que no existen intereses, vaya que existen, pero no son intereses tangibles, sino la preocupaci贸n de c贸mo vive la gente, tener responsabilidad, sinton铆a y cari帽o con la gente. Es otra historia鈥, expres贸 este jueves el presidente de Uruguay, Jos茅 鈥淧epe鈥 Mujica.

No sabemos si alguno de los presidentes o presidentas de las naciones del sur se miraban entre ellos o pesta帽eaban al escuchar las palabras del m谩s pobre de los presidentes de la regi贸n (y del Mundo) refiri茅ndose a quienes dedic谩ndose a la pol铆tica (y los presidentes que all铆 estaban llegaron a sus cargos mediante la pol铆tica) se apropian de dinero mediante fuentes de recaudaci贸n legales o ilegales provenientes de actividades econ贸micas p煤blicas o privadas de diversas clases.

Pero Mujica fue m谩s all谩: 鈥淣o puede ser que la sociedad capitalista transforme todo en un mercado, las pol铆ticas no pueden ser un mercado. Por eso apelo a los se帽ores presidentes, habr谩 una Am茅rica integrada no solo por concordancias que podamos tener o diferencias de ideas, todo es negociable, pero lo que no puede ser negociable es el alma y el compromiso que tenemos con la gente y los pueblos鈥, expres贸 en un emotivo discurso.

鈥淪olo alcanzaremos el desarrollo si somos capaces de construir la Patria que so帽aran nuestros libertadores, todo depende de la altura y compromiso que tengamos鈥, agreg贸.

鈥淗ay que tener esperanzas y creer en la gente que gobierna, y la gente que gobierna, para ser cre铆ble, tiene que asumir la fe y el compromiso republicano. Las rep煤blicas vinieron para gritarle a los reyes que los seres humanos somos iguales por derecho de nacimiento y las mayor铆as mandan鈥.

鈥淵 est谩 pasando en el mundo, no puede ser, que el se帽or mercado nos mandata en todo, y no puede ser鈥.

鈥淧or tanto, los que gobiernan tienen que pertenecer en alma y compromiso con las mayor铆as鈥, sentenci贸.

Mujica pidi贸 perd贸n por su discurso. 鈥淧or la pasi贸n que tenemos en estas cosas, pero se me va la vida en estos sue帽os鈥

Pero, 驴A qui茅n le hablaba el Pepe Mujica cuando hablaba de corrupci贸n?

  • Compartir:
X

Env铆e a un amigo

No se guarda ninguna informaci贸n personal


A帽adir comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende c贸mo se procesan los datos de tus comentarios.