Ene 21 2010
567 lecturas

Sociedad

Suma Qamaña: en Bolivia hoy se encuentra finalmente América Latina

Magalí Silveyra.

Iniciará su segundo mandato Evo Morales con una ceremonia que, en muchos sentidos, cierra la profunda división del país entre la población originaria americana y los descendientes de los migrantes europeos. La era Suma Qamaña(vivir bien, en aymara) se inicia en la ciudadela andina de Tiwanaku y mañana, con la asunción oficial al nuevo período presidencial se consagrará oficialmente en un acto preparado por la nueva Asamblea Legislativa en la que están representadas las distintas nacionalidades bolivianas.

La ceremonia, de hondo significado para la mayor parte de la población, incluye un ritual en el que Morales recibe energía cósmica positiva, que le es transmitida por un sacerdote aymara flanqueado por una veintena de autoridades originarias (mallkus) de comunidades del altiplano.

Miles de persones, incluyendo viajeros de los países vecinos, se han dado cita espontánea para estar presente y ser testigos de Evo Morales caminar desde la antigua pirámide de Akapana y participar de cuatro ofrendas a la Madre Tierra antes de llegar al templo de Kalasasaya, donde se encuentra la Puerta del Sol, fastuoso monumento de enormes piedras talladas que además refleja lo elevado de la cultura precolombina.

El primer mandatario, durante el ceremonial, viste una túnica blanca y negra, hecha por mandato del Consejo de Amautas de Tiwanaku, cuya simbología se relaciona con la prosperidad, la sabiduría y el triunfo. En la ocasión, Evo Morales recibe el bastón de mando –con dos cabezas: el cóndor y el puma– de los pueblos indígenas entregado simbólicamente por una niña y una abuela, ambas indígenas aymaras, que representan en el transcurrir del tiempo y la permanencia de la vida.

El presidente Morales dedicó los primeros cuatro años de su primer período a despedir al viejo Estado colonial y de opresión para dar paso a su prometida refundación de Bolivia mañana 22 de enero de 2010 ya iniciada la era Suma Qamaña. Vivir Bien significa "avanzar en la construcción de una patria libre, justa, con inclusión, igualdad, solidaridad, dignidad y soberanía".

Más allá de las personalidades, delegaciones e invitados oficiales, protagonizarán el comienzo del nuevo gobierno de Morales más de 40.000 personas llegadas no sólo desde diferentes puntos cardinales de Bolivia, sino de la Argentina, Chile, Perú, Paraguay y la región guaraní, Ecuador, otros países latinoamericanos e incluso de Europa. Según algunos observadores, desde el triunfo de Salvador Allende, en Chile en 1970, una figura política no despierta tamaña esperanza en un pueblo.

En Bolivia y a través de Evo Morales quizá América Latina se encuentre finalmente a sí misma.
 

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


Su nombre (requerido)

Su Email (requerido)

Amigo(requerido)

Mensaje

Añadir comentario