May 7 2012
2714 lecturas

Ciencia y TecnologíaSociedad

Estados Unidos, marcar seres humanos: ¿medida de salud o control social?

El presidente Obama aprobó la implantación de un microchip en EEUU como parte de su proyecto de reforma sanitaria para el 2013. El microchip será obligatorio: sin él no se podrá acceder a los centros de salud. | GONZALO TARRUÉS.

 

La implementación de la idea hace pensar a sus detractores y activistas sociales que éstase convierta en una primera excusa para avanzar en otros planes cuyo objetivo es lisa y llanamente controlar integralmente los movimientos de las personas humanas.

 

Pronto, luego de aprobado el uso del miccrochip —aseguran—, no se podra hacer nada: ni comprar ni vender ni efectuar trámite alguno; el artilugio reemplazará a cualquier otro documento de identidad. Todos los datos personales y movimientos quedaran guardados en el sistema.

 

La idea no es nueva, hace algunos años se cumplió un proyecto semejante con voluntarios estudiantes y personal universitarios en una universidad del este del país; en este caso se trataba de medir el desplazamiento por las distintas áreas del centro de estudios (cafetería, biliotecas, laboratorios e instalaciones varias). La idea fue parcialmente abandonada ante las protestas que generó.

 

Grupos religiosos estadounidenses de origen cristiano, en conocimiento de que el implante se efectuará en la mano o la frente, recordaron que la Biblia profetiza una marca en El Apocalipsis (13:16: la marca de la bestia 666).

 

Para otros luchadores ciudadanos —y no solo en EEUU— la puesta en marcha de microchip no es más que otra seña de lo que empieza a generar el «nuevo orden mundial».

Un breve vídeo informativo de un canal argentino, en castellano, ilustra sobre el proyecto aquí.

  • Compartir:
X

Envíe a un amigo

No se guarda ninguna información personal


Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.